eólica

Europa instaló el año pasado 3.623 MW eólicos frente a sus costas. Algunos parques, más de cien kilómetros mar adentro

Eólica marina europea: cada vez más grande, cada vez más lejos, en aguas cada vez más profundas

0
La distancia media a la línea de costa no ha cesado de crecer a lo largo de los últimos diez años. Los parques eólicos marinos europeos distaban del litoral una media de poco más de diez kilómetros en 2010; 20 kilómetros de media en 2013; más de 30 kilómetros en 2016; 40 kilómetros en 2018; y 59, de media, en 2019. Con las aguas ha sucedido lo mismo. Menos de 15 metros de profundidad media en 2011; más de 20 en 2015; y bastante más de 30 en 2019... Y ahora, además, viene la flotante. Sí, eólica marina... flotante, la solución que se desliga de las aguas someras para buscar los vientos en todos los horizontes. Ya hay proyectos en Reino Unido, Portugal, Noruega, Francia. Son datos del Balance Eólica Marina 2019 que acaba de publicar WindEurope.
Eólica marina europea: cada vez más grande, cada vez más lejos, en aguas cada vez más profundas

La industria eólica europea ha erigido en 2019 hasta 10 nuevos parques eólicos (502 aerogeneradores) frente a las costas de cinco naciones: Reino Unido, Alemania, Dinamarca, Bélgica y Portugal. Reino Unido continúa liderando la carrera eólica marina. El año pasado instaló 1.700 de los 3.600 megavatios (MW) de nueva potencia. En su estela se han situado Alemania (1.100 megas), Dinamarca (374) y Bélgica (370). Portugal completa el quinteto: ha instalado solo 8 MW. Pero son muy significativos, porque corresponden a un parque flotante, y marcan tendencia. Europa cuenta ahora mismo con 22.072 MW de potencia eólica marina (5.047 aerogeneradores distribuidos por las aguas territoriales de 12 países). Reino Unido y Alemania tienen las tres cuartas partes. Dinamarca, Bélgica y los Países Bajos se reparten prácticamente todo lo demás.

Según los datos difundidos por WindEurope, el tamaño promedio de las turbinas marinas sigue creciendo. El de las instaladas el año pasado (tamaño medio) fue 7,8 MW (una media un mega mayor que la registrada en 2018). Y la tendencia va a seguir sin duda: el sector ha instalado ya una turbina de doce megavatios en Rotterdam. Los parques eólicos marinos también están creciendo. El tamaño promedio se ha duplicado en diez años. Así, si a principios de la década pasada, en 2010, era de trescientos megavatios (300 MW), ahora supera los seiscientos. El más grande es Hornsea 1 en el Reino Unido: 1.200 MW, potencia superior a la de cualquier central nuclear española (la mayor es Cofrentes, en la Comunidad Valenciana, con 1.092 MW). La distancia media a la costa registrada en 2019 ha sido de 59 kilómetros (la media, porque ya hay parques a más de cien kilómetros de tierra firme). La profundidad media de las aguas en las que han sido enclavados los aerogeneradores ha sido de 33 metros en 2019.

Evolución Eólica Marina magnitudes

Flotante
El lanzamiento del proyecto flotante portugués WindFloat Atlantic, financiado por el programa NER300 de la UE, ha elevado en 2019 la potencia eólica marina flotante europea hasta los 45 MW. Ahora mismo, Francia, Reino Unido, Noruega y Portugal desarrollan proyectos flotantes. Francia, concretamente, planea subastar un parque eólico flotante a gran escala en 2021. [Abajo, a la derecha, tabla extraída del informe de WindEurope; contiene todos los proyectos eólicos marinos flotantes que está previsto sean conectados a lo largo de los próximos tres años].

Las aguas territoriales de Europa acogen hoy más potencia eólica marina flotante que ningunas otras. En realidad, actualmente solo hay 45 megavatios eólicos flotantes en todo el mundo, el 70% de los cuales se encuentra frente a costas europeas. Esa escueta potencia está distribuida del siguiente modo: Hywind Demo (2,3 MW), SeaTwirl S1 (0,3 MW), Hywind Scotland (30 MW), Floatgen (2 MW), Kincardine Pilot (2 MW) y Windfloat Atlantic Phase 1 (25,2 MW). A esas instalaciones flotantes cabe añadir Win2Power, un prototipo de escala 1:6 (200 kilovatios), que forma parte del proyecto europeo WIP10+ y que ha sido exitosamente probado en las aguas de la Plataforma Oceánica de Canarias entre junio y octubre de 2019.

Actualmente, la industria -explican desde WindEurope- está probando varios otros prototipos y conceptos con el objetivo de escalar demostradores y reducir costes. El informe de la asociación cita varios de ellos: DemoSATH (de la española Saitec), TetraSpar (Stiesdal), SeaTwirl S2 (SeaTwirl), Eolink (Eolink) y proyectos paneuropeos como Flotant o X1Wind. La asociación prevé un incremento significativo de la potencia flotante en este próximo trienio, incremento que se materilizará en aguas territoriales de Reino Unido, Francia, Noruega y Portugal. Los proyectos precomerciales de los próximos tres años presentan un rango de entre 24 y 88 megavatios. El tamaño medio de los proyectos es cuatro veces mayor (35 MW) que el registrado en los pasados cinco años.

Costes
Los costes de la energía eólica marina continúan disminuyendo significativamente. Las subastas del año pasado, en el Reino Unido, Francia y los Países Bajos, ofrecieron precios para los consumidores en el rango de los 40-50 euros el megavatio hora, es decir, un precio inferior al que podría ofertar la nuclear o el gas de nueva construcción. Y el horizonte parece despejado, pues el sector continúa manifestando síntomas de fortaleza. Según WindEurope, en 2019 se tomaron decisiones de inversión en 4 nuevos parques eólicos marinos: 1.400 megavatios de capacidad y 6.000 millones de euros en inversiones.

Eso sí, la Comisión Europea dice que Europa necesita entre 230 y 450 GW de energía eólica marina para 2050 para descarbonizar el sistema energético y cumplir así con el Pacto Verde. Y, según la asociación europea de la industria eólica, ello requeriría que el Viejo Continente construya siete gigavatios (7 GW) de nueva potencia eólica marina cada año hasta 2030 y hasta 18 gigas anuales desde entonces y hasta 2050. Sin embargo, el nivel actual de nuevas instalaciones e inversiones -alertan desde WindEurope- se encuentra ahora mismo “muy por detrás de eso” (el año pasado Europa instaló algo más de 3,5 gigavatios, o sea, la mitad de lo que sería preciso). [A continuación radiografía de la eólica marina europea a 31 de diciembre de 2019, según el balance de WindEurope, que se titula Offshore Wind in Europe. Key trends and statistics 2019]. 

Potencia eólica marina Unión Europea 2019

Según el presidente ejecutivo de WindEurope, Giles Dickson, la nueva estrategia de energía eólica marina de la UE debería establecer claramente cómo movilizar las inversiones necesarias para alcanzar los 450 GW eólicos que la UE considera son necesarios para descarbonizar el sistema energético europeo: “fundamentalmente, debería proporcionar un plan maestro para (1) desarrollar las conexiones a la red en alta mar y en tierra y para (2) lograr la planificación espacial marítima correcta. Esto requerirá -concluye Dickson- una cooperación cada vez más estrecha entre los gobiernos del Mar del Norte y el Báltico; y esto también debería incluir al Reino Unido, que ha supuesto la mitad de la inversión de Europa en energía eólica marina en la última década y que seguirá siendo, con mucho, el mercado más grande”.

Offshore Wind in Europe. Key trends and statistics 2019

Añadir un comentario