antonio de lara cruz

Plan de Prospectiva Estratégica para crear un futuro ilusionante en la sociedad con la Ley del Cambio Climático

0
Plan de Prospectiva Estratégica para crear un futuro ilusionante en la sociedad con la Ley del Cambio Climático

El uso de la energía por el hombre ha sido fundamental en el devenir de la humanidad. Un primer hito de esta historia conjunta acaeció cuando se sirvió asiduamente del fuego, hace ya más de 300.000 años.
Los antiguos griegos dieron gran importancia a este hecho reflejándolo en su mitología. Según esta, el dios Prometeo se lo dio al hombre después de robarlo a los otros dioses. No concebían que este lo hubiese dominado por sí mismo; necesitaban una transgresión divina del orden establecido.

Miles de años transcurrieron sin que en el mundo de la energía pasasen grandes cosas. Fue con la llamada Revolución Industrial cuando aconteció el segundo hito. Sucedió cuando el conjunto de la humanidad comenzó a usar de manera exponencial la biomasa fosilizada y almacenada en la Tierra durante millones de años. En apenas dos siglos hemos consumido gran parte de este almacén. 

Esto ha servido de palanca para el mayor desarrollo científico y tecnológico de la historia; pero también este “atracón” ha llevado a desestabilizar la atmósfera del planeta, al tiempo que sobre su superficie ha crecido una sociedad superpoblada mantenida en altos hábitos energéticos.



¿Cómo reconducir la situación?
Gracias a los avances científicos y técnicos tenemos las herramientas para salir del atolladero. Será con la energía del sol recibida convertida en electricidad y recolectada en forma de eólica, hidráulica, undimotriz o solar. Esto marcará un tercer hito en nuestra común historia con la energía. Toca al conjunto de la sociedad, encabezada por sus dirigentes, hacer de manera ordenada la obligada transición.


España, siguiendo lo acordado en el Consejo Europeo de diciembre de 2020, ha aprobado recientemente la Ley del Cambio Climático y de Transición Energética (LCCTE); la cual fija el año 2050 como límite para alcanzar la neutralidad climática, estableciendo además una hoja de ruta para conseguirla. Esta es una ocasión única ya que en sólo 30 años realizaremos un cambio radical del país. Porque vamos a: limpiar el aire, reducir los ruidos, atender a la biodiversidad, cambiar la estructura económica y empresarial, costumbres, fisonomía…

Este viraje deberíamos darlo de forma ordenada, anticipándonos a los acontecimientos previstos en la hoja de ruta marcada por la LCCTE. Necesitamos propuestas elaboradas previamente y seleccionadas mirando a un futuro que ilusione a la sociedad. Por ello propongo un Plan de Prospectiva Estratégica (PPE) con el que:


• Anticiparse, en base a:
- Buscar, estudiar y desarrollar posibles opciones y medidas, tanto de oferta como de demanda.
- Adaptar las propuestas a la realidad nacional; realizando I+D cuando se requiera.
- Catalogar a nivel regional y zonal las distintas propuestas en cuanto a sus atributos de bondad y su previsible evolución: costo, inversión, impacto ambiental, etc...
- Seleccionar con modelos de trade-off el futuro o futuros deseables y robustos
- Aprobarlos

• Hacer posibles las propuestas elegidas:
- Mediante legislación pertinente
- Por desarrollo de la red de evacuación eléctrica para las elegidas.

• Impulsarlas:
- Por selección en subastas
- Mediante facilidades y/o ayudas a su desarrollo  

Consideraciones al PPE

Es previsible que el PPE encuentre contradicción en que una empresa del IBEX sea un instrumento decisivo para realizar el previsto cambio estratégico y transcendental del país en este periodo, porque: 
1) la viabilidad de los parques viene determinada por la existencia de evacuación; 
2) Los emplazamientos elegidos ahora para parques, líneas y subestaciones van a permanecer siglos; 
3) Con las renovables la red tiene doble importancia en el desarrollo regional.



El PPE debería conducir a revisar la legislación de autoconsumo con objeto de primar el aprovechamiento máximo  de la  superficie de cubiertas ya que esta opción es de las mejores para instalar fotovoltaica. Además, según un trabajo realizado por la Universidad de Sevilla, su potencial es de 291 TWh/año ; valor que supera ampliamente a la actual demanda eléctrica nacional, por lo que debería ser uno de los bastiones del cambio energético.



Posibles opciones

• Fotovoltaica

- Agrovoltaica: Reconversión del olivar tradicional con una superficie potencial de 10.000 km2; integración de la fotovoltaica en invernaderos (Almería, 300 km2); integración con la viña
- Sobre tejados, cubiertas y zonas urbanas.
- Sobre canales etc.

• Eólica: repotenciación de parques  (Duplicando capacidad)


• Almacenamiento y gestión de  la demanda:
- Integración de desalación y almacenamiento
- Smart grids, cargadores inteligentes…
- Reversibilidad de hidráulicas

• Interconexiones: con países actuales; con actuales más otros.

Se está produciendo la paradoja de que los que más han luchado por el tema ecológico están protestando ahora por los parques nuevos. Esto, con ser problemático actualmente, puede llegar a ser peligroso hasta producir un parón.  Porque dentro de poco el paisaje se puede colmatar de parques eólicos y fotovoltaicos.

El plan que propongo debería no solo reducir el impacto paisajístico y medioambiental, sino involucrar al conjunto de la sociedad en un tema donde se juega el futuro de la humanidad.

Añadir un comentario