panorama

Unión Europea

Alemania y otros seis países de la UE siguen aferrados al carbón y al gas fósil

0
Alemania, Bélgica, Bulgaria, Chequia, Italia, Polonia y Rumania. Estos siete países siguen aferrados al carbón y al gas fósil y serán responsables de cuatro quintas partes de las emisiones del sector energético de la Unión Europea en 2030, haciendo muy difícil alcanzar los objetivos de reducción de emisiones que persigue la CE, según un nuevo análisis presentado hoy por el think-tank independiente Ember.

Alemania y otros seis países de la UE siguen aferrados al carbón y al gas fósil

El informe de Ember pone de relieve que en la próxima década, la generación de electricidad renovable se duplicará para suministrar casi el 60% de la electricidad de la UE en 2030. Este crecimiento está impulsado por la energía eólica y solar, que representarán al menos el 40% del suministro. A pesar de este progreso, se espera que los combustibles fósiles sigan generando alrededor del 25% de la electricidad de la UE para 2030, con la energía del carbón reduciéndose sólo a la mitad y sin ningún plan para reducir el gas fósil a lo largo de la próxima década.



Como resultado, el think-tank advierte que la UE no está en camino de cumplir la reducción del 55% de las emisiones totales recomendada por la Comisión Europea para 2030, y aún menos el 60% recomendado por el Parlamento. Para lograr este objetivo, que votará el Consejo Europeo el próximo mes de diciembre, los planes de despliegue de energía eólica y solar deben aumentar en un tercio, según destacan desde Ember.

Los expertos del think-tank han llegado a esta conclusión tras analizar los Planes Nacionales de Energía y Clima (PNEC) y los documentos de planificación nacional asociados de cada uno de los 27 países de la Unión Europea. Un análisis que se completó en octubre de 2020 mediante una combinación de investigación documental y contacto directo con los departamentos gubernamentales nacionales responsables de los planes, y que les ha permitido identifica los países "clave" que están haciendo especialmente difícil el progreso:


• Limitado o sin progreso: Bélgica, Bulgaria, Chequia, Rumania y Polonia. Sus Planes Nacionales de Energía y Clima (PNEC) indican un progreso limitado o nulo en el sector eléctrico durante todo el próximo decenio. La combinación de estos países representa el 40% de las emisiones del sector eléctrico en 2030



• Lento: Alemania e Italia. Sus PNEC indican que el progreso en el sector eléctrico es lento durante la próxima década, lo que resulta preocupante dado el tamaño de sus economías y la demanda de electricidad. Combinados, los dos países representan el 40% de las emisiones del sector eléctrico en 2030.

Los analistas de Ember piden a todos estos países que revisen sus planes eléctricos e identifiquen donde pueden hacer más ahorros de emisiones.



Proyecciones por país

Alemania. Este país ha renunciado a la energía nuclear pero sólo está planeando niveles medios de despliegue de electricidad renovable en la próxima década. Según Ember, en 2030 tendrá una de las redes eléctricas más sucias de la UE debido al uso del carbón en la generación eléctrica y será responsable de ~30% de las emisiones del sector energético de la UE-27.


Bélgica. Es uno de los dos únicos países de la UE donde las emisiones del sector energético aumentan entre 2018 y 2030.  Durante este período de tiempo, planea el mayor aumento de la generación de electricidad a partir de gas fósil en la UE, causado por la eliminación gradual de la energía nuclear. La cuota de Bélgica en la electricidad renovable para 2030 será significativamente inferior a la media de la UE.

Bulgaria. Será uno de los tres únicos países con una proporción de carbón superior a un tercio de la mezcla de electricidad en 2030. Bulgaria tendrá una de las proporciones más bajas de energía eólica y solar de la UE al final de la década.

Chequia. Tendrá la segunda red eléctrica más sucia de la UE en 2030 y será el cuarto mayor emisor del sector energético de la UE. La República Checa tiene previsto el menor despliegue de electricidad renovable de toda la UE.

Italia. Para 2030, será responsable de ~10% de las emisiones del sector energético de la UE-27 al mantener una alta dependencia de los combustibles fósiles para la electricidad. Entre 2018 y 2025, Italia está planeando la mayor expansión del uso de gas fósil en el sector eléctrico de la UE, impulsada principalmente por el cambio de carbón a electricidad alimentada con gas fósil.


Polonia. Si nada cambia, tendrá la red eléctrica más sucia de la UE: será el principal generador de carbón y el segundo mayor emisor del sector energético de la UE, responsable de ~22% de las emisiones. Su despliegue de renovables está significativamente por debajo de la media de la UE.  

Rumania. Está planeando una de las tasas de despliegue de electricidad renovable más bajas de la UE en el próximo decenio. En 2030, Rumania tendrá una de las redes eléctricas más sucias de la UE, debido a una elevada dependencia de los combustibles fósiles y un papel notable del carbón.













Añadir un comentario