biomasa

Galicia subvenciona el 75% del coste de calderas de biomasa en el medio rural

2
Lo anunció ayer el director de Enerxía e Minas de la Xunta, Ángel Bernardo Tahoces, y aparece hoy en el Diario Oficial de Galicia: la Axencia Galega de Desenvolvemento Rural publica una resolución para la concesión de subvenciones a equipamientos térmicos con biomasa en el medio rural. La convocatoria está cofinanciada por el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (Feader) y dispone de 9.3 millones de euros para subvencionar hasta el 100% de los equipos en el caso de instalaciones de la Xunta y del 75% en el de particulares y pequeñas y medianas empresas. La Xunta calcula que con este programa de ayudas se instalarán mil nuevas calderas.
Galicia subvenciona el 75% del coste de calderas de biomasa en el medio rural

En la resolución publicada hoy en el DOG se establecen varios tipos de equipamientos que pueden acceder a las subvenciones en el medio rural, que van desde estufas de aire, cocinas calefactoras y generadores de aire caliente de entre 20 y 40 kW hasta calderas con sistema de alimentación automática de entre 40  y 440 kW y una capacidad de almacenamiento equivalente a entre 250 y 1.000 litros. Por otro lado, las ayudas, con un techo máximo de 200.000 euros, podrán ser del 100% en instalaciones públicas de la Administración autonómica, del 80% para edificios de entidades municipales y del 75% para particulares, asociaciones e instituciones sin ánimo de lucro y pequeñas y medianas empresas y sus agrupaciones sectoriales.

Estos son los datos básicos de la resolución aprobada por la Axencia Galega de Desenvolvemento Rural y que ayer presentó el director de Enerxía e Minas de la Xunta, Ángel Bernardo Tahoces. Además de calificar la iniciativa como un ejemplo de dinamización del medio rural y de creación de empleo y buena gestión forestal, Tahoces recordó que los equipos de generación de energía térmica con biomasa “permiten ahorros económicos de hasta un 65% en comparación con el gasóleo y de un 45% con respecto al gas natural”.

1.000 euros de ahorro para familias y 130.000 euros para industrias
El responsable de Enerxía e Minas fue aún más explícito al cuantificar dichos ahorros: "un equipo doméstico de biomasa reduce en 1.000 euros anuales el gasto en combustible para una economía familiar, la cifra asciende a los 13.000 euros en el caso de satisfacer la demanda térmica de un edificio del sector servicios y llegaría a 130.000 euros en una instalación industrial". Tahoces pronostica que la puesta en práctica de las ayudas supondrá la instalación de 1.000 nuevas calderas de biomasa y se incrementará en un 30% el consumo de biocombustibles sólidos.  

La Xunta también vende esta línea de ayudas como parte de la estrategia de acción integral de la biomasa que anunció a finales del pasado año. De hecho, Tahoces lo presenta como la primera medida de este plan, cuyo objetivo es reducir la dependencia energética de Galicia ahorrando 70 millones de euros anuales. Creación de mil puestos de trabajo, fijación de la población rural y mejora de la gestión forestal, incluida la prevención de incendios forestales, aparecen como otros objetivos genéricos del plan, en el que participarán activamente el Instituto Galego de Promoción Económica y la Axencia Galega de Innovación para dar mayor impulso a las instalaciones y a la innovación asociadas a la biomasa.


Añadir un comentario
MARIA DEL CARMEN
Visto el decreto que saca la Xunta solo se me ocurre un par de calificativos, farragoso y mediocre, y completamente de acuerdo con Francisco. No puede ser que a las tres horas de la publicación del decreto no quede a penas dinero, es imposible presentar toda la documentación que se solicita sin tener información privilegiada, me suena a tongo como muchas otras veces.
Francisco
Más de dos meses diciendo y publicando que salen ya, que salen ya... Y mientras las empresas del sector casi paradas a pesar de tener instalaciones contratadas, para luego sacar esta convocatoria totalmente descabellada en la que se da un importe elevadísimo por solicitante y a las tres horas de abrirse el plazo no quedaban fondos en la partida destinada a particulares ni casi en la de PYMES Quien ha sido la cabeza pensante que decidió plantear el asunto de esta manera?. No se nos puede consultar a las empresas del sector que, seguro sobre esto, sabemos más que el cargo político de turno sentado en su cómodo despacho?. Que manera más ridícula de estropear una convocatoria en la que había dinero suficiente para realmente incentivar la biomasa en Galicia. Con esta manera de hacer las cosas nunca saldremos del pozo....