biocarburantes

Biocarburantes de segunda generación mueven embarcaciones que restauran humedales

0
Markermeer (lago de Marker) es una de las zonas húmedas más importantes de los Países Bajos. Declarado en 2002 como humedal de importancia internacional dentro del Convenio Ramsar, en la actualidad un proyecto pretende afianzar su conservación con la creación de islas artificiales al norte del lago que favorezcan la nidificación de aves marinas. Para llevar a cabo esta tarea se contará con embarcaciones que utilizarán biocarburantes a partir de residuos procedentes de la industria de la madera.
Biocarburantes de segunda generación mueven embarcaciones que restauran humedales

Una naviera especializada en el dragado de lechos acuáticos (Boskalis), un suministrador especializado en biocarburantes para el transporte marítimo (GoodFuels) y un productor de biocarburantes de segunda generación (UPM) se han aliado para que la biodiversidad de Markermeer se mantenga al menos en los niveles de conservación que lo llevaron a ser declarado en 2002 humedal de importancia internacional dentro del Convenio Ramsar.

Las aves acuáticas y marinas, con concentraciones que llegan a superar los 150.000 ejemplares, representan a lo más granado de su biodiversidad, y es precisamente lo que se pretende mejorar con la iniciativa en la que están implicadas las tres empresas citadas. El proyecto de restauración, que cuenta con una inversión de 33 millones de euros, incluye la construcción de una isla al norte de Markermeer para favorecer la nidificación de aves marinas.

Reducción de CO2, SOx, NOx y PM
Las compañías aseguran que una embarcación de Boksalis en fase de pruebas ya ha comenzado con éxito estas labores de restauración. En su depósito utiliza una mezcla al 50% de combustible fósil con biocarburante suministrado por un proveedor especializado en este tipo de combustibles para todo tipo de embarcaciones, incluidos buques comerciales. El fabricante del biocarburante, derivado de residuos de madera, ya ha participado en el abastecimiento para otro tipo de vehículos con su producto patentado UPM BioVerno.

Esta iniciativa supone un paso más dentro del consorcio en torno a los biocarburantes para el transporte por mar y fluvial creado en octubre del año pasado entre GoodFuels, Boskalis y Wärtsilä, proveedor mundial de motores y sistemas de energía de la industria marítima. “El consorcio se puso en marcha con la misión de encabezar un programa piloto de dos años para acelerar el desarrollo de los biocarburantes en medios marítimos de forma sostenible, escalable y asequible”, aseguran desde Goodfuels.

Esta misma compañía incide en que los biocarburantes para el transporte marítimo “ofrecen a los operadores una forma de reducir las emisiones de CO2 de un buque en un 80-90%; eliminan las emisiones de óxidos de azufre (SOx) y reducen las de óxidos de nitrógeno (NOx) hasta en un 10% y las de partículas en suspensión (PM) en la estela de escape del barco en un 50%”.

Añadir un comentario