panorama

Las cofradías de  pescadores de Fuerteventura también usarán renovables

0
Un proyecto piloto incluido en el Plan de Acción de la Reserva de la Biosfera de Fuerteventura apuesta por reducir el gasto de electricidad mediante el uso de la energía eólica y de placas termosolares para elaborar hielo y mantener las cámaras de frío. La iniciativa, en estudio desde hace tres meses, cuenta con el apoyo del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino y el Cabildo de Fuerteventura. 
Las cofradías de  pescadores de Fuerteventura también usarán renovables

La primera de las tres cofradías en poner a prueba este sistema ha sido la del puerto de Morrojable. Esta instalación se ha convertido desde hace unos meses en centro de pruebas de un proyecto, “Frío Solar”, pensado para llegar muy lejos. La idea es que si la aplicación de estas fuentes de energía obtienen los resultados fijados –30.000 euros en ahorro eléctrico-, se instalen también en un futuro en las lonjas de Corralejo y Gran Tarajal, e incluso en cualquier otra parte del mundo, a partir de un convenio de colaboración con la Biosfera de Fuerteventura.

En el edificio de Morrojable, donde se han invertido 70.000 euros, se pondrán primero en marcha tres medidas: la implantación de un prototipo de máquina de frio solar de 5 kW frigoríficos (la actual máquina tiene 54 kW frigoríficos), un modulo de baterías de condensación para minimizar el consumo de energía reactiva y un condensador funcionando con agua de mar para los grupos frigoríficos. Despues de su evaluación, la instalación contará también con un sistema minieólico y un campo de 24 metros cuadrados de captadores solares térmicos, que alimentará la máquina prototipo. 

Antonio Gallardo, director de la Reserva de la Biosfera de Fuerteventura, explica a Energías Renovables que “se trata de una iniciativa que ha querido buscar el mayor grado de sostenibilidad posible, y por ello el sistema está pensado, además, para utilizar agua salada y no dulce, lo que incrementará aún más el ahorro energético, ya que hay que tener en cuenta que en Canarias el agua debe ser sometida a un proceso de potabilización en el que se emplea fuel-oil”.

Gallardo resalta que “la pesca es desde hace mucho tiempo una actividad de por sí sostenible en la isla, ya que los propios pescadores han eliminado el uso de nasas o palangres para pescar con cordel”. Y añade que “éste es un proyecto modular con miras hacia la colaboración internacional y su aplicación para la creación de nuevas cofradías en zonas donde el acceso a la electricidad es limitado”.

Aprovechar los recursos
El estudio de I+D+i de este sistema ha sido realizado por las empresas Trabajos Técnicos y Ciéntíficos, S.L. y Demede Engineering & Research (ubicada en el Parque Científico de la Universidad Carlos III). En él se ha previsto el uso de diferentes tecnologías renovables en función de la abundancia de recurso que exista en cada lugar. Jorge Servet, ingeniero y profesor de la UPM, nos explica que “cada sistema podrá ser incrementado o reducido para hacerlo, en conjunto, lo más eficiente posible”. De hecho, Gallardo señala que “dentro de la propia isla la intensidad del viento es muy variable y no se aprovechará de la misma forma en Corralejo, una de las zonas más ventosa de Canarias, que en Gran Tarajal o Morrojable”.

Entre las múltiples ventajas que la puesta en marcha que el proyecto contempla, están los ahorros energéticos -34.700 kWh-, la disminución de las emisiones de CO2 -20,65 toneladas- y también el impulso de las cofradías y la aportación a éstas de un beneficio económico generado por la disminución del gasto energético que podrá ser reinvertido en el diseño de sistemas de pesca ecosostenibles.  

Más información
www.rbfuerteventura.com


Añadir un comentario