biomasa

El Código Técnico de la Edificación no prioriza a todas las renovables

0
Probiomasa, alianza que agrupa a 37 asociaciones y organismos vinculados al sector de la bioenergía, muestra su descontento con la revisión del Código Técnico de la Edificación (CTE) que propone el Gobierno. Denuncian que en el proyecto de orden no se han incorporado las obligaciones presentes en las directivas europeas sobre eficiencia energética de los edificios y exigencia de energías renovables en los mismos. “Los avances en el desarrollo de la biomasa térmica en España están condicionados a una verdadera transposición de la directiva de eficiencia energética en edificios”, añaden.
El Código Técnico de la Edificación no prioriza a todas las renovables

“Debe transponerse fielmente lo que la UE establece respecto a la obligatoriedad de los Estados Miembros de introducir en sus códigos y normas las medidas apropiadas para aumentar la cuota de todo tipo de energías renovables en la edificación, además de recomendar su uso en la planificación, diseño, construcción y renovación de zonas industriales o residenciales”. Así resumen en Probiomasa cómo se debe actualizar el CTE, que parte de la obligación de transponer a nuestro ordenamiento jurídico lo que establece la directiva 2010/31/UE sobre eficiencia energética de los edificios y la de renovables (2009/28/UE) en relación a la exigencia de niveles mínimos de energía precedentes de estas fuentes en los edificios.

Sin embargo, al igual que hicieron con la revisión del Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios (RITE), también en ciernes,  Probiomasa denuncia que “en el texto de ese proyecto de orden no se ha transpuesto realmente el contenido de ambas directivas, a lo que está obligado el Estado español entre julio de 2012 y enero de 2013”. Añaden que los avances en el desarrollo de la biomasa térmica en España están condicionados a una verdadera transposición de la directiva de eficiencia energética en edificios en el CTE. “Mantienen el arcaico concepto ‘contribución solar mínima para ACS’ en lugar de considerar susceptibles de ser integradas en la edificación a todas las renovables y que su contribución sea la máxima posible”, afirman desde Probiomasa.

Las renovables pueden abastecer el 100% de las necesidades energéticas de los edificios
Desde esta agrupación que reúne a asociaciones y clusters empresariales, centros tecnológicos, colegios profesionales y sindicatos agrarios, entre otros, se pide eliminar la “consideración reduccionista de que para alcanzar el objetivo básico del ahorro de energía una parte de este consumo energético proceda de fuentes renovables, puesto que estas tienen sobrada capacidad para proporcionar el cien por cien de las necesidades energéticas. Por ello, no debería estar limitado solo a una parte, sino que el porcentaje de utilización de las mismas debe estar estrictamente vinculado a criterios de balance de energía y de rentabilidad económica, sin establecer limitaciones apriorísticas”.

En cuanto a la incorporación de otras renovables consideran que se debe suprimir el concepto de que una parte de las necesidades energéticas deban cubrirse utilizando energía solar de baja temperatura. “En ningún caso las directivas europeas priorizan una tecnología frente a otras”, por lo que entienden que se debería eliminar esta priorización y que cubran ‘una parte’ de las necesidades de los edificios. “Es fundamental que el nuevo CTE establezca explícita y permanentemente la integración de las energías renovables en la edificación, requerimiento que el propio Plan de Energías Renovables (PER) 2011-2020 recoge específicamente para las instalaciones de biomasa al considerar que el sector edificios debe tener en cuenta las ventajas que supone su implantación”, concluyen desde Probiomasa.

Añadir un comentario