biomasa

El Gobierno vasco refuerza su apuesta por la biomasa forestal

0
No es el primer paso que Hazi, corporación del Gobierno vasco para el desarrollo del medio rural y marino, y el Ente Vasco de la Energía (EVE) dan en el fomento de la biomasa forestal con fines de energía térmica, pero sí el más trascendental. Ambas instituciones presentaron el viernes una línea de trabajos y ayudas en la que han mostrado interés 24 ayuntamientos y cinco han firmado ya convenios de colaboración. Además, el Gobierno vasco aporta 500.000 euros para la puesta en marcha de otras iniciativas vinculadas a la biomasa en seis municipios acogidos a un convenio marco de apoyo técnico.
El Gobierno vasco refuerza su apuesta por la biomasa forestal

En junio de 2013, Hazi y EVE firmaron un convenio para promover el uso de la biomasa, fundamentalmente en los municipios del País Vasco con mayores recursos forestales. Un año y medio después ese esfuerzo se renueva, en especial tras comprobar que “las existencias maderables de los bosques vascos superan actualmente los 62,6 millones de m3, más del doble de las existencias de hace 40 años, y que Euskadi es, por tanto, la comunidad autónoma con mayor densidad de existencias maderables, con una media superior a los 160 m3 por hectárea”.

La afirmación forma parte del comunicado emitido el viernes tras la presentación por parte del Departamento de Desarrollo Económico y Competitividad del Gobierno vasco de una iniciativa de “apoyo a la biomasa forestal como alternativa para la producción de energía térmica en instalaciones públicas y establecimientos particulares”. Arantxa Tapia, consejera de este departamento, piensa que las energías renovables aún no han desarrollado todo su potencial en el País Vasco, y “es ahí donde un recurso como la biomasa forestal puede y debe jugar un papel fundamental en los próximos años, sobre todo desde la alternativa de producción de energía térmica”.

Cinco ayuntamientos firman convenios de colaboración para instalar biomasa térmica
La forma de materializar esta iniciativa es la invitación a los ayuntamientos vascos, por parte de EVE y Hazi, a analizar las posibilidades que tienen para acogerse a un sistema de uso de biomasa forestal con servicio a sus instalaciones públicas. Explican que “hasta la fecha han sido 24 los ayuntamientos que se han interesado de manera expresa en establecer esta línea de trabajo más intensa, de los cuales cinco han firmado el correspondiente convenio de colaboración: Aramaio, Berriz, Ispater, Kanpezu y Zerain”. Entre estos no aparece el municipio de Amurrio, aunque el propio EVE anunció en marzo de 2014 la firma del convenio a través del proyecto europeo Coopenergy.

Según la información emitida desde EVE, los ayuntamientos cuentan tanto con el asesoramiento y apoyo técnico de esta entidad como con la de Hazi, que les asisten en el proceso de análisis e identificación de posibles actuaciones y, posteriormente, en el desarrollo de los proyectos de inversión. Durante el proceso se colabora conjuntamente en la realización del proyecto básico, la elaboración del plan financiero, la contratación pública del proyecto y la ejecución y recepción de las obras.

Ayudas para sistemas de producción de energía térmica y para logística
La presentación de la iniciativa, que tuvo lugar el pasado viernes en las instalaciones de la entidad pública de investigación Neiker Tecnalia en Arkaute (Álava), sirvió también para que la Dirección de Desarrollo Rural destacara el apoyo, con una aportación económica de 500.000 euros, a la puesta en marcha de sistemas de biomasa en seis de los municipios acogidos al convenio marco de apoyo técnico. De esta manera, afirman “recaban el doble apoyo tanto desde el punto de vista de mejora energética y mejora en zonas de desarrollo rural”. Los municipios son Kanpezu, Barrundia, Orexa, Zerain, Ispaster y Aulestia.

La intención es promover varias líneas de acción impulsadas por las viceconsejerías de Industria y de Agricultura, Pesca y Política Alimentaria para alcanzar objetivos generales de implantación de energías renovables y de ahorro y eficiencia energética, y otros asociados al País Vasco: autoabastecimiento energético, generación de empleo, nuevos nichos para el sector forestal y la ingeniería asociada al mismo, propiciar un mercado para los fabricantes locales de calderas y disminuir el riesgo de incendios forestales y mejorar la sanidad vegetal en los montes vascos.

Por último, el Departamento de Desarrollo Económico, EVE y Hazi ultiman el diseño de ayudas específicas a la habilitación de instalaciones y centros de logística para la gestión de la recepción de la madera, tratamiento y suministro a calderas. Anuncian que próximamente suscribirán un acuerdo de colaboración con el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz “al objeto de poner en marcha un centro que gestione los recursos madereros disponibles en los montes del municipio para uso posterior en instalaciones municipales y realizar un cálculo de las existencias y los aprovechamientos posibles en los montes municipales”.

Añadir un comentario