biomasa

El coste estimado del Plan de Transformación rondará los 41 millones de euros

Hunosa usará biomasa forestal en lugar de carbón en la central termoeléctrica de La Pereda

1
La empresa pública asegura que el Plan de Transformación que acaba de aprobar (y que supone sustituir el carbón por biomasa en su proceso de producción de electricidad) "responde a los objetivos de consolidar la viabilidad de la compañía, contribuir a una economía limpia y sostenible y a vertebrar el territorio afectado". El Plan -asegura Hunosa- pretende mantener los 73 puestos de trabajo actuales y generar casi 200 nuevos, "principalmente con la gestión de la biomasa forestal".
Hunosa usará biomasa forestal en lugar de carbón en la central termoeléctrica de La Pereda

El Consejo de Administración de Hunosa aprobó el pasado 23 de diciembre el Plan de Transformación de la Central Térmica de La Pereda (foto), que supone el abandono del carbón como principal combustible y su sustitución por biomasa forestal. Según reza el comunicado que ha difundido la empresa, "se trata del proyecto que garantiza la supervivencia de la principal fuente de ingresos de la compañía y un gran paso en el papel que Hunosa pretende asumir en la transición justa a una economía descarbonizada". Según Hunosa, el proyecto supone un conjunto de modificaciones técnicas en las instalaciones, entre ellas, la adaptación de la caldera, la incorporación de una tecnología que incrementa la potencia neta de la planta, con la mejora de la eficiencia del ciclo de refrigeración, y un sistema de almacenamiento logístico del combustible: "estas modificaciones requerirán una inversión aproximada de 41 millones de euros". Ahora -informa la empresa-, el proyecto debe recibir la autorización del Consejo de Administración de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales, accionista universal de Hunosa, y pasar por el correspondiente proceso de subastas de energías renovables.

Hunosa enmarca su decisión
«El Plan de La Pereda está alineado con las políticas energéticas que se están desarrollando a nivel español y europeo y pretende dar respuesta a un triple objetivo: asegurar la rentabilidad de la central y de Hunosa, contribuir a una economía limpia y sostenible y favorecer la vertebración de la región y comarcas afectadas»

«El uso de la biomasa como combustible se enmarca en el proceso de descarbonización y la economía circular, apostando por una economía limpia, la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, la mejora de la eficiencia energética y el impulso de la generación de energía eléctrica a partir de fuentes de energía renovables. Además, este proyecto tiene vocación de ayudar al necesario impulso de la gestión forestal de los bosques, una asignatura pendiente en una parte importante de los montes asturianos»

«El plan también incide en la transición justa, sin dejar de lado el impacto en el empleo, considerando en particular a los puestos de trabajo afectados por el cierre de instalaciones dependientes del carbón. Según el proyecto, se mantendrán los 73 empleos actuales en la planta y se estima la creación de 197 nuevos puestos de trabajo, principalmente derivados de la gestión forestal y tratamiento de la biomasa»

El grupo termoeléctrico de La Pereda fue construido a mediados de la década de los noventa. Desde entonces -asegura Hunosa-, ha sido "un ejemplo de central termoeléctrica con menores emisiones de gases con efecto invernadero y a ello se sumó la planta de captura de CO2, financiada por la UE y que como proyecto de I+D ha sido un éxito".

Gregorio Rabanal, presidente de Hunosa: "la transformación de La Pereda a la biomasa es uno de los principales proyectos recogidos en el Plan de Empresa de Hunosa 2019-2027 y una pieza fundamental para garantizar la viabilidad de la empresa y todo el Grupo Hunosa"

El Grupo
Hunosa (Hulleras del Norte, Sociedad Anónima) se constituye en 1967 como sociedad perteneciente al por entonces Instituto Nacional de Industria (INI). Es propiedad cien por cien de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), un grupo empresarial público con participación directa y mayoritaria en 15 empresas. Hunosa, que nació en clave de carbón, se ha adentrado recientemente en el negocio de energías como la geotermia y la biomasa y explora otras, como la hidráulica y la eólica.

La sede de Hunosa se encuentra radicada en Oviedo, ciudad en la que se encuentran las oficinas centrales del Grupo, al que pertenecen también Sociedad Asturiana de Diversificación Minera (Sadim), Hunosa Empresas y la Brigada Central de Salvamento Minero.

Además, Hunosa constituyó en 1975 la Fundación Laboral Santa Bárbara (Fusba) y participa, con un 50% del capital, en la Sociedad para el Desarrollo de las Comarcas Mineras (Sodeco), sociedad mercantil para promoción de nuevas actividades económicas en el área de influencia de Hunosa, en la que el otro socio es el Gobierno de Asturias.

Artículos relacionados
Co-combustión con éxito en una central de carbón de Hunosa (mayo de 2012)

La térmica de carbón de Hunosa “co-combustiona” al 30% con biomasa (mayo de 2013)

Hunosa renueva su apuesta por una central de biomasa en Asturias (mayo de 2019)

Añadir un comentario
Suso
Es curioso en Asturias se puede hacer y es rentable¿?¿?¿?, económica y socialmente. En As Pontes, A Coruña, no. Hoy, también, dada la situación crítica (caótica), se desvía un metanero que venía a descargar en Ferrol, para la planta regasificafora de Bilbao (tendrán algo que ver los peajes). Curioso reparto: siempre nos toca llevar el palo. La zanahoria, nos queda para autoadministrarla por cierto lugar de nuestra anatomía.