entrevistas

Belén Linares, directora de Innovación de Energía de Acciona

“Mallorca nos sitúa como tecnólogos pioneros en un proyecto integral de desarrollo de la economía del hidrógeno”

0
Power to Green Hydrogen Mallorca es una iniciativa pública-privada cuyo objetivo es producir hidrógeno a partir de agua (y no de gas natural, como es habitual) y con energías limpias. Todo ello, en un proceso que no produce emisiones de gases de efecto invernadero, como sí sucede cuando el hidrógeno es producido a partir de gas natural. El proyecto, que lideran Acciona y Enagás, cuenta con el apoyo de Redexis, que inyectará el hidrógeno renovable en su red, y, así mismo, con el del Govern balear, el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), el Gobierno español y la Unión Europea, que han convertido esta iniciativa en una pieza estratégica en la Hoja de Ruta del Hidrógeno Verde. De ese proyecto nos habla en exclusiva la directora de Innovación de Acciona, Belén Linares.
“Mallorca nos sitúa como tecnólogos pioneros en un proyecto integral de desarrollo de la economía del hidrógeno”

¿Qué grado de madurez tiene en la actualidad el hidrógeno verde y qué proceso de maduración de la tecnología se espera?
A día de hoy, producir hidrógeno gris, a partir de gas natural, es casi un 60% más barato que el hidrógeno verde. El hidrógeno azul, a partir también de gas natural pero con captura de CO2, es un 35% más barato; pero sigue siendo contaminante.
Sin embargo, prevemos que el hidrógeno ver- de va a acelerar su curva de aprendizaje de manera exponencial en los próximos 10 años, para rozar ya los umbrales de competitividad hacia 2030, especialmente en los sectores de movilidad en transporte pesado. El camino crítico está en el proceso tecnológico de la electrolisis. El efecto escala de los electrolizadores va ser el elemento tractor para reducir el coste de esta tecnología.

¿Qué oportunidades ofrece el hidrógeno verde a la descarbonización de la economía?
El hidrógeno verde es una materia prima para diversos sectores industriales, y es un vector energético emisiones cero, al obtener- se íntegramente a partir de energía renovable. El hidrógeno verde resulta un respaldo idóneo para la generación renovable, ya que, por sus características intrínsecas, es inocuo para el medio ambiente, y completa con almacenamiento el círculo que un sistema eléctrico renovable necesita. Por su eficiencia como combustible, el hidrógeno es además una
pieza fundamental para descarbonizar la actividad industrial y el transporte, dos sectores que requieren palancas complementarias a la electrificación por su alto consumo energético. Por último, se utiliza como materia prima industrial, por ejemplo, en el sector agrícola para la producción de fertilizantes con base amoniaco (NH3). Por ello reemplazar el hidrógeno gris o azul por hidrógeno verde es una gran oportunidad... Bueno, mejor dicho... una necesidad.

¿Qué oportunidades ofrece la descarbonización de la economía al hidrógeno verde?
En la actualidad hay sectores económicos de difícil electrificación directa, mediante la cual podrían reducir sus emisiones, o directamente sectores que consumen hidrógeno gris, con emisiones en su proceso productivo, como materia prima. Es en estos casos en los que la alternativa del hidrógeno verde, aunque aún está lejos de ser competitiva en términos de costes con respecto al hidrógeno gris, puede jugar un papel importante. El consenso político y social de asociar la recuperación económica a la descarbonización permitirá canalizar fondos hacia incentivos y apoyos que aceleren la maduración de esta tecnología y aceleren su curva de aprendizaje. Con ello, se acortarán los tiempos para que el hidrógeno verde esté listo para competir en el mercado.

¿Cómo evolucionará la demanda?
Conseguir la competitividad del hidrógeno verde incluye acelerar el desarrollo de la tecnología para generarlo y conseguir que resulte atractivo para los consumidores fina- les. Actuar sobre la demanda, con incentivos inicialmente y, a la postre, con indicadores de precio sobre las emisiones de gases contaminantes, es la contraparte necesaria para la consolidación de esta energía limpia. Nuestras previsiones apuntan a una demanda creciente de hidrógeno en el mercado, con un crecimiento medio anual del 25% en los próximos años. El reto es que seamos capaces de aumentar el ratio de consumo de hidrógeno verde frente al hidrógeno gris, que hoy en día se sitúa en torno al 4%.

¿Qué complementariedad tiene el hidrógeno verde con las energías renovables hoy ya operativas?
Las fuentes de generación renovable maduras (eólica, solar e hidráulica fundamentalmente) están sustituyendo rápidamente a los combustibles fósiles como carbón y gas natural en el suministro eléctrico, el principal foco de emisiones de CO2. El hidrógeno puede actuar en este frente como tecnología de almacenamiento para respaldar la intermitencia de la producción renovable. El transporte y la industria pesada son inmediatamente después los sectores que más emisiones generan y que son más difíciles de electrificar, por lo que requieren vías complementarias a la electrificación para descarbonizarse. En este caso, el hidrógeno va a utilizarse directamente como materia prima, combustible limpio, además de como almacén de producción renovable.

¿Cómo está afrontando Acciona el desarrollo del mercado del hidrógeno?
Power to Green Hydrogen Mallorca nos sitúa como tecnólogos pioneros en un pro- yecto integral de desarrollo de la economía del hidrógeno. Con esa baza, nuestro obje- tivo es abordar las oportunidades de otros proyectos que se incluyan en las hojas de ruta del hidrógeno de la Unión Europea y de España, ambas ligadas a los mecanismos de recuperación económica. Los objetivos de descarbonización de empresas del sector industrial y de transporte abren también un mercado incipiente que requiere know how y capacidad de ejecución. Nuestra experiencia en el proyecto Power to Green Hydrogen en Mallorca será, sin duda, una piedra angular de nuestra estrategia en el sector.

Añadir un comentario