fotovoltaica

El sector solar se postula para liderar la recuperación económica de España

0
La Unión Española Fotovoltaica (UNEF) publicó ayer un informe sobre el “potencial de aportación del sector fotovoltaico a la recuperación económica” de España. El informe incluye una serie de medidas que UNEF ha anunciado que presentará “próximamente” al Gobierno (y que repasamos a pie de página). España fue el año pasado Top 1 de Europa en instalación de potencia solar fotovoltaica (FV). Y, según la asociación, la tecnología FV no solo genera negocio y crea empleo, sino que, además, y gracias al alto grado de competitividad del precio de la energía que produce, “puede dotar a la industria española de una ventaja competitiva en el precio de la electricidad con respecto a sus competidores de los países de nuestro entorno”.
El sector solar se postula para liderar la recuperación económica de España

UNEF postula al sector al que representa como palanca para la recuperación económica del país, reactivación que debe inscribirse, según la Unión Española Fotovoltaica, en un “proceso de transición ecológica”. El sector solar fotovoltaico -explican desde la asociación empresarial- tiene una “fuerte base industrial” en España, donde hay empresas con tecnología propia “que se sitúan entre las primeras del mundo en los elementos con mayor valor añadido de la cadena de valor de un proyecto fotovoltaico”. Según la asociación, la industria española produce elementos (de esa cadena de valor) que suman más del 65% del coste medio de un proyecto solar fotovoltaico. Así, en España hay fabricantes top de electrónica de potencia, empresas líderes a nivel mundial en la fabricación de componentes fotovoltaicos, como los inversores, “y en el segmento de los seguidores solares, de las diez mayores compañías del mundo cuatro son españolas”. Además, UNEF recuerda que el sector solar fotovoltaico nacional cuenta con compañías top a escala global en el diseño, en la promoción y en la entrega de proyectos llave en mano (empresas que se encargan de la ingeniería, los suministros, la ejecución de la obra y la entrega al cliente final)

Así, el sector fotovoltaico -apuntan desde UNEF- tiene un considerable impacto en la economía nacional, con una contribución al PIB de más de 5.000 millones de euros en 2018. Más aún: el año pasado, 2019, España fue el mercado líder en el sector fotovoltaico a nivel europeo y el sexto a nivel mundial (solo por detrás de naciones gigantescas, como Brasil, México, Estados Unidos o China). España sumó en 2019 a su parque solar fotovoltaico nacional 4.200 megavatios de nueva capacidad (en grandes parques solares) y 459 megas en instalaciones para autoconsumo.

Arancha Martínez, presidenta de UNEF: “la energía fotovoltaica debe tener un rol protagonista en la recuperación, no solo por los beneficios que aporta al sector eléctrico, al ser renovable, competitiva y fácil de implementar, sino por su aportación al conjunto de la economía y la sociedad”

La solar, un minuto antes del Covid-19
Respecto a la huella de empleo, en el momento del comienzo de la emergencia por Covid-19, el sector fotovoltaico -concreta UNEF- daba empleo a alrededor de 60.000 personas, entre empleo directo, indirecto e inducido. Pero la asociación destaca otro detalle: “tanto el segmento de las plantas fotovoltaicas en suelo, como el segmento del autoconsumo, suponen además la creación de riqueza y empleo capilar en las zonas de la España vaciada, contribuyendo a la reactivación de las economías locales”. Además, UNEF añade a esas virtudes una clave de comprensión adicional del verdadero valor de la energía solar fotovoltaica: “gracias a su alto grado de competitividad en el precio de la energía generada, la fotovoltaica puede dotar a la industria española de una ventaja competitiva en el precio de la electricidad con respecto a sus competidores de los países de nuestro entorno”.

11 medidas para fortalecer la aportación a la recuperación económica
En el segmento de plantas fotovoltaicas en suelo, planteamos las siguientes propuestas:
1. La celebración de subastas renovables, como el elemento clave que permita cumplir con los objetivos del PNIEC. Un nuevo modelo de subasta (que marque un precio por la energía generada y pay-as-bid) permitiría poner en marcha el sector con rapidez contribuyendo a la recuperación de la actividad general del país.

2. La revisión del marco regulatorio de acceso y conexión estableciendo un procedimiento claro y transparente para la obtención de los permisos y que elimine comportamientos especulativos sin suponer una barrera de entrada para pequeños productores. El nuevo procedimiento debe ser además exigente en plazos para aclarar la situación real del mercado.

3. La reducción de plazos de tramitación administrativa, elemento clave para acelerar el desarrollo de los proyectos, Para ello debe aumentarse la digitalización, que se permita cierta simultaneidad en los trámites con las distintas administraciones, particularmente entre la solicitud de la autorización administrativa, el cambio de uso del suelo y la licencia de obra, y los dictámenes de ciertos organismos, así como que éstas cuenten con suficiente personal cualificado. Solo con la simultaneidad se podría obtener una reducción de 6-8 meses en los tiempos.

4. La definición de una política de desarrollo industrial asociada a la energía fotovoltaica, para capturar las mayores rentas en términos de empleo y crecimiento económico derivadas de la nueva capacidad a introducir por el PNIEC. Como parte de esta estrategia, se debería fomentar la innovación y desarrollo incluyendo la captación de fondos europeos y la participación en programas comunitarios. Así, los fondos estructurales pueden emplearse para apoyar proyectos innovadores y de demostración.

En el segmento del autoconsumo, donde es muy importante actuar en el corto plazo para que no se pierda el tejido empresarial y los empleos que estaban empezando a formarse, proponemos las siguientes medidas:
1. Incentivación fiscal de carácter temporal, amortización acelerada de las instalaciones para las empresas que instalen autoconsumo e IVA reducido para los clientes domésticos.  

2. Reducción del término fijo de la factura eléctrica para que no sea una barrera para la transición energética. En este sentido, entendemos necesaria una reforma de la fiscalidad ambiental que aplique el principio de quien contamina paga, internalizando en el precio de los combustibles fósiles su contenido en carbono y fomentando así la electrificación.

3. Simplificación y digitalización de las tramitaciones administrativas del autoconsumo. Para las instalaciones sobre cubierta proponemos realizar la tramitación por la vía de la comunicación previa, como ya se hace en varias comunidades autónomas, eliminando el requisito de licencia de obras.

4. Lanzamiento cuanto antes de un programa de apoyo a los proyectos innovadores y de demostración con fondos estructurales. En el caso de Ceuta y Melilla, debido a sus especiales características de energía cara y sin posibilidades de llevar a cabo plantas en suelo, proponemos que estos fondos se puedan utilizar también para las instalaciones de autoconsumo convencionales, para que no se queden al margen del proceso de transición ecológica.

5. Revisión del Código Técnico de Edificación, incorporando mayores obligaciones a la instalación de autoconsumo.

6. Reforma de la Ley de propiedad horizontal para facilitar la realización de instalaciones de autoconsumo colectivo, aún minoritarias.

7. Campaña de promoción por parte de las administraciones públicas que traslade a los consumidores el mensaje de que el autoconsumo es una opción viable para su suministro y que, gracias a la competencia económica de la fotovoltaica, permite el ahorro en la factura.

Qué es UNEF
La Unión Española Fotovoltaica (UNEF) se define como "la asociación sectorial de la energía solar fotovoltaica en España". Declara más de 400 socios: "empresas, entidades y agrupaciones de toda la cadena de valor de la tecnología, que representan a más del 85% de la actividad del sector en España y que aglutinan a su práctica totalidad: productores, instaladores, ingenierías, fabricantes de materias primas, módulos y componentes, distribuidores y consultores". UNEF ostenta además la presidencia y co-secretaría de FotoPlat, la plataforma fotovoltaica tecnológica española. La plataforma agrupa a las universidades, centros de investigación y empresas referentes del I+D fotovoltaico en España.

El informe

Añadir un comentario