termosolar

Italia, nueva esperanza europea para la termosolar

0
Después de un 2013 en el que el mercado termosolar europeo giró en torno a la construcción de los últimos 350 MW instalados por ahora en España, parece que el foco de atención se traslada a Italia. Como ya sucediera con la fotovoltaica, el país transalpino quiere recoger el testigo de España y relanzar esta tecnología en un par de años.
Italia, nueva esperanza europea para la termosolar
Central termosolar de Ivanpah (California, EEUU)

El último barómetro de EurObserv’ER está dedicado a la termosolar y a la solar térmica para producción de agua caliente sanitaria. La organización estima que en la Unión Europea hay instalada una potencia de 2.311,5 MW eléctricos. Y que los proyectos en desarrollo sumaban a principios de este año otros 638,8 MW.

Con algunas claves a resaltar. La primera, que España comienza a perder su ventaja. No tanto porque los demás vayan a alcanzar pronto la potencia instalada en nuestro país (2.303,9 MW, casi la totalidad de la potencia instalada en Europa) sino por el parón sufrido mientras otros comienzan a reaccionar. Es el caso de Italia, que se convierte ahora en el nuevo polo de atención, ya que podría sumar 600 MW en 2020. Por su parte, Francia está pendiente de una nueva licitación.

El mercado de la otra tecnología estudiada en este barómetro, la solar térmica para agua caliente sanitaria y calefacción, sigue disminuyendo. Ya es el quinto año consecutivo de contracción en la UE. Aunque en España la solar térmica sí creció en 2013, en la UE cayó un 10,2% con respecto al año anterior. Los datos del barómetro estiman que el año pasado se instalaron en Europa algo más de 3 millones de metros cuadrados de colectores solares. Exactamente 3.027.532, lo que equivale a 2.119,3 MWt.

Según las encuestas de EurObserv’ER, los colectores planos representaron el 90% de todas las ventas, muy por encima de los colectores de vacío. Sobre los colectores flexibles, no vidriados, utilizados básicamente para calentamiento de piscinas, el estudio dice tener menos datos.

El mercado alemán declina, excepto en nueva construcción. El Reino Unido está desarrollando ya su programa Renewable Heat Incentive (RHI), un programa de apoyo financiero a largo plazo al calor con fuentes renovables y está por ver que consecuencias tiene. Porque el feed in tariff en Italia es, según EurObserv’ER una cortina de humo. Por otro lado, las arcas del mercado solar térmico en Polonia se han secado. En Francia lleva muy mal camino y en Dinamarca los retrasos afectan a las redes de distric heating.

En nuestro número de julio de la revista en papel dedicaremos un especial a la termosolar, con amplios contenidos sobre el sector en España y en todo el mundo.

Añadir un comentario