fotovoltaica

Autoconsumo

Sofos pone en marcha la instalación FV con inyección cero más grande de Cataluña

0
La cubierta fotovoltaica (FV) permitirá a la granja porcina de la empresa Agrícola Ramadera Serentill SL, de Aitona, ahorrar el 40% en el consumo de energía de la red. Según los cálculos de la instaladora, Sofos, la granja de Aitona ahorrará 520.000 kilovatios hora al año, "lo que equivale a 60.000 euros de ahorro al año" ¿Período de amortización? Unos siete años, según la empresa leridana. La instalación no verterá un solo kilovatio a red. La granja sí está conectada, pues la instalación no genera toda la electricidad que necesita.
Sofos pone en marcha la instalación FV con inyección cero más grande de Cataluña

"La granja porcina, propiedad de la empresa Agrícola Ramadera Serentill SL, sita en la localidad de Aitona, provincia de Lleida, disfruta ya de la energía generada por la instalación fotovoltaica con inyección cero realizada por Sofos Energía, la más grande de estas características ejecutada hasta la fecha en Cataluña (345 kWp)". Así rezaba el comunicado de prensa que ha difundido hoy Sofos, la empresa leridana que ha puesto en marcha esta instalación sobre cubierta. Según las estimaciones de la instaladora, la inversión que ha hecho Serentill estará amortizada en siete años: "si se tiene en cuenta el ahorro en la factura eléctrica, la vida útil de este tipo de instalaciones (de entre 25 y 40 años) y que los paneles fotovoltaicos instalados por Sofos Energía disponen de una garantía de producción del fabricante de 25 años, el ahorro acumulado previsto en el año 25 será de 1.800.000 euros". Además, Sofos calcula que la instalación será capaz de evitar la emisión a a la atmósfera de 117 toneladas de CO2 cada año.

Setecientos más 345
Actualmente, la granja de Aitona -informa Sofos- tiene contratados setecientos kilovatios (700 kW) con una compañía eléctrica, que se ven reforzados por los 345 kWp de la nueva instalación fotovoltaica que ha ejecutado Sofos Energía en la cubierta de la granja y que está formada por 1.380 paneles de 250 Wp REC y 15 inversores SMA de 20 kWn. Además, cuenta con un componente adicional que modula la producción en función del consumo para que nunca haya inyección a la red (inyección cero). Así los números, y según Sofos, "esta instalación es un claro ejemplo del gran potencial del autoconsumo fotovoltaico en el sector agropecuario, ya que las explotaciones tienen consumos eléctricos todos los días del año y con mayor intensidad durante el día, precisamente cuando la fotovoltaica produce la electricidad; además, este tipo de granjas disponen de grandes superficies de cubierta ideales para la ubicación de paneles fotovoltaicos".

Casos de éxito
La instalación cuenta con un sistema de telemonitorización instantáneo, propio de Sofos Energía, que permite controlar la producción fotovoltaica en todo momento. Se trata de un dispositivo -explica Sofos- que "permite una vigilancia permanente de la producción energética del sistema y facilita una mayor producción, ya que, en caso de avería, el servicio técnico de mantenimiento lo detecta y actúa de forma rápida evitando, así, pérdidas de producción". El pasado 15 de mayo, Sofos Energía presentó esta instalación en la jornada "Ahorro energético: Proyectos de autoconsumo en el sector agropecuario", organizada en la Cámara de Comercio de Lleida por el Institut Català d’Energia, de la Generalitat de Cataluña, el Clúster de Eficiencia Energética de Cataluña y la Asociación Española para la Internacionalización y la Innovación de las Empresas Solares. Durante la jornada se presentaron otros cinco proyectos de éxito.

Añadir un comentario