panorama

La revolución de las cooperativas continúa

0
La cooperativa ciudadana sin ánimo de lucro Goiener, con sede en Ordizia (Gipuzkoa), acaba de alcanzar "las 4.000 personas socias, entre las que comercializa energía 100% de origen renovable". Goiener, que emitió sus primeras facturas como comercializadora de electricidad verde en el otoño de 2013, es miembro de ResCoop, la federación de grupos y cooperativas ciudadanas para la energía renovable en Europa.
La revolución de las cooperativas continúa

Goiener S Coop, cooperativa ciudadana sin ánimo de lucro con sede en Ordizia (Gipuzkoa), ya tiene 4.000 socios. La entidad comenzó su actividad en 2012 de la mano de un grupo promotor de 30 personas cuyo objetivo era "el cambio de modelo energético y la recuperación de la soberanía energética promovido por la participación ciudadana". Desde entonces -informan desde la cooperativa-, su crecimiento ha sido sólido y constante, hasta el punto de que, "actualmente cuenta con ocho socias trabajadoras y piensa ya en invertir en proyectos de generación a través de su cooperativa NafarKoop". Goiener ha declarado en 2015 una facturación de más de dos millones de euros y la gestión de once gigavatios hora (11 GWh).

Sensibilización
Según el director de la cooperativa, Santiago Ochoa de Uribe, "comenzamos vendiendo electricidad verde a hogares y, ahora, también vendemos a pymes, asociaciones, oenegés, sindicatos y cada vez más ayuntamientos; lo que demuestra que la sociedad demanda un modelo energético más justo y transparente". Pero la labor de esta cooperativa -explican-, no se centra únicamente en la comercialización de energía de origen 100% renovable, pues Goiener realiza además actividades de formación y concienciación sobre el uso racional de la energía y aborda problemas sociales como la pobreza energética: "desde la Asociación Goiener Elkartea, los grupos de voluntarios son los encargados de organizar este trabajo".

Unión de Cooperativas
Los motivos que han animado a Goiener a emprender esa actividad son muy concretos, según Ochoa de Uribe: "la gente no entiende cosas tan básicas como lo que paga en su factura de la luz, ni por qué su recibo sube cada vez más, y esto es inaceptable. Por eso, desde Goiener tratamos de ponerle remedio. Todas deberíamos ser capaces de analizar nuestra factura, al igual que lo hacemos cuando vamos a hacer la compra, para controlar lo que nos cobran". De cara a 2016, la cooperativa prevé por lo demás "un buen ritmo de crecimiento en cuanto a número de personas socias", y destaca, entre sus objetivos, uno: "el consolidar la Unión de Cooperativas Eléctricas Renovables, proyecto mediante el cual sus integrantes pretenden aunar fuerzas para hacer frente al mercado eléctrico nacional, tal y como está planteado hoy en día".

Artículos relacionados
La comercializadora de electricidad verde GoiEner emite sus primeras facturas
La sociedad civil existe

Añadir un comentario