hidráulica

9
Ese sería el titular sensacionalista. Más corto, más directo, de más impacto. Pero es más correcto titular así: Unidas Podemos solicita la reversión al Estado de las centrales hidroeléctricas cuyas concesiones vayan caducando. Esa es la clave: la fecha de caducidad.
Podemos pide la nacionalización de las centrales hidroeléctricas

La petición la hace efectivamente el Grupo Parlamentario Confederal Unidas Podemos-En Comú Podem-Galicia en Común. Pero la hace de la mano de una sentencia de la Audiencia Nacional que acaba de ratificar que el límite de 75 años para la explotación de las centrales hidroeléctricas por parte de las compañías privadas titulares de sus concesiones supone "un plazo máximo improrrogable". O sea, que Podemos pide una "nacionalización" que la Justicia estaría considerando ya obligatoria.

La Ley de Aguas dice que, "al extinguirse el derecho concesional, revertirán a la Administración competente, gratuitamente y libres de cargas, cuantas obras hubieran sido construidas dentro del dominio público hidráulico para la explotación del aprovechamiento". Dice exactamente eso (en el artículo 53) y se refiere esa Ley básica (en el artículo 59.4) a concesiones "con carácter temporal y plazo no superior a setenta y cinco años". Pues bien, la sentencia de la Audiencia Nacional (página 25) entiende esos 75 años como "plazo máximo improrrogable". La sentencia es del pasado mes de febrero y avala la reversión al Estado de la central oscense de Lafortunada-Cinqueta, una de las mayores del Pirineo. La concesión fue otorgada en 1927 "por el plazo de 75 años (...) como preceptúa el Real Decreto de 10 de noviembre de 1922" (porque resulta que ese Real Decreto, aprobado hace casi cien años, en tiempos de Alfonso XIII y Primo de Rivera, establecía para la reversión el mismo plazo, 75 años, que establece la hoy vigente Ley de Aguas). El caso es que, en esa sentencia, la Audiencia Nacional señala un "plazo máximo improrrogable" en el límite de 75 años para la explotación de las centrales hidroeléctricas por parte de las compañías privadas titulares de sus concesiones. Y Unidas Podemos considera que el criterio fijado por la Audiencia Nacional avalando esa reversión "es una garantía para acelerar la transición ecológica". El Grupo Confederal ya había propuesto la creación de una “empresa pública de la energía” que asumiera, entre otras cosas, precisamente la explotación de las centrales hidroeléctricas cuyas concesiones fueran caducando y tuviera un rol activo en la instalación de energías renovables como "agente esencial" de la transición energética. Según el cofundador del partido ecologista Equo Juantxo López de Uralde, diputado ahora integrado en el Grupo Parlamentario de Unidas Podemos, "la reversión al estado de las centrales hidroeléctricas ayudaría a acelerar la transición ecológica, ya que puede dotar de recursos al Estado para impulsar esa transición". Según el Gobierno, en los próximos meses caducan las concesiones de al menos diez centrales hidroeléctricas.

Juantxo López de Uralde, diputado de Unidas Podemos y Presidente de la Comisión de Transición Ecológica: "con esta sentencia, la Audiencia Nacional hace firme su criterio de que el límite de 75 años para la explotación de las centrales hidroeléctricas por parte de las compañías privadas titulares de sus concesiones supone un plazo máximo improrrogable. Recuperar la gestión pública de estas infraestructuras permitirá emplear la energía producida para complementar los valles producidos por otras tecnologías renovables, además de proteger la salud de los ríos, garantizar el riego, u otras funciones de control de crecidas y suministro de agua”

Precisamente el diputado López de Uralde, en nombre del Grupo Parlamentario Confederal Unidas Podemos-En Comú Podem-Galicia en Común, ha presentado a la Mesa del Congreso cuatro preguntas sobre el particular. Son estas:

• ¿Cuál es la posición del Gobierno respecto del criterio fijado por la Audiencia Nacional con las sentencias mencionadas?

• ¿Ha dispuesto un plan de actuación el Gobierno para facilitar y agilizar la recuperación por parte del Estado de las centrales cuyos permisos de explotación hayan vencido ya, o venzan en los próximos años?

• ¿Tiene el Gobierno realizado un cálculo de las indemnizaciones a percibir por aquellos rendimientos que hayan obtenido las empresas concesionarias durante el tiempo que las han explotado por encima de ese plazo?

• ¿Podría hacer públicos estos planes?

En la imagen, Juantxo López de Uralde, durante su primera intervención, hace apenas unas semanas, como presidente de la Comisión de Transición Ecológica del Congreso de los Diputados.

Información relacionada
• Fechas de final de la concesión, según el Gobierno

• Proposición de Ley sobre la reversión de los saltos hidroeléctricos. Presentada en febrero de 2018 por el Grupo Parlamentario Confederal de Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea

• Pantanos: el final de las concesiones puede señalar el principio de la contención del precio de la luz (septiembre de 2018)

• El Gobierno estudia recuperar las concesiones hidroeléctricas que caducan y usarlas como herramienta para abaratar el precio de la luz

• Podemos pide al Gobierno que audite a las hidroeléctricas (noviembre de 2018)

Añadir un comentario
Manuel
Miguel eso que dices; \"Lo que no sé de dónde saca Podemos o Juantxu, que la reversión de las centrales \\\"es una garantía para acelerar la transición ecológica\\\". Sea una concesión o gestionada directamente por el Estado, la generación eléctrica de las centrales va a seguir siendo la misma\". se traduce en que los beneficios que obtengan de esas centrales hidroeléctricas van a ir directamente al Estado, no a las concesionarias, y quieres dirigirlos a invertir en energías renovables de titularidad estatal, aparte de para colocar a todos los amiguetes y afiliados de Podemos en la empresa pública que creen, claro.
rosendo
De acuerdo contigo Carlos, el agua es un bien muy valioso como para tirarlo por producir unos kilowatios. Y también estoy de acuerdo en que todos los embalses deberían tener un aprovechamiento hidroeléctrico de cada gota que desembalsan, aunque solo fuera cuando tienen que mantener un caudal mínimo ecológico, por desgracia hay muchos que no lo tienen. Pero también es cierto que hay presas cuyo fin casi exclusivamente es la producción hidroeléctrica, pues los lugares donde se encuentran solo es viable para este aprovechamiento... ¿Qué tierras de cultivo vas a regar a la salida del embalse de Alcántara en la frontera con Portugal?. Lo que hay que hacer es dar prioridad al almacenamiento de agua para consumos agrícolas o simplemente humano en aquellos lugares donde sea posible. Luego las condiciones pluviométricas de cada época marcarán si es posible o no dar aprovechamiento hidroeléctrico o no. Con lo que no puedo estar de acuerdo es con lo de las nucleares... Te has quedado anclado en la ideología energética de hace 20 años o en el planteamiento energético de FAES. Las nucleares ya no son baratas, pregunta si no a los finlandeses a cuanto les va a salir el kW de su flamante central nuclear de Olkiluoto 3, la primera que se empezó a construir en Europa después de Chernóbil. Tras más de 15 años de construcción y unos costes totales de unos 6.000 millones de euros para 1.600 Mwh de potencia. Sin entrar a valorar los costes de explotación y la gestión de los residuos durante un móntón de años. ¿De verdad crees que es más barata que la eólica con costes por Mwh instalado menores al millón de euros o la fotovoltaica acercándose cada vez más al medio millón por Mwh?. Todo esto sin valorar el riesgo que supone un posible accidente, aunque que sea con una bajísima probabilidad. No creo que la mayoría de la población estaría dispuesta a sumir ese riesgo, por ahorrarse, si fuera el caso, unos euros al año en la factura de la luz.
rosendo
Llevas razón Miguel, No se pueden regalar concesiones, ni prorrogarlas gratis, pero estamos hartos de verlo en distintas áreas. Por eso es mejor que quede claro que cuando se acaben las concesiones reviertan al Estado. Lo que hay que procurar es que el Estado sea capaz de administrarlas de la mejor forma posible y esos kilowatios que serán los más baratos de producir, ayuden a baratar todo lo posible la factura de la luz y no sirvan para enriquecer a unos pocos.
Carlos
En respuesta a \"Rosendo\" y refiriéndome a embalses, no ha saltos de agua. Si el uso del agua de los embalses tiene como primer objetivo producir energía, nos vamos a la mierda. El agua se debe usar primera y casi exclusivamente para el riego agrícola, produciendo energía a la vez que desembalsa, pero repito, para ese uso agrícola. Estamos viendo como en el norte se dedican a tirar agua en invierno y luego en verano cuando realmente hace falta no tenemos. Aprovechando este comentario, OJALÁ LA POBLACIÓN ESPAÑOLA NO FUESE TAN IGNORANTE A LA HORA DE DECIR \"NO\" A LA NUCLEAR. Tendríamos electricidad más barata y limpia.
Miguel
Sí, a Iberdrola le sancionó la CNMC y tuvo una denuncia del fiscal por un delito contra el mercado y los consumidores del artículo 281 del Código Penal. Por unas actuaciones a finales del 2013. Es decir, por algo puntual y punible. Por tanto, no puede extrapolarse a que pueden hacer la gestión como les de la gana en todo momento de todas las centrales. Con que el Gobierno les ponga unas directrices de cómo debe ser la gestión, ya vale, no necesita el Estado gestionarlo directamente. En la mayoría de los embalses, son las mismas Confederaciones Hidrográficas quienes regulan la salida de agua, así que las concesionarias no tienen ninguna capacidad de maniobra. En unas pocas centrales como las del Duero, Sil y Tajo sí tienen capacidad de acción. Hombre Rosendo, hasta ahí podíamos llegar, no se trata ni se puede regalar ninguna explotación a nadie, faltaría más. Una explotación hidroeléctrica tiene un valor, y una vez que la concesión ha vencido, el Estado puede, o contratar a una gestora y un mantenimiento, o sacar a concurso público una nueva concesión con el objetivo de obtener un beneficio de ella. Sea como sea, el Estado va a ingresar dinero. Lo normal es que saquen a concurso una nueva concesión, pues les resulta más fácil, se quitan problemas y el estado solo pone la mano para cobrar. .
Miguel A. Cagigas Hervia
¡¡Bien!!. Ya es hora.
rosendo
La generación, puede que sea la misma... pero la gestión puede ser muy diferente. En el pasado se ha multado a las grandes eléctricas por no usar adecuadamente la generación hidroeléctrica, con el fin de aumentar el precio del pool y el beneficio de sus ciclos combinados y de sus nucleares. En lugar de hacer un uso racional y hacer que generen cuando más falta hacen o el precio del mercado sea más alto, para así rebajarlo. Además, una vez terminado el plazo de concesión, los ingresos generados son casi todos beneficios y no hay por qué regalárselos a las eléctricas, cuando por ley, esas instalaciones le corresponde al Estado su explotación y sus posibles beneficios usarlos en el bien de todos y no de unos pocos.
Miguel
Ya iba yo a poner que las centrales hidráulicas que están en régimen de concesión ya están nacionalizadas, pues pertenecen al Estado, pero he visto que en el copete de la noticia lo indica. Lo que no sé de dónde saca Podemos o Juantxu, que la reversión de las centrales \"es una garantía para acelerar la transición ecológica\". Sea una concesión o gestionada directamente por el Estado, la generación eléctrica de las centrales va a seguir siendo la misma.
Turbomotor2000
Lo que se debería hacer es aumentar el rendimiento de estas centrale incorporando las nuevas tecnologías que lo harían posible. https://www.youtube.com/watch?v=oJ1mHR-vHKs&list=FLC-3SSdVo_9Q8ggRcDCY02g&index=5&t=7s