eólica

Forestalia cierra un acuerdo para construir los primeros 300 MW eólicos sin prima en España

0
La compañía aragonesa fue la mayor adjudicataria en la primera subasta celebrada en España, en enero de 2016. Hoy ha recibido el apoyo del Banco Europeo de Inversiones (BEI) que le ha concedido un préstamo de 50 millones de euros para la financiación de 9 parques eólicos en Zaragoza. El proyecto, llamado Goya, tiene en su accionariado a Mirova, filial de Natixis dedicada a inversión responsable, GE, Engie y la propia Forestalia Renovables. Además del BEI, cuenta con el apoyo del Plan de Inversiones para Europa, y con una financiación sindicada facilitada por BBVA, CaixaBank y Santander.
Forestalia cierra un acuerdo para construir los primeros 300 MW eólicos sin prima en España

Forestalia, especializada en el desarrollo de energía solar, eólica y biomasa, consiguió ser la mayor adjudicataria en la primera subasta de renovables, realizada en España en enero de 2016. Fue la primera adjudicación eólica sin subsidios ni primas públicas. La financiación del BEI, junto al préstamo sindicado de 120 millones de euros facilitado por varias entidades financieras, permitirá construir y operar 9 plantas eólicas que suman una potencia total del 300 MW.

Se trata de una de las mayores inversiones de energías renovables en nuestro país de los últimos años y representa una etapa clave para la construcción de un conjunto de 1.500 MW en Aragón. Cubrirá el consumo de electricidad equivalente al de la población de Zaragoza y permitirá evitar emisiones a 314.000 toneladas de CO2 cada año.

El capital del Proyecto Goya, 140 millones de euros, es compartido entre Mirova Eurofideme 3, fondo gestionado por Mirova, (51%), GE Energy Financial Services (25%), Engie (15%) y Forestalia (9%). Eponyme Partners ha asesorado a Forestalia en el proceso de captación de fondos propios y Clifford Chance, Uría Menéndez y Herbert Smith Freehills han sido los asesores legales de los socios. En la financiación de la deuda, de unos 170 millones de euros –certificada por Altermia como Green Project Finance Loan en cumplimiento de los Green Loan Principles– el BEI ha facilitado un préstamo de 50 millones de euros, en el marco del Plan de Inversiones para Europa. En la financiación de los 120 millones de euros de deuda restante, participan BBVA, CaixaBank y Santander, como Mandated Lead Arrangers (MLAs) y Bookrunners. Los tres MLAs facilitan líneas de financiación adicionales para el IVA y garantías. Forestalia ha sido asesorada por Agere Energy & Infrastructure Partners. Como asesores legales, han intervenido Cuatrecasas, para el equity, Allen & Overy, para los Mandated Lead Arrangers, y King & Wood Mallesons, en el asesoramiento para el BEI.

Acuerdo de compra de energía (PPA)
Esta inversión total de 310 millones de euros se sustenta en un contrato de compra de energía (PPA) de 12 años, el primero de su tipo en el mercado español de renovables. A través de este PPA, Engie garantiza la compra de una gran parte de la electricidad generada en el Proyecto Goya. “Como primer PPA firmado para parques eólicos en construcción, este acuerdo marca un nuevo hito en el mercado español de la energía”, apuntan desde Forestalia.

El contrato permitirá a Engie comprar gran parte de la electricidad generada por el futuro complejo eólico en la localidad de Fuendetodos, en la provincia de Zaragoza. Además, Engie realizará la optimización y gestión de su producción de electricidad en el mercado mayorista de OMIE y en los mercados de ajustes de REE.

En palabras de Loreto Ordóñez, CEO de Engie España, “el PPA es un contrato a medida que está transformando las relaciones en el mercado energético, y, en el caso de Goya, es completamente novedoso en nuestro país. Desde Engie apostamos por este modelo para lograr que todos, desde el generador al cliente, pasando por el comercializador ganen al gestionar mejor y con mayor eficiencia y certidumbre sus riesgos de mercado. Además, es energía procedente de fuentes renovables y certificada, la que hoy las empresas socialmente responsables demandan”.

Engie, como miembro de una UTE junto con Acciona y Copsa, será la encargada de realizar las obras de construcción de los 9 parques, y GE de la instalación de las turbinas. La obra civil comenzará este mismo semestre, con el objetivo de que las instalaciones entren en funcionamiento en los plazos previstos por la subasta, que fijan la fecha límite de marzo de 2020.

Los aerogeneradores, de los modelos GE 3.4-130 y GE 3.8-130, serán fabricados en los centros de GE Renewable Energy en Europa, incluyendo su Centro de Excelencia de Ingeniería en Barcelona y su planta de manufactura en Salzbergen, Alemania; y la fabricación de las palas será en las plantas de producción de LM Wind Power.

82 aerogeneradores en 9 parques
El Gobierno de Aragón declaró las actuaciones como inversiones de interés autonómico, lo que permite acortar plazos de tramitación. El complejo eólico cubre una extensión de unos 24 km cuadrados libres de figuras de protección ambiental en las comarcas zaragozanas de Campo de Belchite, Daroca y Cariñena.

Los nuevos parques eólicos (Argovento, Cañacoloma, El Saso, Sierra Luna, y Las Majas I, II, III, IV y V) estarán localizados en Aragón, en concreto en las comarcas de Campo de Belchite, Daroca y  Cariñena. En total se instalarán 82 aerogeneradores capaces de producir más de 900 GWh de electricidad al año sin generar ningún tipo de emisión contaminante. El proyecto financiado por el BEI requerirá la contratación de 700 personas durante la fase de implementación y permitirá la creación de 50 puestos de trabajo de carácter permanente cuando entre en funcionamiento.
 
El portafolio actual de Forestalia incluye 3,6 gigavatios, de los que casi 2 GW fueron adjudicados por el Ministerio de Energía a través de las tres subastas de energías renovables en 2016 y 2017. Forestalia, que opera en España, Francia e Italia, “se adelantó al nuevo paradigma de la generación de energía eléctrica renovable, en un mercado eficiente, abierto y competitivo, hacia una economía libre de carbono”, señala la empresa de raíces aragonesas.

El Comisario de Acción por el Clima y Energía, Miguel Arias Cañete, ha declarado que “desde la Comisión Europea damos la bienvenida a la financiación de estos 9 parques eólicos en Aragón. Europa siempre apoyará proyectos que inviertan en la transición a energías limpias y en la creación de puestos de trabajo. Invertir en energías renovables significa invertir en trabajos de calidad.  España tiene el potencial de convertirse en un referente en energías renovables y en la creación de empleo sostenible y de larga duración. Estos proyectos son un ejemplo de dicho potencial y puedo asegurar que no serán los últimos”.
 
El apoyo a las energías renovables es una de las prioridades del Banco de la UE, cuyo objetivo es fomentar el uso de energía limpias que permitan reducir la dependencia de otras fuentes más contaminantes. El BEI facilita este préstamo bajo el marco del Plan de Inversiones para Europa, conocido como “Plan Juncker”. Su apoyo permite incrementar la capacidad del Grupo BEI para financiar proyectos de inversión que, en línea con los criterios del “Plan Juncker”, desarrollen actividades que por su estructura o naturaleza tengan un perfil de riesgo más elevado y fomenten la competitividad de las empresas y la creación de nuevos puestos de trabajo. Este proyecto no contará con apoyo del sector público y es uno de los primeros que se ponen en marcha bajo la nueva regulación del sector aprobada en España en el año 2013.  
 
El BEI y la acción contra al cambio climático
El Banco de la UE es la institución multilateral que más financiación facilita en todo el mundo para luchar contra el cambio climático. A esta prioridad dedicó el año pasado más del 25% de su actividad total. En 2017 facilitó 870 millones de euros en España para financiar proyectos destinados al desarrollo de medios de transporte más limpios y a la puesta en marcha de nuevos procesos productivos menos contaminantes y más respetuosos con el medio ambiente.
 
El BEI es la institución de financiación a largo plazo de la Unión Europea cuyos accionistas son sus Estados miembros. Facilita financiación a proyectos de inversión viables con el fin de contribuir al logro de los objetivos de la política de la UE.
 
El Plan de Inversiones para Europa, conocido como el “Plan Juncker”, es una de las prioridades absolutas de la Comisión Europea. Se centra en impulsar las inversiones para crear empleo y crecimiento mediante un uso más inteligente de recursos financieros, eliminando obstáculos a la inversión y proporcionando visibilidad y asistencia técnica a proyectos de inversión.
 
El Fondo Europeo para Inversiones Estratégicas (FEIE) es el principal pilar del “Plan Juncker” y proporciona garantías a primeras pérdidas, lo cual hace posible que el BEI pueda invertir en más proyectos que a menudo llevan aparejado un riesgo mayor. Ya se han observado resultados concretos derivados del FEIE. Se prevé que los proyectos y acuerdos aprobados para su financiación al amparo del FEIE movilicen más de 284.000 millones de euros en inversiones y apoyen a cerca de 611.000 pymes de los 28 Estados miembros.

Añadir un comentario