fotovoltaica

En el proyecto participan Enagás y Cemex

Acciona anuncia que producirá hidrógeno con energía solar fotovoltaica en Baleares

3
El proyecto, denominado Power to Green Hydrogen, cuenta con la participación del Gobierno balear y con el apoyo del Ministerio de Industria, y está integrado por dos iniciativas: una instalación solar fotovoltaica y una fábrica de hidrógeno que empleará la electricidad producida por esa instalación para producir el hidrógeno. Este será empleado como combustible por los autobuses públicos de Mallorca. La cementera Cemex facilitará los terrenos (en Lloseta, Mallorca) donde se desplegará toda esa infraestructura.
Acciona anuncia que producirá hidrógeno con energía solar fotovoltaica en Baleares

La presidenta del Govern balear, Francina Armengol, y la ministra de Industria, Reyes Maroto, presentaron ayer la iniciativa (y otra media docena de proyectos), cuyo objetivo genérico es reindustrializar la zona de Lloseta, en la que se encuentra instalada la empresa Cemex, actualmente inmersa en un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afecta a un centenar de sus trabajadores (de la fábrica de Lloseta). A finales del mes pasado todas las partes implicadas alcanzaron un principio de acuerdo que ayer fue oficializado por las altas autoridades mencionadas y por los representantes de las empresas implicadas: Cemex, Acciona y Enagás.

Los acuerdos logrados con estas tres empresas -informa el Gobierno balear- se materializarán en forma de hasta 8 proyectos industriales que se desarrollarán en los próximos meses en la zona de Lloseta. Según el Ejecutivo insular, estos acuerdos permitirán la creación "de más de 50 puestos de trabajo directos y 40 indirectos, además de la contratación de otros 70 trabajadores para la construcción de las instalaciones necesarias para los nuevos proyectos". El importe estimado del conjunto de las inversiones -concreta el Govern- suma más de 41 millones de euros, que se reparten en 6 proyectos relacionados con Cemex y 2 (el parque solar y la fábrica de hidrógeno) con Enagás, Acciona y Cemex.

La presentación de todas estas iniciativas tuvo lugar ayer en Lloseta, en un acto que ha contado con la presencia de, entre otras autoridades, la presidenta Armengol y la ministra Maroto; el alcalde del municipio de Lloseta, Xema Muñoz; el conseller de Trabajo, Comercio e Industria del Ejecutivo autonómico, Iago Negueruela; su homólogo en la conselleria de Territorio, Energía y Movilidad, Marc Pons; el director general de Asesoría Jurídica y Relaciones Institucionales de Cemex España, Ángel Luis Galán; el consejero delegado de Enagás, Marcelino Oreja; y el consejero delegado de Acciona Energía, Rafael Mateo.

Acuerdo multiparte
La presidenta balear ha agradecido a la ministra Maroto, al alcalde de Lloseta, al conseller Negueruela, y a sindicatos y empresas su implicación y compromiso en estas iniciativas, que permitirán aprovechar las infraestructuras existentes de Cemex y propiciar desde ellas "el nacimiento de 8 nuevos proyectos empresariales que ayudarán a transitar hacia la diversificación, una industria más limpia e innovadora y el impulso de combustibles más verdes y eficientes”. Por su parte, las empresas implicadas han manifestado su intención de contratar preferentemente a los trabajadores afectados por el ERE de Cemex.

Un proyecto singular
Armengol ha destacado especialmente "el importante esfuerzo inversor de Acciona y Enagás y la cesión de terrenos por parte de Cemex", que van a desembocar en la creación "de una innovadora Planta de Hidrógeno Renovable y de un parque fotovoltaico que la alimentará. Me gustaría destacar este proyecto –ha añadido la titular del ejecutivo balear-, puesto que además de prever la contratación de 70 trabajadores para construirlo, es una iniciativa pionera en España que permitirá sumar valor añadido a nuestra industria, avanzar en sostenibilidad ambiental y suministrar energía limpia a la flota de buses de Mallorca y de la EMT”

Prolegómenos
La presentación de estos proyectos se produce tras la firma, por el Govern de les Illes Balears, a finales de diciembre, de un acuerdo de intenciones con las empresas mencionadas, en el marco de la mesa de negociación abierta por la ministra Reyes Maroto en Madrid con los gobiernos de las Illes Balears y de Andalucía, representantes de Cemex y del comité de empresa de la cementera para encontrar alternativas para los trabajadores afectados por el expediente de regulación de empleo que ha ejecutado Cemex en sus fábricas de Lloseta (Mallorca) y Gádor (Almería), expediente que, en el caso de Mallorca, afectaba a un centenar de trabajadores.

Planta de hidrógeno renovable y parque fotovoltaico
Impulsado por las corporaciones de Acciona y Enagás, el proyecto Power to Green Hydrogen, que cuenta con la participación del Govern de les Illes Balears y el apoyo del Ministerio de Industria, consiste en la creación de una planta de generación de hidrógeno renovable y un parque fotovoltaico. Por su parte, Cemex facilitará los terrenos donde se desplegará esta instalación. Según el Govern, el hidrógeno renovable "servirá para abastecer a una amplia flota de autobuses de transporte público". Para Enagás, el acuerdo se enmarca en su apuesta corporativa "por el desarrollo de las energías renovables no eléctricas (hidrógeno verde y biogás/biometano) como soluciones energéticas claves en el proceso de descarbonización y en el impulso de una economía circular".

Los otros proyectos
Por otra parte, Cemex ha planteado una serie de iniciativas que permitirán un nuevo enfoque a la actividad industrial de la zona, menos contaminante y más sostenible que la planta de cemento que operaba hasta ahora en Lloseta.

Cemex creará una planta móvil de tratamiento de áridos, que se ubicará en las actuales instalaciones en Lloseta. También se creará allí mismo una planta de fabricación de asfaltos impulsada por una empresa independiente.

Un tercer proyecto es la creación, por parte de Cemex, de una planta de logística, ensacado y expedición de materiales producidos por la empresa, que se complementan con dos centros de distribución en los silos de Cemex en puertos de Palma y de Alcúdia.

Asimismo, y según se desprende de los acuerdos firmados con el Gobierno balear, parte de la plantilla de Cemex creará una cooperativa dedicada al transporte de materiales.

En último lugar, Cemex impulsará un centro tecnológico de Investigación y Desarrollo (I + D) vinculado a los otros proyectos que esta empresa desarrollará en las Islas.

Añadir un comentario
Miguel
Pues si es a partir del agua mediante electrolisis, aún peor. Hace dos meses hice unos cálculos y me dio que en el proceso había unas pérdidas energéticas que rondaban el 80%. Se necesitan 4.3kWh de energía eléctrica producida con los paneles solares, para aprovechar 1kWh en un vehículo. Es decir, un auténtico desperdicio energético y en este caso de dinero. Este sistema de electrolisis sólo tiene sentido en caso de que haya un despliegue sobredimensionado de renovables y que en momentos de generación pico, en lugar de desperdiciar la electricidad sobrante, pues usarla para generar Hidrógeno. Pero no es el caso de Mallorca que apenas tiene un 2% de electricidad generada mediante fotovoltaica, y el despliegue de energías renovables presenta grandes dificultades de instalación, por no decir una fuerte oposición. Sería mejor inyectar directamente en la red esa electricidad producida con fotovoltaica. Al menos no habría desperdicio de energía y de ese modo se ahorrarían el consumo de gas o fuel para generar electricidad. Da la sensación de que se trata de un mero despilfarro de dinero a base de subvenciones de fondos europeos.
Serranillos
@Miguel: Efectivamente No tendría sentido generar hidrógeno a partir de otro gas. Seguramente se trata de la habitual obtención por electrólisis a partir de agua y utilizando como fuente de energía únicamente la fotovoltaica. Mencionan además, las notas de prensa, que se trata de hidrógeno de origen renovable, lo que excluiría al gas, aunque se mencione la colaboración con Enagás. Las noticias que últimamente llegan de Acciona son excelentes y muy en linea con la transición energética renovable.
Miguel
Van a producir hidrógeno a partir de gas, eso sí, él hidrógeno dicen que es verde. Después él hidrógeno lo van a usar para mover autobuses. Habría que hacer cuentas. Lo mismo sale mucho más económico que los autobuses anduviesen directamente con el gas.