panorama

Informe Climascopio, de BloombergNEF

Los inversores huyen de la incertidumbre que ha traído el Covid a las economías emergentes y regresan al mundo desarrollado

0
Climascopio, el termómetro con el que BloombergNEF le mide la temperatura a la inversión en las economías emergentes, ha publicado su última edición, que hace referencia a la inversión en 2019 pero que, además, adelanta una evaluación preliminar de lo que está siendo el año 2020. Dos son sus hallazgos clave: (1) la inversión extranjera directa total en energías renovables en los países emergentes ha sido la mayor registrada nunca (32.000 millones de dólares); pero (2), por primera vez desde el año 2016, BloombergNEF ha registrado en 2020 trimestres durante los cuales los flujos de capital hacia los mercados desarrollados han sido mayores que los recibidos por los mercados en desarrollo.
Los inversores huyen de la incertidumbre que ha traído el Covid a las economías emergentes y regresan al mundo desarrollado

El crecimiento de las energías renovables en las economías en desarrollo ha sido "excepcionalmente brillante" en 2019, según BloombergNEF, que acaba de publicar su último Climascopio, que es una especie de termómetro que le mide la temperatura a la inversión en las economías emergentes (inversión en energías renovables). La consultora destaca dos datos en su Climascopio: (1) las economías en desarrollo alcanzaron el año pasado los 325.000 megavatios de potencia solar fotovoltaica instalada (cuando diez años antes apenas sumaban mil); y (2) los proyectos eólicos (tanto terrestres como marinos) desarrollados en los países en desarrollo nunca han atraído tanto capital como en 2019, cuando 30 mercados emergentes recibieron inversiones por valor de 89.000 millones de dólares estadounidenses (M$). ¿Motor de esa querencia creciente por las economías emergentes? La vertiginosa caída de costes que han experimentado las dos tecnologías que nos ocupan -la eólica y la solar fotovoltaica (FV)-, cada vez más competitivas, frente a los cada vez menos atractivos combustibles fósiles. Más aún: según este último Climascopio de BloombergNEF, la inversión extranjera directa total en apoyo de las energías renovables ha fijado un nuevo máximo en 2019, año en el que se ha elevado hasta los 32.000 M$, muy por encima del máximo anterior (24.000 M$ en 2018). La gran mayoría -el 84%- del total invertido en 2019 ha salido de desarrolladores de proyectos internacionales, compañías prestatarias de servicios públicos (utilities), bancos de desarrollo y otras fuentes privadas.

Y entonces...
"Pero entonces vino la pandemia -matiza BloombergNEF en su Climascospio-, y, si bien el Covid19 ha afectado a casi todos los sectores de la economía mundial, el efecto en los mercados emergentes ha sido particularmente grave". La situación es la siguiente, según los autores del informe: en el nuevo contexto, y con el fin de mantener sus economías a flote, los gobiernos de una serie de estos mercados emergentes han impulsado el gasto. El problema es que han aumentado su endeudamiento, se han devaluado sus monedas y ha caído la calificación de su deuda soberana, todo lo cual ha erosionado su atractivo a ojos de los inversores. Así, el fuerte "flujo de inversión en energías limpias en economías emergentes procedente del extranjero" se ha ido debilitando, pues cada vez más inversores han considerado que ofrecían oportunidades más seguras sus escenarios domésticos.

Pues bien, el Climascopio 2020 de BloombergNEF le sigue los pasos a toda esa información en su sondeo anual sobre transición energética en países en desarrollo. El informe pone sobre la mesa el trabajo de al menos sesenta analistas de BloombergNEF, que han recopilado 123 indicadores detallados sobre 108 mercados emergentes del mundo. Este año, por primera vez tras nueve años, el Climascopio también incluye datos sobre 29 países desarrollados.

El Climascopio destaca las claves de 2019
• Las economías emergentes recibieron el año pasado el 58% (144.000 millones de dólares estadounidenses, M$) de los 249.000 M$ invertidos a nivel mundial en activos de gran escala (utility) para la generación de energías renovables.

• La energía solar fotovoltaica alcanza la ubicuidad ("Solar power is becoming ubiquitous", dice literalmente el Climascopio de BloombergNEF). Tres de los diez mercados emergentes instalaron más potencia solar fotovoltaica que de ninguna otra tecnología en 2019. Instalaciones de todas las escalas ("utility scale or small-scale") fueron puestas en marcha en hasta 69 mercado. BloombergNEF calcula que gracias a inversiones que superaron los 48.000 millones de dólares estadounidenses (M$). Actualmente, hasta 95 mercados tienen instalados al menos 10.000 megavatios de potencia solar.

• De entre los mercados emergentes, el china continental y el indio continúan siendo los principales perceptores de inversión en energías renovables. Según el Climascopio de BloombergNEF, entre los dos captaron 94.000 M$ de inversión en nueva potencia eólica y grandes parques fotovoltaicos. Esa inversión alumbró 76.000 megavatios de nueva potencia solar y eólica de generación en 2019.

• En 2019, por primera vez, las soluciones de generación de energía renovable (incluida la hidroelectricidad) fueron las más instaladas en hasta 106 mercados emergentes (excluidas de ese centenar la China continental y la India), a la par que el gas cayó a su nivel más bajo desde 2014 en estos mercados, donde solo se apunto 17.000 megas nuevos. 

Luiza Demôro, autora principal de Climascopio de BloombergNEF: "2019 fue un año de eventos inéditos, en su mayoría positivos. La ola de capital que vimos hacia los mercados emergentes sugiere que los inversores habían llegado a sentirse cómodos con los riesgos asociados a la financiación en nueva potencia solar o eólica en esos mercados"

Según la consultora estadounidense, aunque este Climascopio no contiene datos sobre 2020, una revisión preliminar de los indicadores sugiere que las disrupciones provocadas por la pandemia del Covid han ralentizado los flujos de inversión en energías limpias en los mercados emergentes. Por primera vez desde el año 2016, BloombergNEF ha registrado trimestres durante los cuales los flujos de capital hacia los mercados desarrollados han sido mayores que los recibidos por los mercados en desarrollo. La consultora concluye así, preliminarmente, que, aunque el Covid no es el único factor a tener en cuenta en lo que se refiere al movimiento de capitales, la curva de caída, y su persistencia (durante tres trimestres de 2020), sugieren que los números, a final de año, van a estar considerablemente por debajo de los registrados en 2019.

En 2019, el apoyo de las instituciones financieras de desarrollo, incluidos los bancos internacionales de desarrollo, se mantuvo a un nivel de aproximadamente 4.000 M$, pero su participación en la inversión extranjera directa total en energías limpias cayó hasta quedar en el 11%, mínimo de los últimos 10 años.

Ethan Zindler, jefe de BloombergNEF en las Américas: "el apoyo de estas instituciones de financiación del desarrollo no estaba en acorde con el crecimiento del mercado antes de la pandemia. Con suerte, se intensificarán en el año que viene, ya que el Covid-19 ahora está reduciendo el monto de capital privado disponible"

Al igual que en años anteriores, Climascopio aprovecha los datos que recopila en los mercados en desarrollo para crear puntuaciones generales para cada uno de esos mercados. Pues bien, los cinco mercados con mayor puntuación este año, los más atractivos para los inversores, son:
• Chile
El país fijó y cumplió un objetivo de mandato de energía limpia 2025 del 20% y ahora busca el 60% para 2035. Chile se clasificó en el segundo lugar en la encuesta del año pasado, y en el primer lugar en 2018.

• India
Su gobierno tiene uno de los objetivos de energía renovable más ambiciosos del mundo, con una meta de 175.000 megavatios para 2022.

• Brasil
El país ha sido pionero en subastas competitivas para contratar energía limpia, lo que llevó a 30.000 MW de energía renovable contratada en 2009-2019.

• Jordania
Las instalaciones de energía renovable en Jordania han experimentado un auge en los últimos cinco años, con 1.500 MW de potencia solar fotovoltaica y más de 500 megas de capacidad eólica instalada en 2015-2019.

• China continental
La inversión en energía limpia en el país se ha estado hundiendo desde 2017 como resultado de los cambios en las políticas, especialmente la eliminación de las generosas tarifas reguladas que fueron la norma durante gran parte de la última década. Aun así, gracias al crecimiento y compromiso nacional, sigue siendo -apuntan desde BloombergNEF- una tierra de enorme potencial para las energías renovables.

Añadir un comentario