eólica

Tesla y Deepwater Wind unen fuerzas para llevar el almacenamiento de energía a la eólica marina

1
La compañía estadounidense Deepwater Wind, líder dell desarrollo eólico offshore en este país, ha anunciado un ambicioso plan para instalar un parque de 144 megavatios en aguas de Massachusetts. Lo más revolucionario del proyecto es que la instalación irá equipada con un pionero sistema de almacenamiento de energía en baterías de Tesla, de 40 MWh. Suficiente para proporcionar electricidad a unas 80.000 viviendas.
Tesla y Deepwater Wind unen fuerzas para llevar el almacenamiento de energía a la eólica marina

Deepwater Wind, bien conocida por haber conectado en diciembre pasado la primera instalación eólica marina en Estados Unidos –un parque de 30 MW en la costa de Rhode Island, consiguiendo el cierre de una central eléctrica de diesel en Block Island– anunció la semana pasada que planea construir un parque eólico de 144 MW en aguas de Massachusetss, que contará con baterías de 40 megavatios-hora suministradas por Tesla. 



El proyecto responde a las solicitudes de propuestas (RFP) de la Commonwealth de Massachusetts para nuevas fuentes de energía limpia, en el marco de su Ley para Promover la Diversidad Energética. 

La oferta de Deepwater Wind de construcción de Revolution Wind consta de otras dos versiones alternativas: una de 288 MW y otra de 96 MW, de manera que se trata de un proyecto escalable.

Su propuesta es instalar el parque en una zona que tiene arrendada al gobierno federal situada a unos 30 kilómetros del continente, al sur de Martha's Vineyard. La instalación quedaría adyacente al parque Wind Wind de 90 MW, también de Deepwater Wind, ideado para para atender las necesidades eléctricas de Long Island.
 Si toda la potencia propuesta por la compañía termina construyéndose, la zona de arrendamiento federal de Deepwater Wind podría albergar hasta 2 GW de energía eólica marina.



"Revolution Wind será el mayor proyecto del mundo que combine eólica y almacenamiento de energía", ha declarado Jeffrey Grybowski, presidente ejecutivo de Deepwater Wind. "La gente quedará sorprendida por lo asequible y fiable que será esta combinación de energía limpia. El viento en el mar es constante y llega en grandes cantidades a EEUU".

Se trata, además, de un proyecto "flexible y escalable", explica Grybowski. “Esta es una gran ventaja de la eólica offshore, podemos construir exactamente lo que necesitamos. Un parque mayor si otros estados de Nueva Inglaterra quieren participar en el proyecto, o ir desarrollando parques más pequeños a medida que las necesidades energéticas de la región lo demanden. Y nuestros precios serán muy competitivos sea cual sea el tamaño".

Deepwater Wind también ha anunciado que la construcción del parque, que previsiblemente comenzará en 2022,  se hará desde la Ciudad de New Bedford, en Massachusetts, creando así cientos de empleos locales.
Además, el hecho de que Revolution Wind esté emparejado con el almacenamiento de energía ayudará a la Commonwealth de Massachusetts a cumplir sus objetivos de reducir la necesidad de construir nuevas instalaciones de generación para atender picos de demanda y de líneas de transmisión polémicas.

Deepwater Wind espera que el proyecto eólico de 144 MW actúe, adicionalmente, como reclamo para el desarrollo de nuevos proyectos eólicos marinos y de mayor tamaño.



Añadir un comentario
Ergio
La propia red eléctrica puede servir de almacén. La instalación de un ciclo Brayton invertido acoplado a turbinas de gas en ciclo combinado puede realizar la labor de Bomba de Calor bombeando energía térmica a un primer escalón de recalentamiento entre compresor y cámara de combustión. Cuando es necesario verter a red se introduce combustible y cesa la toma de red en la medida que se precise.