panorama

2
Lanchas de la Armada española abordaron el pasado sábado dos embarcaciones de Greenpeace que pretendían protestar contra las prospecciones de Repsol en Canarias (véase aquí la operación militar). Greenpeace ha emitido un comunicado de protesta en el que denuncia que una de sus activistas ha sufrido "fracturas y heridas de hélice del bote militar" como consecuencia de la agresión. [La imagen, tomada por Greenpeace, recoge el momento inmediatamente anterior a una de las embestidas de la Armada].
Repsol Armada

¿Abuso de autoridad? ¿Imprudencia temeraria? ¿Empleo desproporcionado de la fuerza? ¿Exceso de celo? ¿Power trip de alguno de los responsables militares de la operación? Sea cual sea la lectura de la agresión, lo cierto es que el resultado de la misma es muy concreto, según la organización ecologista: dos lanchas de Greenpeace inutilizadas y dos activistas heridos, una de ellas, con "fracturas y heridas de hélice de bote militar". Greenpeace relata el abordaje que sufrió el pasado sábado en estos términos:

«cuando las barcas de los ecologistas se aproximaban al buque contratado por Repsol, han sido interceptadas violentamente por tres embarcaciones de la Armada Española (procedentes del patrullero de altura Relámpago P43) que se encuentra desde ayer custodiando al Rowan Renaissance). Las embarcaciones de la Armada han embestido en varias ocasiones a las zódiacs de Greenpeace y, como resultado, se ha producido la caída al mar de una de las activistas, que ha recibido dos cortes y ha sufrido una fractura. La activista, de nacionalidad italiana y 23 años de edad, ha sido trasladada por miembros de la Marina a su buque Relámpago».

[Véase aquí el doble abordaje de una de las lanchas de la Armada, que embiste brutalmente primero a una de las zodiac de Greenpeace, para enfilar a continuación a la otra; esta segunda zodiac ecologista acaba virtualmente montada por otra de las lanchas militares, que la embiste simultáneamente por detrás].

Contexto
El punto donde Repsol quiere perforar en busca de petróleo tiene el nombre en clave “Sandía”. El enclave en cuestión está en las coordenadas 28º 33' 34'' N; 13º 11' 36'' W, y se halla concretamente a 55 kilómetros de las costas de Lanzarote y Fuerteventura. El barco con el que Repsol planea perforar se llama Rowan Renaissance. Tiene 230 metros de eslora y su torre de perforación tiene más de 100 metros de altura. El buque Arctic Sunrise de Greenpeace llegó a Sandía, la semana pasada, antes de lo hiciera el barco de Repsol: "desde aquí -contaban los ecologistas- podemos ver perfectamente la costa; de igual modo, desde la costa se podrá ver perfectamente la torre de perforación, que tiene unos 105 metros de altura".

Sandía
Según Greenpeace, "el punto Sandía, donde Repsol y el Gobierno español pretenden buscar petróleo, es uno de los cinco pulmones de los océanos a nivel mundial". En ese área -continúa la organización ecologista- se produce "el fenómeno conocido como afloramiento de aguas profundas, que aporta nutrientes y oxigeno a los mares del planeta; el proyecto de Repsol implica poner en peligro este valioso ecosistema del que depende también toda la actividad socioeconómica de las islas Canarias". Además -concluye la oenegé-, las operaciones pondrán en peligro "el suministro de agua potable a toda la población de Fuerteventura y Lanzarote, que depende 100% de la desalación de agua marina".

El buque Relámpago P43
Según la Armada, la dotación del Buque de Acción Marítima (BAM) Relampago está compuesta por 46 hombres y mujeres: 6 oficiales, 10 suboficiales, y 30 cabos primeros, cabos marineros, personal todo formado en escuelas como la Naval Militar de Marín, la escuela de Suboficiales de San Fernando, o la escuela Antonio Escaño de Ferrol. La Armada informa que el BAM Relámpago cuenta con un cañón 76/62 Otto Melara como artillería principal, dos ametralladoras MK 38 Mod 2 A, dos ametralladoras Browning y dos ametralladoras Minimi. "A todo esto -añade la Armada-, le sumamos diverso armamento portátil como fusiles HK, pistolas, escopetas de postas, granadas, etcétera". Además, el Relámpago cuenta con dos embarcaciones RHIB Zodiac Hurricane con motor Volvo 260 cv. Curiosamente, entre los "cometidos permanentes" que la Armada declara sobre este BAM, se incluye la "vigilancia marítima medioambiental". [Toda la información, aquí]. Para saber más sobre los BAM (su coste, por ejemplo, léase también este artículo].

Greenpeace cuenta así lo sucedido
Catorce de noviembre
El barco perforador de Repsol, el Rowan Renaissance, llegará previsiblemente esta noche al punto frente a las islas Canarias donde planea extraer petróleo. Pero Greenpeace está protegiéndolo a bordo del Arctic Sunrise. ¡No queremos prospecciones!

18.15 horas. Llevamos un día situados en el punto en el que Repsol quiere hacer las prospecciones en Canarias y seguiremos aquí resistiendo por todos los que hoy dicen #CanariasdiceNo y #ProspeccionesNO

19.15 horas. Anochece en "Sandía", el punto frente a Canarias donde Repsol quiere perforar y donde el barco Arctic Sunrise resiste diciendo NO a las prospecciones. El barco de Repsol llegará esta noche. ¡No nos moveremos!

22.15 horas. Además del barco perforador de Repsol, otros tres barcos de apoyo a las prospecciones se acercan al punto donde estamos. Seguiremos protegiendo la zona ante el atentado ecológico y social de Repsol y el Gobierno.

22. 35 horas. Los barcos de apoyo han apagado sus motores, mientras el barco perforador de Repsol sigue acercándose. Está a 22 millas marítimas, unos 40 kilómetros.

23.40 horas. Ya vemos el "Rowan Renaissance", el barco perforador de Repsol, en la pantalla de navegación del Arctic Sunrise. En la pantalla, también aparecen los barcos de suministros que le ayudarían. Desde cubierta también podemos ver ya su torre, de más de 100 metros de altura.

Quince de noviembre
00.40 horas. Establecemos contacto con el buque perforador de Repsol, el Rowan Renaissance, y le pedimos que pare. Un buque de la Armada también ha llegado a la zona.

01.40 horas (00.40 horas en Canarias). El buque de Repsol, completamente iluminado, muy cerca del barco de Greenpeace Arctic Sunrise. Permanecemos quietos en el mismo punto.

02.35 horas (01.35 en Canarias). El buque de la Armada se interpone entre nosotros y el buque perforador de Repsol. A nuestras espaldas, una enorme luna nos ilumina.

07.55 horas (06.55 horas en Canarias). ¡Buenos días! Comienza a amanecer en el punto Sandía, que nuestro barco sigue protegiendo del buque perforador de Repsol. ¡Ya hemos impedido que comience sus operaciones durante 6 horas!

08.15 (07.15 horas en Canarias). Esta es la imagen del buque perforador de Repsol y el buque de guerra del ejército español que lo protege. Seguimos resistiendo en nuestro barco Arctic Sunrise, defendiendo el punto que Repsol quiere perforar en busca de petróleo.

11.00 horas (10.00 en Canarias). Tres lanchas de Greenpeace se han dirigido al buque perforador de Repsol, el Rowan Renaissance, para realizar una protesta pacífica contra las prospecciones que pondrían en peligro las aguas y la economía de Canarias. Cuando se estaban acercando, dos lanchas del ejército español las han interceptado, causando graves daños a dos de ellas.

11.37 horas (10.37 en Canarias). Las embarcaciones de la armada han embestido en varias ocasiones a los activistas de Greenpeace y, como resultado, se ha producido la caída al mar de una de las activistas, que ha recibido dos cortes y ha sufrido una fractura, y las embarcaciones de la organización han resultado dañadas. Greenpeace continúa en la zona de los sondeos mientras evalúa la situación.

Abordar
Dicho de una embarcación: llegar a otra, chocar o tocar con ella (RAE).

Agresión
Acto contrario al derecho de otra persona (RAE).

Tags: Petróleo , Marine , Ocean
Añadir un comentario
Emilio
El PP una vez mas demuestra ser el partido mas antisistema y radical del mundo, jamas Greenpeace había sufrido un atentado similar en ningún lugar del mundo. Una acción pacifica contestada con esta violencia es un atentado terrorista llevado a cabo por el misistro, el gobierno y el Estado. PP sois unos violentos terroristas
Francisco Ramirez
Hace falta tener muy mala leche y ser un rabioso jodio para actuar así. Me refiero al dueño de las manos que asian el timón. Pues por mucha orden del Sr. Ministro, del Almirante X ó del mando Y, finalmente quien decide rozar, impactar y abordar es un currito Perez cargado de mala baba. Toda la cadena de mando es responsable, pero que el tontolaba ese no se vaya de rositas.