hidráulica

El Gobierno estudia recuperar las concesiones hidroeléctricas que caducan y usarlas como herramienta para abaratar el precio de la luz

0
Lo dijo el jueves pasado la ministra Teresa Ribera, durante su comparecencia ante la Comisión para la Transición Ecológica del Senado: “hay un volumen [de megavatios hidroeléctricos], que es un volumen limitado, que nos debería permitir pensar en dos opciones básicamente: garantizar un cierto precio para consumidores vulnerables y una cierta capacidad de almacenamiento y moderación de precios medios”. Según el informe «Recuperación de las concesiones hidroeléctricas en España» (Observatorio de Sostenibilidad, 2018), en nuestro país en los próximos meses caducan concesiones hidroeléctricas por valor de más de mil megavatios de potencia, que estarían llamadas a revertir al Estado.
El Gobierno estudia recuperar las concesiones hidroeléctricas que caducan y usarlas como herramienta para abaratar el precio de la luz

Las declaraciones de la ministra han tenido lugar en la Comisión para la Transición Ecológica del Senado y han sido respuesta a una pregunta que ha planteado en esa Comisión la senadora Vicenta Jiménez García, del Grupo Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea. Jiménez García ha preguntado a la ministra si tiene intención de prorrogar las concesiones de las centrales hidroeléctricas cuyos títulos concesionales vayan caducando. "De no ser así -ha añadido-, ¿qué trámites se están llevando a cabo a tal efecto?". Según los datos que maneja Unidos Podemos, "solo en 2017, caducaron 7 concesiones; 3 en 2018; 8 en 2019 y 9 en 2020. A mi grupo parlamentario -ha concluido Jiménez García-, tras setenta y cinco años de concesión, de utilización privativa del dominio público, le parece inadmisible que se quiera plantear una nueva prórroga". (Muchas de las concesiones las hizo el Estado hace décadas por un período de 75 años).

A la pregunta de la senadora de Podemos, la ministra ha contestado en estos términos
"Un asunto que yo creo que es importante y en el que estamos trabajando -y espero poder hacer pública alguna propuesta las próximas semanas- es qué ocurre con esas concesiones hidroeléctricas que están venciendo. La situación, efectivamente, no es la que había cuando se constituyeron, cuando se acordaron esas concesiones hace ya años. Hay un volumen, que es un volumen limitado, que nos debería permitir pensar en opciones un poco más acordes a las necesidades del siglo XXI, que son básicamente garantizar un cierto precio para consumidores vulnerables y una cierta capacidad de almacenamiento y moderación de precios medios con un potencial que, en teoría, es un potencial público, por tanto, dependiente de una decisión de orden público".

Según el informe «Recuperación de las concesiones hidroeléctricas en España» (Observatorio de Sostenibilidad, 2018), a muy corto plazo (en los próximos meses) caducan dos importantes concesiones: el embalse de El Tranco de Beas, en el Guadalquivir (la concesión expira en 2019). Y el embalse de El Ebro, en Reinosa (la concesión expira en 2020). El primero tiene una potencia de generación de electricidad de 498 megavatios. El segundo, de 541. Entre ambos suman más potencia de generación que la más grande de las centrales nucleares de España (Vandellós, 1.087 megavatios). Más de mil megavatios de potencia hidro, en fin, que, bien empleados, pueden servir efectivamente para, por ejemplo, abaratar el precio de la luz. ¿Cómo? Operando como una batería, que (1) guarda el agua cuando el precio de la electricidad es bajo, y (2) la suelta para que mueva las turbinas cuando el precio es alto.

A continuación, fotografía (a 31 de diciembre de 2017), del parque hidroeléctrico español: potencia hidro en megavatios por comunidad autónoma; capacidad en hectómetros cúbicos por cuenca; y año medio de recuperación de las concesiones. Abajo, a la derecha, porcentaje de capacidad hidráulica (por comunidad autónoma) donde ya ha acabado la concesión

El Observatorio de Sostenibilidad (OS) insinúa en su informe que los propietarios de los embalses -Endesa, Iberdrola, Naturgy- han cerrado este verano el grifo de los mismos y que ese ha sido uno de los motivos de que se haya disparado el precio de la electricidad. Los elevados precios de la electricidad de este verano de 2018 -explica en su informe el OS- han sido los más altos de los últimos diez años "a pesar de contar con abundantes reservas hídricas en los embalses hidroeléctricos". El control de ese enorme almacén de electricidad (España tiene más de 20.000 megavatios de potencia hidroeléctrica) puede evitar ese disparo de la factura de la luz.

El Observatorio de Sostenibilidad ha elaborado el informe «Recuperación de las concesiones hidroeléctricas en España» con el objetivo primero de mostrar a la sociedad española "el importante tema de la reversión de los saltos y concesiones hidroeléctricas asignados durante los últimos 75 años a las diferentes empresas eléctricas" y el fin último de animar a la ciudadanía para que reclame que esas concesiones reviertan a la sociedad como ya ha pasado en algunos saltos y centrales concretos, sobre todo los situados en la cuenca del Ebro.

Mucha potencia
En España hay 20.331 megavatios de potencia hidroeléctrica, lo que supone casi la cuarta parte de la potencia instalada total (104.517 megavatios). El informe publicado por el OS explica que "estas instalaciones, según todas las fuentes, están suficientemente amortizadas". Muchas de ellas se encuentran en fechas próximas de caducidad "y no existe ninguna razón para no cumplir la ley Refundida de Aguas y que vuelvan al sector público". En ese sentido, el Observatorio alerta: "en la reversión de algunas concesiones se ha tardado hasta 12 años en volver a ser públicas por lo que es necesario el iniciar esas acciones cuanto antes".

Del pretérito
La energía hidroeléctrica se empezó a desarrollar a gran escala en España asociada a la política de grandes embalses realizados sobre todo entre 1945 y 1955. Actualmente hay unas 800 centrales hidroeléctricas, con un rango de tamaño muy variado. Hay 20 centrales de más de 200 MW, que representan en conjunto el 50% de la potencia hidroeléctrica total. En el otro extremo, existen decenas de pequeñas presas con potencias menores de 20 MW, repartidas por toda España. Las concesiones se realizaron sin contraprestación a las compañías eléctricas en los embalses realizados por el estado.

Finalmente el OS ha elaborado un mapa donde se visualizan la capacidad de estos embalses hidroeléctricos y las fechas teóricas de finalización de las concesiones. El Observatorio irá actualizando el mapa "conforme se presente información oficial más detallada"

Caso de El Pueyo
La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) consiguió la primera reversión el 7 del 8 del 2013 de la central hidroeléctrica de El Pueyo de Jaca (Panticosa), el primer salto hidroeléctrico que revierte en España a la Administración al finalizar el plazo de la concesión a una empresa privada. La CHE produce en El Pueyo hidroelectricidad con valores entre 9 y 10 euros el megavatio/hora. El salto de El Pueyo de Jaca, localizado en el término de Panticosa, en la cuenca alta del río Gállego, arroja una producción media de 63 millones de kilovatios/hora al año. Según la CHE, “una primera valoración sitúa los beneficios de esta explotación entre 2 y 3 millones de euros anuales” que, desde hace casi dos años, van a parar directamente a las arcas públicas o son destinados a programas de restitución territorial.

Añadir un comentario