panorama

Solo 2.362 de los 25.000 megavatios de potencia del parque de generación de Endesa son eólicos

Endesa 2020: bajada de un 10% en las ventas de electricidad; subida del 36% del beneficio neto

0
La compañía italiana (Endesa es propiedad del Grupo Enel) ha registrado un beneficio ordinario neto de 2.132 millones de euros en 2020, lo que supone un crecimiento del 36% con respecto al beneficio registrado en 2019. La empresa ha anunciado que repartirá el 100% de ese beneficio entre sus accionistas. El principal accionista del Grupo Enel es el Ministerio de Economía y Finanzas de Italia. La energía vendida por Endesa a sus clientes en España en 2020 disminuyó un 10%. La empresa ha instalado durante ese año 400 megavatios (MW) de nueva potencia renovable.
Endesa 2020: bajada de un 10% en las ventas de electricidad; subida del 36% del beneficio neto

Endesa presentó ayer su Balance 2020, período durante el que ha registrado un beneficio ordinario neto de 2.132 millones, un 36% más que en 2019. Esa cifra -informa la compañía- es la base para el reparto del dividendo, que superará las previsiones anunciadas al mercado, al elevarse hasta los 2,014 euros por acción, lo que supone un 37% más que el año anterior. Con ello -añaden desde la empresa-, la rentabilidad por dividendo de Endesa se situará en aproximadamente el 9% calculado sobre la cotización a 31 de diciembre. Endesa, que es propiedad del Grupo Enel, ha aprovechado la presentación de sus Resultados 2020 para anunciar que repartirá el 100% de su beneficio ordinario neto de 2020 entre sus accionistas.

El beneficio neto atribuido a la sociedad dominante, que tiene en cuenta los impactos extraordinarios del ejercicio, se sitúa en 1.394 millones, incluyendo un deterioro de los activos de generación en los territorios no peninsulares de 253 millones. En 2019 esta magnitud se situó en 171 millones tras verse fuertemente influida por la provisión para acometer el cierre del negocio de generación con carbón (1.105 millones) y otro negocio relacionado igualmente con la generación no peninsular (304 millones de euros). [Bajo estas líneas, las principales magnitudes de los Resultados Endesa 2020].

Endesa Balance 2020

En cuanto al ebitda (beneficio bruto de explotación) crece el 5% respecto a 2019 en términos comparables (excluidos los impactos en gastos de personal derivados de la aplicación del V Convenio Colectivo Marco y las provisiones asociadas al Plan de descarbonización y digitalización de procesos). Así, el ebitda se sitúa en algo más de cuatro mil millones de euros (4.027 M€). Si se tienen en cuenta esos conceptos -concreta la empresa-, esta magnitud se sitúa en 3.783 M€, lo que supone un descenso del 1,5% respecto al año anterior.

Endesa ha asumido un impacto de 120 millones en su ebitda como consecuencia del covid.

José Bogas, consejero delegado de Endesa: "hemos logrado un sólido comportamiento operativo y financiero en un ejercicio que ha estado lleno de desafíos a todos los niveles derivados del impacto de la pandemia. Mantenemos nuestra senda de descarbonización, digitalización y de impulso a la electrificación sobre la base de unos sólidos resultados que nos van a permitir, además, distribuir un dividendo realmente sobresaliente en la actual coyuntura. El año 2020 es además el ejercicio en que hemos materializado de forma palpable nuestro lema de no dejar a nadie atrás, ni como consecuencia del proceso de Transición Energética que entendemos debe ser justa, ni como consecuencia del golpe del covid, contra el que hemos desplegado un Plan de Responsabilidad Pública dotado con 25 millones de euros”.

Carbón
Durante 2020, la empresa ha cerrado, en junio, las plantas de Compostilla y Andorra, que funcionaban con carbón. Ello ha supuesto la reducción de un 43% de la potencia instalada (2.100 megavatios) que funciona con esta tecnología. Endesa pretende "avanzar durante 2021 con los cierres de los otros 2.500 megavatios distribuidos en As Pontes y Carboneras, lo que dejará operativos sólo doscientos megavatios con esta tecnología ubicados en Baleares".

Así, la compañía asegura que solo el 1% de sus ingresos han procedido de su negocio de generación de carbón y que "la proporción de electricidad procedente de este combustible fósil sobre el total de la electricidad producida por Endesa ha sido ya sólo del 2,5% durante 2020". [Bajo estas líneas, producción, distribución y ventas de Endesa en 2020].

Endesa Balance 2020 y dos

Renovables
El volumen de potencia instalada en fuentes renovables (hidráulica, solar y eólica) ha crecido en el año del Covid en 400 megavatios, hasta cerrar el año en 7.800 MW. Y la producción de electricidad de fuentes renovables lo ha hecho un 33%, hasta alcanzar los 13,4 teravatios/hora (sobre un total producido de 56,2; Endesa ha producido en 2020 con nuclear y combustibles fósiles el triple que con renovables).

La compañía que dirige José Bogas declara ahora mismo una cartera de proyectos de 6.700 MW de potencia renovable "con punto de acceso y conexión a la red a cierre del año". Esta potencia -asegura- le permite cubrir "holgadamente" el aumento de parques renovables, de hasta 3.900 MW, que prevé la compañía en su plan inversor trienal 2021-2023.

Adicionalmente, la empresa se ha adjudicado cincuenta megavatios fotovoltaicos en la subasta lanzada por el Gobierno el pasado mes de enero. En total, Endesa declara una cartera, en diferentes grados de madurez administrativa, que asciende a 42.000 MW.

A día de hoy, en todo caso, Endesa tiene más potencia térmica (nuclear y fósil) que renovable. A saber: más de 13.000 megavatios de fósil (carbón y gas natural, sobre todo) y 3.443 megavatios de potencia nuclear. Y de los 7.800 megavatios de potencia renovable que declara, en realidad 4.800 son de gran hidráulica convencional. Las nuevas tecnologías renovables (eólica y fotovoltaica) rondan los 3.100 megas de los aproximadamente 25.000 que opera Endesa (de esos 3.100 megas, 2.362 son de energía eólica, 657 MW de energía solar, 79 MW de energía minihidráulica y 3 MW de otras fuentes renovables).

Provisiones
La compañía, ha provisionado en el tercer trimestre del año del Covid 213 millones "para reestructurar la plantilla asociada al negocio de la generación con carbón", del que la empresa está saliendo. En segundo lugar, en el cuarto trimestre ha provisionado otros 387 millones para cubrir el coste de la generación de eficiencias ligadas a la digitalización del negocio de Distribución, fundamentalmente, y también de Comercialización. Adicionalmente, durante el primer trimestre Endesa provisionó otros 159 millones para reestructurar su plantilla con carácter general.

Inversión
La inversión bruta ejecutada por la compañía en 2020 ascendió a 1.600 millones de euros (M€). Esta magnitud desciende un 19% respecto a 2019 por dos motivos, según la compañía: (1) fundamentalmente, porque en el ejercicio previo se realizó un gran esfuerzo inversor para poner en funcionamiento la capacidad renovable lograda en las subastas de 2017 (casi 900 MW); y (2) por la ralentización que sufrieron algunos proyectos de plantas renovables durante el confinamiento derivado del covid. No obstante, la eléctrica italiana anuncia un "relevante incremento de la inversión prevista para los próximos años: 7.900 millones entre 2021 y 2023, y 25.000 millones hasta el año 2030".

Ventas
Endesa reconoce ha acusado el impacto de la creciente competencia en el mercado español y ha cerrado 2020 con una base de clientes eléctricos de 10,4 millones. La energía vendida a clientes ha disminuido un 10%, hasta 89 teravatios/hora, debido fundamentalmente al menor consumo del segmento de empresas (sector industrial y de servicios). Los clientes residenciales tanto del mercado regulado como del libre han mantenido sus niveles de consumo prácticamente en el mismo nivel que en 2019.

Más positiva ha sido la evolución del despliegue de la red de puntos de recarga para vehículos eléctricos, que en un año ha crecido un 42%, hasta llegar a los 7.100 cargadores incluyendo la red de acceso público y los puntos instalados para clientes privados. La empresa prevé, según anunció en noviembre, durante la actualización de su plan estratégico, multiplicar esta cifra por 8 hasta 56.000 puntos a cierre de 2023.

Deuda
En cuanto a la gestión financiera, Endesa mejora el coste medio de su financiación respecto al año anterior: lo reduce una décima, al 1,7%. El nivel de deuda neta sobre ebitda sube desde 1,7 a 1,8 veces.

La deuda neta de la compañía es de 6.899 millones a cierre de 2020.

Sostenibilidad
A cierre de año, Endesa ha declarado un 45% de su deuda bruta de 7.300 millones ligado a criterios de sostenibilidad. Durante el ejercicio, el volumen de operaciones de financiación relacionada con este tipo de criterios ha ascendido a 5.800 millones. De esta cifra, destaca el primer programa corporativo de pagarés a escala europea (Euro Commercial Paper) ligado a Objetivos de Desarrollo Sostenible por un importe máximo de hasta 4.000 millones de euros, registrado en España y supervisado por la Comisión Nacional del Mercado de Valores.

Luca Passa, director general financiero: “Endesa está profundizando su apuesta por la vinculación de su operativa financiera con los objetivos de sostenibilidad que guían el funcionamiento del conjunto de la compañía. Nuestro plan estratégico 2021-2023 incide aún más en esta estrategia y fija el objetivo de elevar el porcentaje de deuda bruta ligada a objetivos de sostenibilidad hasta el 60% a cierre del periodo”

Qué es Endesa
Endesa es la primera compañía eléctrica de España y la segunda en Portugal. Es, además, el segundo operador gasista del mercado español. Desarrolla un negocio integrado (desde la generación hasta la comercialización) y ofrece también, a través de Endesa X, "servicios de valor añadido orientados a la descarbonización de los usos energéticos en hogares, empresas, industrias y Administraciones Públicas". Declara una plantilla que suma "alrededor de 9.600 empleados". Endesa forma parte de Enel, que presume de ser el mayor grupo eléctrico de Europa.

Añadir un comentario