tomás díaz

Plantas fotovoltaicas sin prima

6

El mundillo energético está revuelto con la noticia de que en España, dentro de un lustro, habrá gigantescas plantas fotovoltaicas inyectando electricidad en la red sin ayudas de ningún tipo. En un ambiente enrarecido por la crisis y el miedo a que empeore, retumba fuera de nuestras fronteras. Es un soplo de aire fresco. Unos lo interpretan como la esperada graduación del alumno aventajado; otros, como la llegada al presente de la energía del futuro; algunos, incluso, mutan en orates y proclaman el inicio de la supremacía de la tecnología solar, algo así como el triunfal advenimiento de la energía salvadora.

Los menos iniciados se asombran del tamaño de los proyectos: Würth planea 287 MW, Gehrlicher, 250 MW, Andaltia, 400 MW… Enormes, sin duda. Del orden de los 200 MW del parque solar de Charanga, en India, que se inauguraron hace un par de semanas. Pero sin llegar a los 500 MW que tendrá ese mismo parque en 2014 y lejos de los 2.000 MW que proyecta First Solar en el norte de China para 2019.

Las economías de escala son muy importantes en fotovoltaica; cuanto más grande sea la instalación, más barata es la electricidad que produce. Por eso es lógico que sean catedralicios los primeros proyectos solares que compitan a pecho descubierto con las energías sucias y peligrosas.

La cercanía de la fecha de puesta en marcha de estos proyectos, otro aparente motivo para santiguarse, tampoco es una novedad. Con la simple aplicación de la normativa española, hacia 2016 los ingresos de las plantas solares iban a ser mayores cobrando el precio del mercado que cobrando la tarifa regulada. La moratoria puede haber eliminado las primas, pero no el momento en que éstas vayan a dejar de ser necesarias. Y ocurrirá muy pronto, aunque otra cosa sostenga el mantra mediático de las eléctricas y la patética Planificación de Miguel Sebastián.

Los grandes proyectos fotovoltaicos sin prima han obtenido notoriedad internacional gracias a la moratoria –Andaltia anunció sus intenciones hace un año–, pero siguen teniendo los mismos números que cuando eran menos famosos. Son esos mismos números los que están convenciendo a Iberdrola, público azote de la energía solar, que estudia una planta de 400 MW en Teruel.

Sólo las barreras técnicas del sistema eléctrico y las decisiones políticas pueden impedir que esos grandes proyectos se materialicen en los plazos previstos, año arriba, año abajo. Por eso Murcia anuncia que tiene solicitudes de 2.000 MW fotovoltaicos dispuestos a generar sin prima, siempre y cuando el Gobierno central les garantice que, aunque operen en el mercado, no se va a interrumpir su producción.

Si los sumos sacerdotes europeos queman incienso y conjuran para que aumenten pronto las interconexiones continentales, en los países mediterráneos proliferarán parques solares mayestáticos. Mientras tanto, la industria solar debería dirigir sus oraciones a san Viejas Glorias, patrón del cierre de las centrales sucias y peligrosas.

Añadir un comentario
Pablo Marmol
Alguien sabe si para las plantas fotovoltaicas sin prima existe la penalización por desvíos?
En este artículo, para los profanos, es imprescindibe recordar, que efectivamente la economía a escalas funciona, y que hemos llegado a estos precios, , pero por el camino, el recortazo de las primas a los pioneros responsables de estos logros,( con las inversiones ya hechas y que costaron 7-8 veces más q estas), nos están llevando a la ruina. Por lo que considero imprescindible tenerlo presente y exigir la derogación de esos recortes y que se respete la seguridad jurídica . Nuestra mini-huerta, da trabajo a 7 empresas , paga impuestos en España y ahorramos en emisiones de Co2 e importación de crudo
Mariano
Te equivocas lendermain. Habrá menos viviendas individuales pero eso no significa que el autoconsumo no sea viable en un bloque, bien para el consumo de los servicios generales del edificio o bajo la fórmula del autoconsumo compartido, si dejar de pensar en los polígono industriales. Me parece un forma reducionista de ver el asunto del autoconsumo
lendermain
I.maule, en las medias y grandes ciudades españolas, donde reside la mayor parte de la población el autoconsumo no es viable.
Xavier Cugat
Si los inversores son extranjeros se irán los beneficios que producirán esas plantas, ciertamente, pero la inversión, que es la parte mayor, se quedará aquí, así como el empleo generado, los impuestos generados y las empresas que nacerán o crecerán aquí para construir esas plantas. Por no decir que las primeras serán dificiles, pero luego la cosa irá creciendo al ver todos los inversores que el tema funciona, generando más empleo, impuestos y empresas. En todo caso eso pasa en cualquier sector de actividad. Por poner un ejemplo, los beneficios de SEAT también se van a fuera al ser el inversor de SEAT, Volkswagen. E.on también tiene plantas y cuando Endesa gana, el beneficio se va a Italia, a ENEL. Y así infinidad de empresas. A su vez también hay empresas españolas que invierten en el exterior y que se traen sus beneficios aquí. La autarquía no existe, estamos en un mundo globalizado y lo que comentas es inevitable. Pero esa inevitabilidad no implica que no se pueda extraer algo positivo para el país.
I.maule
Si los inversores son extranjeros, los dividendos se irán, y el déficit exterior no mejorará. Este modelo requiere un gran despliegue de redes, que es altamente costoso, y en nada favorece la alternativa más interesante, que es el autoconsumo