panorama

Europa pagó el año pasado en importaciones de petróleo 50.000 millones de euros más que en 2009

0
Ese es uno de los muchos datos que incluye un interesantísimo (y largo) comunicado que acaba de difundir la Comisión Europea (CE) y que se titula "El dinero, donde más falta hace: ¿qué aporta el presupuesto de la UE a los ciudadanos?". A continuación, reproducimos, literalmente, la información más destacada que incluye en lo que se refiere a la energía.
Europa pagó el año pasado en importaciones de petróleo 50.000 millones de euros más que en 2009

«El presupuesto de la Unión Europea (UE) afecta de manera significativa a la vida cotidiana de sus 500 millones de ciudadanos. Aunque sea reducido (alrededor del 1% de la renta nacional bruta de la UE), produce resultados concretos en muchos ámbitos en los que la financiación de la UE garantiza un mejor retorno de la inversión.

En este texto, se ofrecen una serie de ejemplos que muestran el valor añadido del presupuesto de la UE, que puede ayudar a encontrar soluciones y superar las disparidades y disfuncionamientos persistentes y puede asimismo ayudar a estimular el crecimiento y el empleo mediante la interconexión de Europa, la inversión en los ciudadanos de Europa y la inversión en las regiones de Europa».

La energía encabeza el primer epígrafe, que se titula Fomento del crecimiento y el empleo
«El desarrollo de la infraestructura energética de la Unión Europea es uno de los temas centrales de la estrategia Europa 2020 y uno de los objetivos para que Europa use los recursos de manera eficiente. Es esencial finalizar las redes y eliminar las carencias, los puntos de congestión y las "islas energéticas" para desarrollar el mercado interior de la energía, garantizar la seguridad del suministro y facilitar el transporte de energía renovable.

La CE pone como ejemplo la interconexión eléctrica entre Francia y España
«La UE ha financiado un tercio del total de la inversión de 700 millones de euros para duplicar prácticamente la capacidad de la línea de alimentación existente hasta 2800 MW. España y Francia no se pusieron de acuerdo en hacer la inversión. El proyecto fue considerado demasiado costoso para el beneficio que aportaría a ambos países. La UE dio el paso porque el beneficio se extendía más allá de estos dos países, ya que al mejorar la conexión de España con el resto de Europa, los ciudadanos y empresas de Alemania, Bélgica, Reino Unido e Italia podrían recibir en el futuro la energía producida en España a partir de fuentes renovables: paneles solares y energía eólica, lo que favorecería un mayor uso de la energía renovable en Europa (algo positivo para el clima) y el acceso de consumidores y empresas a las energías renovables a un precio más justo, porque la energía solar puede producirse a menor coste en España que en el norte de Europa, simplemente porque hay más días soleados. Sin esta conexión, España no podría exportar toda su energía solar y eólica».

El documento de la Comisión relaciona íntimamente política ambiental y energética
«La acción de la UE por el clima no se ha limitado al primer y más ambicioso conjunto de medidas jurídicamente vinculantes para la reducción de emisiones y la fijación de objetivos para el desarrollo de las energías renovables, sino que incluye, además, un novedoso y ambicioso plan de comercio de derecho de emisiones (conocido por sus siglas inglesas ETS: Emission Trading Scheme). Sólo si actúa unida podrá Europa tener éxito en la adopción de medidas efectivas contra el cambio climático, con los consiguientes efectos positivos: crecimiento más sostenible y creación de empleo. Además, la acción de la UE en favor del clima reduce la factura energética: en 2010 Europa pagó alrededor de 50.000 millones de euros más en importaciones de petróleo que en 2009.

Esta cantidad equivale a casi un tercio de lo que todos los estados miembros de la UE gastan en su conjunto en investigación y desarrollo. Una acción europea decidida y apropiada en favor del clima y de la política energética podría crear 1,5 millones de empleos netos adicionales en el año 2020 mediante, por ejemplo, la adaptación de edificios y la creación de redes eléctricas inteligentes en Europa. Sin esta acción colectiva, se estima que las importaciones de combustibles fósiles se duplicarían en el año 2050. Con la adopción de estas medidas las importaciones de combustibles fósiles podrían reducirse a la mitad de las cifras actuales, reduciéndose el gasto medio en combustible entre 175.000 millones de euros y 320.000 millones de euros al año.

Con el Fondo Mundial para la Eficiencia Energética y las Energías Renovables (Global Energy Efficiency and Renewable Energy Fund, Geeref), la Comisión ha puesto en marcha un innovador fondo global de capital riesgo para captar inversión privada destinada a proyectos de eficiencia energética y energías renovables en países en desarrollo y en economías emergentes. El presupuesto de la UE contribuyó a este Fondo con tan solo 80 millones de euros entre 2007 y 2010, pero se espera captar unos 300 millones de euros de inversión privada».

Más información
http://ec.europa.eu/spain

Añadir un comentario
¡Suscríbete!
Baterías con premio en la gran feria europea del almacenamiento de energía
El jurado de la feria ees (la gran feria europea de las baterías y los sistemas acumuladores de energía) ya ha seleccionado los productos y soluciones innovadoras que aspiran, como finalistas, al gran premio ees 2021. Independientemente de cuál o cuáles sean las candidaturas ganadoras, la sola inclusión en este exquisito grupo VIP constituye todo un éxito para las empresas. A continuación, los diez finalistas 2021 de los ees Award (ees es una de las cuatro ferias que integran el gran evento anual europeo del sector de la energía, The smarter E).