panorama

La solar fotovoltaica ha generado en este mes de septiembre un 30,9% más que en septiembre del 2020

La electricidad en septiembre: cae más de dos puntos la demanda, sube un 400% el precio

0
Tres datos fundamentales: (1) la demanda de energía eléctrica en España ha caído un 2,2% en septiembre de 2021 (con respecto a septiembre de 2019, último año homologable, habida cuenta de la situación extraordinaria propiciada por la pandemia en 2020). Dos: la aportación de las energías renovables al mix eléctrico nacional ha crecido sin embargo cuatro puntos (+4% con respecto a 2019). Y tres: la aportación del gas ha caído casi tres enteros (-2,9% con respecto a 2019). O sea, que hay menos demanda, hay menos gas produciendo electricidad y hay más energías renovables. Pues bien, a pesar de todo ello, el precio medio del megavatio hora en el mercado mayorista es hoy (203,68 €) un 400% más caro que en 2019 (49,07€). [Foto: Gamo Energías]
La electricidad en septiembre: cae más de dos puntos la demanda, sube un 400% el precio

Red Eléctrica de España, que es el operador del sistema eléctrico nacional, ha publicado hoy el balance mensual correspondiente a septiembre, mes durante el que las empresas y hogares españoles han demandado 21.073 gigavatios hora de energía eléctrica, un 2,9% más que en septiembre de 2020, el año del Covid, pero un 2,2% menos que en septiembre de 2019, último año realmente homologable. La demanda baja, pues, al contrario de lo que ha sucedido con la oferta, que sube. Porque es que resulta que la oferta de potencia de generación (centrales que pueden producir electricidad) es hoy considerablemente más elevada que en 2019. A saber: España cuenta actualmente con 112.184 megavatios de potencia instalados (hidráulica, eólica, centrales térmicas de gas, de carbón, de biomasa, termosolares, nucleares, etcétera, etcétera), cuando, en el año 2019, el sistema eléctrico nacional contaba con 110.376 megas de potencia. En definitiva, que ha subido considerablemente la oferta potencial de generación de electricidad, por una parte, pues (+1.818 megavatios); mientras que, por la otra, ha caído la demanda (más de dos puntos). [Bajo estas líneas, dos tartas que detallan los porcentajes de electricidad que han aportado las diferentes fuentes de energía al mix nacional. Una recoge el balance del mes de septiembre; la otra muestra el balance enero-septiembre. Más abajo, las dos tartas correspondientes a 2019].

Reparto
No todas las tecnologías comparten tendencia. Baja la aportación del gas y sube considerablemente la de las renovables, que experimentan, como se dijo, un incremento (en lo que se refiere a su aportación este pasado mes de septiembre al mix eléctrico nacional) de cuatro puntos: +4% con respecto al mix de septiembre de 2019. En concreto, el agua, el Sol y el viento han producido uno de cada tres kilovatios hora en septiembre, el 35,8% del total de la energía eléctrica demandada (31,8% en 2019). El gas, sin embargo, baja su aportación. La electricidad que ha salido de las centrales térmicas de ciclo combinado que queman gas natural ha sido menos en septiembre de 2021 (el 24% sobre el total de la demanda) que en septiembre del 19, último año equiparable (26,9%). Y la aportación de las centrales de cogeneración (muchas de las cuales también queman gas para generar electricidad) también ha sido este año menor (10,6% sobre el total) que lo que produjeron en 2019 (11%). O sea, que en el sistema ha habido menos gas (que en 2019) y más renovables (que ese año). [La fuente de las dos tartas es Red Eléctrica de España, REE].

De entre las fuentes limpias de energía, la fotovoltaica ha batido todas sus marcas. Para empezar, ha más que duplicado su peso en la cesta eléctrica: generó apenas el cuatro por ciento de la electricidad de septiembre de 2019 (4,0%) y ha producido el 9,2% del total en septiembre del corriente. Más concretamente, el parque solar fotovoltaico nacional produjo 862 gigavatios hora en septiembre de 2019, generó 1.458 gigas hora en septiembre de 2020 y ha producido 1.909 GWh en septiembre del corriente. La potencia también ha crecido considerablemente a lo largo de estos tres años. En septiembre de 2019 había 6.560 megavatios fotovoltaicos instalados; en septiembre del año siguiente el parque solar FV ya computaba más de diez mil megas (10.683); y en septiembre del corriente, y siempre según los datos de Red Eléctrica, en España hay 13.455 megavatios de potencia FV instalados.

En la península
En el sistema eléctrico peninsular, la demanda de este mes se estima en 19.752 GWh, un 1,9% superior a la registrada en septiembre de 2020. Si se tienen en cuenta los efectos del calendario y las temperaturas, la demanda es un 2,1% superior a la del mismo mes del año anterior.

Comparada con un periodo previo a la pandemia (septiembre de 2019) y corregidos los efectos de la laboralidad y las temperaturas, la demanda de energía eléctrica peninsular desciende un 2,1%.

De enero a septiembre de 2021, la demanda de energía eléctrica en la Península se estima en 182.129 GWh. En los nueve primeros meses del año 2019, la demanda de energía eléctrica en la Península fue mayor: 187.259,1 GWh.

Durante el mes de septiembre y según datos estimados a día de hoy, el 37,4% de la generación peninsular fue de origen renovable y el 63,1% procedió de tecnologías que no emiten CO2 equivalente.

Baleares y Canarias
En las Islas Baleares, la demanda de energía eléctrica en este mes se estima en 543.815 MWh (en septiembre de 2019 la demanda en Baleares fue muy superior: 572.626 MWh). Comparada con un periodo previo a la pandemia (septiembre de 2019) y corregidos los efectos de la laboralidad y las temperaturas, la demanda de energía eléctrica balear desciende un 6,2%.

En los primeros nueve meses de 2021, la demanda bruta balear se estima en 4.237.931 MWh. En los primeros nueve meses del 2019, la demanda balear fue también considerablemente superior: 4.787.492 MWh.

El ciclo combinado, con un 73,7% de la energía producida en Baleares, fue la primera fuente de generación eléctrica del archipiélago en septiembre, seguida de la de motores diésel (10%). Este mes, la energía renovable y que no emite CO2 equivalente generada en la comunidad balear representa un 5,9% del total. En 2019, el carbón, con un 57,2% del total, fue la primera fuente de generación eléctrica de Baleares, en donde las tecnologías renovables y que no emiten CO2 representaron un 5,8%.

Además, durante este mes, la energía eléctrica procedente del enlace submarino entre la Península y Mallorca cubrió el 6,9% de la demanda eléctrica balear.

Por su parte, en el archipiélago canario la demanda de electricidad se estima en 739.472 MWh. Comparándola con un periodo previo a la pandemia, el mes de septiembre de 2019, y corregidos los efectos de la laboralidad y las temperaturas, la demanda de energía eléctrica canaria desciende un 2,1%.

De enero a septiembre de 2021, la demanda canaria, en términos brutos, fue 5.914.064 MWh. De enero a septiembre de 2019, la demanda en Canarias fue considerablemente superior: 6.613.007 MWh.

En Canarias, el ciclo combinado, con el 39,4 % del total, fue la primera fuente de generación eléctrica de septiembre del corriente, mientras que las renovables y tecnologías libres de emisiones alcanzaron el 18,4% de la producción.

El precio medio del megavatio hora en el mercado mayorista es hoy (203,68 €) un 400% más caro que en 2019 (49,07€).

Artículos relacionados
•  Iberdrola, Endesa y Naturgy se llevan el megavatio al agua

• De los porqués del precio de la luz

Tags: Solar
Añadir un comentario
Baterías con premio en la gran feria europea del almacenamiento de energía
El jurado de la feria ees (la gran feria europea de las baterías y los sistemas acumuladores de energía) ya ha seleccionado los productos y soluciones innovadoras que aspiran, como finalistas, al gran premio ees 2021. Independientemente de cuál o cuáles sean las candidaturas ganadoras, la sola inclusión en este exquisito grupo VIP constituye todo un éxito para las empresas. A continuación, los diez finalistas 2021 de los ees Award (ees es una de las cuatro ferias que integran el gran evento anual europeo del sector de la energía, The smarter E).