los editoriales de er

El fracking (la liebre) y el autoconsumo (la tortuga)

4

Basta echar un vistazo a las actuaciones recientes del Ministerio de Industria para comprobar qué es lo que considera prioritario el ministro José Manuel Soria y todo su equipo. En abril de 2012 concluyó el plazo que establecía el Real Decreto 1699/2011 para que se regulara el autoconsumo con balance neto. Llevamos, por tanto, más de un año de retraso para aplicar una norma que dispararía las expectativas de sectores como la fotovoltaica y la minieólica. Que volvería a ponernos en la senda que nosotros marcamos primero y ahora hemos abandonado, dejando que otros países apliquen las lecciones que nosotros les enseñamos y aprovechen su desarrollo.

Desde la llegada del Partido Popular al Gobierno, Soria ha dado a luz un cementerio nuclear, ha apagado las primas a las renovables, ha ideado impuestos nuevos contra las energías limpias, ha dicho en Bruselas no a la Directiva Europea de Eficiencia Energética y ha abandonado el consejo que gestiona la Agencia Internacional de Energías Renovables (IRENA). Eso sí, lo que no ha hecho aún es aprobar un decreto de autoconsumo con balance neto. Que supondría un empujón espectacular al empleo porque hay miles de instaladores de renovables en España deseando salir de las listas del paro. Y hay miles de empresas y particulares que quieren ahorrar dinero produciendo y autoconsumiendo su propia energía limpia.

Todo ello sin prima, sin incrementar en un solo euro el déficit de tarifa, a coste cero para las arcas públicas. Que, por el contrario, recibirían los ingresos derivados de cualquier actividad vía impuestos, como sucede, por ejemplo, con las ayudas para la compra de coches. El propio Gobierno nos ha aleccionado una y mil veces con que esas ayudas públicas al sector de la automoción son un buen negocio para España. ¿Por qué no valen también para las renovables? ¿A quién molestan?

El autoconsumo, que sigue avanzando incluso sin balance neto, es un goteo constante de clientes que pierden las grandes compañías eléctricas de Unesa. Consumidores de energía que quieren librarse de la tiranía de un oligopolio que se niega a dejarles marchar aduciendo que va contra los intereses de España. ¿Y mientras tanto qué hace el Gobierno del PP?

Lo que está pasando con el fracking puede dar alguna pista. En los últimos meses la llamada fractura hidráulica para extraer gas no convencional del subsuelo lleva un recorrido normativo meteórico encaminado a darle cobertura legal. En apenas quince días de marzo –dos Consejos de Ministros– un anteproyecto de ley para regular el procedimiento de evaluación de impacto ambiental pasaba a proyecto de ley y empezaba su tramitación. Ya lo dijo Soria el mes pasado: “España no puede permitirse el lujo de perder determinadas carreras”. Hablaba del fracking, por si había dudas. El autoconsumo le despierta menos entusiasmos.

Pero algunas carreras tienen un final imprevisible. Y en todo caso, nosotros sabemos que gana la tortuga.

Hasta el mes que viene.

Luis Merino
lmerino@energias-renovables.com

Pepa Mosquera
pmosquera@energias-renovables.com

Añadir un comentario
Luis Merino
Carlos, lo que dices coincide de lleno con el mensaje de las eléctricas. Pero desde nuestro punto de vista es una auténtica aberración. Porque es lo mismo que decir que no podemos ahorrar energía, que es una locura tratar de ser más eficientes y consumir menos porque los costes fijos del sistema habría que repartirlos entre menos kWh consumidos. Y por tanto, subiría el precio de esos kWh. Es evidente que algo hay que cambiar. No podemos supeditar cualquier propuesta de ahorro y de sostenibilidad en el sistema energético a que le salgan las cuentas a las empresas que mandan en este oligopolio.
Roger
@Carlos: entiendo que el déficit de tarifa es entre lo que cuesta producir, y el precio de maercado que pone el gobierno. Si se consume menos, se produce menos, por lo que el deficit se deberia reducir al haber menos cantidad de "eso que produce el deficit"
Carlos
Buenos días, decís muy a la ligera (sin explicarlo ni apoyaros en datos, estudios o informes) que el autorizar el balance neto es "sin incrementar en un solo euro el déficit de tarifa". Si fuera cierto, alguien se lo ha explicado al ministerio? Está claro que ellos no lo creen. Mi opinión es que el balance neto haría disminuir aún más el consumo, por lo que sería más difícil repartir los costes fijos sin subir la luz, con lo que aumentaría.
Manué
La pandilla de delincuentes que nos gobiernan y nos han gobernado, los meto a todos en el mismo saco, no quieren dejar de ingresar vía impuestos de nuestras infladas facturas de electricidad. Creo que esa es parte del problema. Una parte con el Iva, los aranceles que cobran por la importación y los impuestos al vender los productos extranjeros importados (gas y petróleo) les interesa más que el bienestar de aquellos que han confiado en ellos dándoles su voto.