ahorro

Los bares y restaurantes de Logroño se comprometen con la defensa del clima

0
75 hosteleros de Logroño, 67 de ellos de la famosa zona La Laurel, se han adherido a Hostelería #PorElClima, una iniciativa de sensibilización en torno al cambio climático presentada esta mañana en Logroño por Ecodes, impulsor del proyecto con el apoyo de Cocacola. Hasta el momento, más de 450 establecimientos de toda España se han adherido al mismo.

Los bares y restaurantes de Logroño se comprometen con la defensa del clima

Hostelería #PorElClima ayuda al sector de la hostelería visibilizando a los establecimientos comprometidos y sus acciones climáticas (utilizar iluminación LED en el local, tener inodoros de doble descarga, usar recipientes de cocina que reduzcan el gasto energético o evitar el desperdicio de alimentos, por ejemplo). De esta manera, señalan desde Ecodes, "se extienden las acciones contra el cambio climático y se genera un efecto contagio". La iniciativa aporta, además, ayuda a los establecimientos con acciones, consejos y herramientas para reducir el impacto ambiental y agrupa a los que están preocupados por no contaminar más el planeta. 



Los 67 hosteleros de la zona La Laurel de Logroño adheridos a la iniciativa, y otros ocho del resto de la ciudad, han realizado un diagnóstico de las acciones que tienen en marcha en este sentido y se han comprometido a ampliarlas y extenderlas para reducir su impacto ambiental. Se trata de medidas en torno al agua, consumo responsable, energía, movilidad y residuos. Algunas de las conclusiones del diagnóstico realizado han sido:


• Agua: en agua las acciones climáticas ya están en marcha, ya que son las más extendidas en el sector de la hostelería. Lo más repetido es evitar el goteo en los grifos y el inodoro, reducir el caudal de los grifos y ofrecer doble descarga en los inodoros. 


• Consumo responsable: evitar el desperdicio de alimentos, elegir bien a los proveedores, aprovechar los recursos, comprar productos reciclados e implicar a las personas empleadas. Además, una gran mayoría de los establecimientos consumen productos de proximidad y trabajan con proveedores locales, ayudando de esta forma al desarrollo de los productores de la zona.


• Energía: en ahorro energético la utilización de LED es una de las prácticas más extendidas en la zona La Laurel. De los  restaurantes diagnosticados, la mayoría ya han incorporado esta forma de iluminación en sus establecimientos. También una mayoría cuenta con sistemas lumínicos de detección de presencia. El control sobre la temperatura de las neveras es una acción energética que una gran mayoría (54 establecimientos) cumplen. Otras son tener la nevera a 5º y el congelador a -18º (considerado como lo ideal), tapar las ollas al cocinar, usar la calefacción en invierno entre los 19º y 21º, evitar el consumo de energía del modo stand by, aprovechar la plena carga de los electrodomésticos como lavavajillas y lavadora, poner el aire acondicionado entre 24º y 26º y usar energías renovables. 


• Movilidad: aprovechar la red de transporte púbico para atraer a clientes y para los viajes del personal, fomentar el uso de la bicicleta, usar el camino más corto con sistemas que optimicen la logística.


• Residuos: respecto a los residuos, se puede destacar que los establecimientos adheridos de Logroño tienen cubos separados para los diferentes residuos y reciclan correctamente tanto el papel, aceite, vidrio, plásticos, bricks, orgánica, bombillas… Asimismo, tienen la “recogida selectiva” con días asignados para sacar determinados residuos.



La hostelería de la zona La Laurel quiere continuar su compromiso climático y va a incorporar nuevas acciones climáticas que ayuden al medio ambiente, al clima y a su comunidad. Para ello se han comprometido a poner en marcha un servicio de recogida del aceite usado doméstico para todo el vecindario de la zona y aledaños a fin de lograr su perfecto reciclaje; y a que los locales adheridos a la iniciativa que todavía no cuentan con iluminación LED la incorporen, para que dicha medida de ahorro energético esté implantada al 100%.



En la mesa redonda posterior  a la presentación de la iniciativa, Ana Mastral, responsable de Hostelería por el Clima de Ecodes, ha indicado que el sector de la hostería tiene en su mano poner en marcha múltiples medidas para ayudar a frenar el calentamiento global, como las implementadas en estos locales. Asimismo, ha destacado que como país líder mundial en turismo, España “también debe serlo en la lucha frente al cambio climático”, y una forma de reconocer a los establecimientos comprometidos con ello y participan en este programa es distinguiéndoles con un distintivo con el que se busca “un círculo virtuoso entre hosteleros y consumidores que los reconocen y recompensan esa acción”.

Añadir un comentario