biogás

Cómo contribuir a incrementar en un 50% la eficiencia de la producción de biogás con microalgas

0
Hace más de veinte años que se investiga la conversión de microalgas en biocombustibles y casi estamos en el punto de partida. No hay ninguna planta que produzca biogás o biodiésel a escala industrial con biomasa algal. No por ello, la investigación ceja en su empeño de conseguirlo. El último ejemplo es el proyecto Prodigio del programa Horizonte 2020 de la Unión Europea. En este caso se busca mejorar la digestión anaerobia de las microalgas para producir biogás. Si se consigue, aseguran que se incrementaría en un cincuenta por ciento la eficiencia en la producción de este gas renovable.
Cómo contribuir a incrementar en un 50% la eficiencia de la producción de biogás con microalgas
Esquema del proceso de optimización de producción de biogás con microalgas que impulsa Prodigio

Hace unos días el instituto IMDEA Energía de la Comunidad de Madrid anunciaba su participación en Prodigio, acrónimo sacado de su nombre completo en inglés: Developing early-warning systems for improved microalgae PROduction and anaerobic DIGestIOn. El proyecto comenzó su andadura el 1 de enero de este año y tiene como principal objetivo “desarrollar un modelo que permita predecir el fallo en los procesos biológicos de cultivo de microalgas y digestión anaerobia para producir biogás”.

IMDEA Energía, lidera el paquete de trabajo número 2 dentro de Prodigio, cuyo subobjetivo es “determinar los indicadores biológicos que permiten predecir el fallo de la digestión anaerobia”. Desde el IMDEA añaden que “el escalado de este proceso desde los estudios de laboratorio hasta su implementación industrial, habitualmente genera un pérdida progresiva de eficiencia en la producción de biogás”.

Para el instituto madrileño resulta esencial identificar estos indicadores y generar un modelo de predicción porque “ayudará a prevenir las pérdidas de eficiencia y así, optimizar la producción de biogás a escala industrial”. A principios de febrero, el socio coordinador del proyecto, el Institut de Ciències del Mar (ICM/CSIC), incidía en la importancia de esta optimización.

Hay que contar con sistemas mejorados de monitoreo y control para optimizar procesos de alto nivel
Pedro Cermeño, coordinador del proyecto desde el ICM/CSIC, afirmaba que, “teniendo en cuenta las ineficiencias de los procesos, estimamos que junto con la implementación de contramedidas de prevención la tecnología Prodigio podría contribuir a incrementar la eficiencia energética y de recursos en más de un cincuenta por ciento en toda la cadena de producción de biogás de microalgas, lo que se traduciría en ahorros de gastos operativos y reducción de emisiones de gases de efecto invernadero”.

Los impulsores del proyecto consideran que el éxito financiero de un bioproceso está directamente relacionado con el nivel de sofisticación de su control y, por lo tanto, “los futuros sistemas de producción de biomasa de microalgas y conversión a biogás deberán estar equipados con sistemas mejorados de monitoreo y control para la optimización de procesos de alto nivel”. Así se conseguiría “una industria de producción de biogás de microalgas totalmente integrada, digitalizada y verdaderamente sostenible”.

Más de veinte años esperando a las microalgas bioenergéticas
Tras veinte años, al menos, de investigación para convertir microalgas en combustibles, Prodigio se propone “acelerar la comercialización de tecnologías de producción de biogás”. También incide en que “la biomasa de microalgas representa una fuente potencial de energía verde para la producción de biogás cuando se procesa mediante métodos de digestión anaerobia”, pero que “ni los sistemas de producción de biomasa de microalgas ni los digestores están optimizados para su implementación a escala comercial”.

El CO2 de la industria siderúrgica alimentará microalgas destinadas a biocombustibles (2008). Repsol e Iberdrola mueven el mercado y la investigación en microalgas con fines energéticos (2010).Tecnalia corrobora su línea de investigación en microalgas para biocarburantes (2010). Estos son algunos de los titulares y años en los que se publicaron  noticias que auguraban un futuro bioenergético para las microalgas que no se ha cumplido.

AlgaEnergy, una de las empresas con base tecnológica que se creó al amparo de este desarrollo en investigación y que cuenta con Iberdrola como una de sus socias, está ya más vinculada a la investigación en productos y aditivos químicos para la agricultura, la alimentación, la cosmética o la salud que con fines energéticos.

En España, centros tecnológicos como Ainia apuestan más por integrar la producción de biocombustibles con microalgas dentro del concepto de biorrefinería, con más productos finales que rentabilicen el proyecto. Por otro lado, también se piensa más en la biomasa algal para conseguir conseguir un proceso tecnológico de limpieza y conversión del biogás en biometano con métodos biológicos.

Añadir un comentario