entrevistas

Portugal marca la senda

0
LLegó el hito histórico: 107 horas seguidas generando electricidad solo con renovables. Ocurrió, exactamente, entre las 06.45 horas del sábado 7 de mayo y las 17.45 horas del 11 de mayo. Y no fue en Dinamarca, ni en Alemania. El logro corresponde a Portugal. Nuestro país vecino ha demostrado lo que muchos consideraban imposible: que un país desarrollado pueda prescindir del carbón, del gas, del petróleo o de la nuclear para producir la electricidad que demandan sus industrias, oficinas, comercios y habitantes. De momento, durante cuatro días seguidos, pero por algo se empieza. Nos lo cuenta Antonio Sá da Costa, presidente de la Associação Portuguesa de Energias Renováveis, APREN.
Portugal marca la senda

Sr. Sá da Costa, ¿cuándo fueron conscientes de este logro y que fue lo que sintió Vd. personalmente al conocerlo?
Semanalmente en APREN chequeamos lo que se pasa con la producción eléctrica en Portugal y así un par de días después del hecho lo verificamos. Fue un hecho que es un marco muy importante que nos deja muy orgullosos y satisfechos, con un sentido de responsabilidad de participar en este cambio de paradigma en el sector energético. Tengo que mencionar que en los primeros cinco meses del año de 2016 hubo 1.123 horas en que la producción de electricidad renovable aportó todo el consumo, o sea el 31% de las horas.

La electricidad generada durante esas 107 horas ininterrumpidas tuvo sello eólico, solar e hidráulico. ¿Qué condiciones se produjeron para lograrlo?
Hubo condiciones de lluvia moderada, pero abundante, y de viento también, el consumo en este periodo fue dentro del normal para la época. La repartición de la electricidad generada en estas 107 horas fue: 53.1% hidráulica, 41,8% eólica, 4.1% biomasa y 1.0% solar fotovoltaica.

¿Se pueden volver a repetir estas condiciones? ¿Se han propuesto Vds. superar el récord?
Sí, las condiciones se pueden volver a repetir y el record seguramente será ultra superado ya que vamos caminando hacia el 100% renovable. Es posible que dentro de un par de años llegaremos a una semana (168 horas) consecutivas de electricidad renovable, después dos semanas, un mes, dos meses, hasta llegar a los 365 días del año, que espero que sea en la década de 2040. Todo depende de cómo los promotores de centrales renovables hagan sus inversiones y cómo el operador de red eléctrica se vaya adatando a las nuevas condiciones.
Y para que la confianza de los inversores no se vea afectada, el gobierno de Portugal tendrá de seguir sin hacer cambios en las reglas retroactivas, como han hecho en España.

Imagino que, para alcanzar esas cuotas más altas habría que poner en marcha diferentes actuaciones que favorezcan la producción con energía solar, eólica, etc. ¿Se está tomando alguna medida en este sentido?
Tenemos que continuar apostando por un mix energético equilibrado y sostenible que progresivamente nos permita liberarnos de las emisiones de gases contaminantes y de efecto invernadero, y que Portugal siga aumentando su autonomía energética, apostando por sus fuentes de energías renovables. Nos hace falta estimular la construcción de centrales solares, solo tenemos 450 MW, pero estamos dialogando con el Gobierno para encontrar la mejor forma de lograrlo dentro de las reglas europeas.

Otro aspecto clave asociado a este hito es que la generación renovable no distorsionó ni provocó inestabilidad en la Red Energética Nacional, en contra de lo que siempre han argumentado los grandes lobbies de la energía. Lo logrado en Portugal, ¿deja también en papel mojado ese argumento?
Claro. Yo creo que el secreto de nuestro logro, además de no haber cambios retroactivos, está en el diálogo permanente entre todos los “stakeholers” del sector: Secretaria de Estado de Energia, Dirección General de Energía, REN – Redes Energéticas Nacional (nuestra REE), EDP-Distribuição y, claro, los promotores. Nosotros en APREN representamos el 93% de toda la potencia renovable de Portugal continental y Regiones de Madeira Y Azores, de todas las tecnologías. Gracias a todo ello hemos encontrado la solución para los problemas técnicos que el 100% de renovables puede eventualmente provocar. Pero, sin duda, Portugal tiene este problema más atenuado por tener centrales hidráulicas, que permiten un control de la estabilidad de red y de la frecuencia Y una tensión muy eficiente.

En 2015, un 48% de la electricidad consumida en Portugal fue producida por fuentes renovables. Para 2020 tienen la meta de llegar al 60%. ¿Estos objetivos exigen mejorar las conexiones eléctricas con el continente europeo?
En realidad,  fue un 48,8% de renovables y un 48.2% de fósiles (carbón y gas natural), lo que falta se importó de España ya que aquí no tenemos nuclear ni conexión a otro país. Es un detalle, pero es importante que la gente sepa que, incluso en un año seco como fue 2015, con el 25% por debajo de la media, la producción renovable superó a la fósil. Las metas definidas por Bruselas tienen una métrica propia, que atenúa las variaciones entre años secos y húmedos, y cuando se aplica a 2015 da como resultado que el porcentaje de renovables fue de 53%. Por tanto, estamos más cercanos del 60% de lo que puede desprenderse de su pregunta.
La cuestión de las interconexiones es más compleja y no tiene que ver con nuestras metas, tiene que ver con el aumento de fiabilidad de la red eléctrica y con el hecho de que en Portugal, o antes en toda la Península Ibérica, será más barato generar electricidad renovable, sea eólica o solar FV, que en Europa Central o del Norte. Tiene que ver con una cuestión de costes y sin interconexiones no podemos exportar esa electricidad renovable más barata y que ayuda a Europa a cumplir sus metas en este sector y en el de las emisiones. Viene a ser lo mismo que impedir  a Alemania exportar los coches que fabrican por no dejar construir autopistas o ferrocarriles. Mi opinión es que el mayor obstáculo está en la posición de Francia, y no me refiero solamente al Gobierno, también a EDF, con su proteccionismo exagerado de sus centrales nucleares.
Si estamos en una comunidad que lucha por una Europa sin fronteras, con libre circulación de mercancías, entonces también tienen que ser creadas condiciones, interconexiones, para que la electricidad pueda fluir libremente.

Y el autoconsumo, ¿de qué manera puede empujar la generación de electricidad limpia en Portugal?
El autoconsumo es importante, así como la eficiencia energética, pero nunca será el “main driver” de la solución clave del problema. Se puede dividir el autoconsumo en dos grupos: el doméstico, que siempre tendrá un valor residual, y el industrial o en edificios del sector terciario, este sí que tendrá un papel más relevante. En todo caso, creo que lo que se está siendo va en la dirección correcta, si bien falta más información para los potenciales autoconsumidores y quizá un empujoncito fiscal.

La electricidad supone un 26% del consumo energético total de Portugal. ¿Cree posible lograr que el 74% restante (transporte, climatización…) termine siendo producido, también, solo con tecnologías renovables?
No, hay consumos de energía que para que sean 100% renovables necesitan un salto tecnológico muy grande, por ejemplo, el transporte aéreo, o la calefacción en procesos industriales, y tan pronto no lograron ser 100 renovables.
La forma de lograr que los otros usos de la energía se vuelvan más eficientes y más renovables pasa por la electrificación de los mismos. Por ejemplo, un vehículo eléctrico gasta tres veces menos energía para hacer un mismo recorrido que otro a gasolina o diésel, y sin emisión de gases invernadero si la electricidad es 100% renovable.

¿Qué habría que hacer para avanzar en esa dirección?
Hay que incentivar el desarrollo tecnológico, crear condiciones para que los usuarios de otro tipo de energía tengan incentivos para cambiar, y así ganamos todos: el Planeta, la economía y la salud.



Añadir un comentario