fotovoltaica

La vasca Emica quiere liderar la revolución que viene: solar fotovoltaica... flotante

0
Las instalaciones solares fotovoltaicas flotantes pueden ser ubicadas en lagos naturales o artificiales, embalses, canales, balsas o estanques para riego agrícola. No restan suelo de cultivo (no compiten pues con los usos alimentarios), reducen la evaporación, están lógicamente menos expuestas a sombreamientos y ofertan un gran rendimiento gracias a la refrigeración natural (su proximidad al agua) de que disfrutan (las placas solares, una vez alcanzan determinada temperatura, van perdiendo eficiencia conforme esta se incrementa). Bien, pues todo ello quiere aprovecharlo Emica Solar, que ha presentado hoy su primera instalación en la balsa de riego del Parque Tecnológico de Álava.
La vasca Emica quiere liderar la revolución que viene: solar fotovoltaica... flotante

La nueva compañía nace por iniciativa de Emica Bombas, empresa industrial vasca con 122 años de trayectoria. Emica ha logrado suscitar con su propuesta el interés de la Diputación Foral de Bizkaia, del Gobierno Vasco y de la Unión Europea, que han apoyado el lanzamiento de Emica Solar, una empresa que ha presentado hoy su primera instalación demostrativa (un prototipo con el que se dispone a validar las operaciones de montaje y mantenimiento). Emica Solar, que quiere "liderar el desarrollo de la energía fotovoltaica flotante en Euskadi", se constituyó en marzo de 2021, como parte de la estrategia de diversificación sostenible de Emica Bombas. La histórica compañía fabricante de equipos de bombeo, con sede en Abanto-Zierbena, ha identificado en la fotovoltaica flotante una línea de negocio que encaja en su nuevo plan estratégico, que contempla el abordaje de nuevas operaciones que complementen y generen sinergias con su actividad tradicional. Clientes tradicionales de los equipos de bombeo de Emica, por ejemplo, podrán compensar por esta vía -adelantan en la empresa- el consumo energético de las bombas.

En una primera fase, el desarrollo del producto ha sido financiado por la Diputación Foral de Bizkaia dentro del Programa Elkarlanean 2021, y ha contado con cofinanciación europea (fondos Feder). Con posterioridad, la propia creación de Emica Solar ha sido apoyada también por la Diputación Foral de Bizkaia, dentro del Programa de Creación de Empresas Innovadoras 2021, y por el Gobierno Vasco, a través de la líneas de financiación de SPRI (la agencia vasca de desarrollo empresarial).

Emica Solar estima que, solamente en España y excluidos los embalses, existen en torno a 60.000 balsas de agua susceptibles de acoger instalaciones fotovoltaicas. Recientemente, el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico ha identificado las áreas de 106 embalses de titularidad estatal susceptibles de instalar plantas solares flotantes. En términos de generación, el mercado potencial en todo el Estado se estima en torno a 8.600 megavatios (MW) en embalses y 10.000 en balsas de agua.

En cuanto al País Vasco, existen balsas de riego e industriales, antiguos pozos mineros y varios embalses susceptibles de acoger instalaciones solares fotovoltaicas flotantes. En Euskadi, el parque de generación renovable en todas las modalidades no alcanza actualmente los 3.000 MW de potencia instalada, según datos de Red Eléctrica de España. Pues bien, solo en la Llanada Alavesa -apuntan desde Emica-, en el medio centenar de balsas de riego de la comarca se podrían instalar más de 40 MW de capacidad.

El prototipo del Parque Tecnológico de Álava
Con el objetivo de disponer de un prototipo demostrativo, y de testar cualquier incidencia en las tareas de montaje, operación y mantenimiento de los equipos, Emica Solar ha instalado en el Parque Tecnológico de Álava la que constituye primera instalación de energía fotovoltaica flotante en el País Vasco, una pequeña planta que ya está operativa en la superficie de la balsa de recogida de agua de lluvia para riego del Parque. Se trata de un pequeño reservorio de unos 150 metros de longitud por 60 en el punto de mayor anchura, utilizado para el mantenimiento de todos los espacios ajardinados con los que cuenta el complejo empresarial.

La instalación se asienta sobre una estructura flotante cuya característica distintiva -explican desde Emica- es un diseño inspirado en el casco de un barco tipo trimarán, que ofrece las ventajas de mayor estabilidad combinada con menor área de contacto con el agua: "hasta un 93% respecto a otros sistemas, lo que redunda en una drástica reducción de la evaporación natural, del coste de mantenimiento y de la afección sobre la flora y la fauna acuáticas". Según Emica, también permite utilizar paneles solares bifaciales, que incrementan el rendimiento energético de la instalación gracias a un mejor aprovechamiento de la luz solar, del reflejo de ésta sobre el agua y al efecto de enfriamiento por la temperatura del elemento líquido bajo la superficie y la transferencia de calor del aire bajo los paneles.

Adicionalmente -añaden desde la empresa-, los paneles pueden alcanzar en una instalación como ésta hasta 25º de inclinación, frente a no más de 10º en otras instalaciones, con un aprovechamiento óptimo de la radiación solar que redunda en una mayor producción energética. Otra ventaja, en el caso de balsas de agua que se vacían periódicamente para limpiar los fondos, es que la estructura tricasco permite abordar esta tarea sin necesidad de desmontar la instalación.

32 paneles
La planta experimental del Parque Tecnológico constituye una instalación aislada que consta de un total de 32 paneles solares, alineados en una superficie de 140 metros cuadrados, y con potencial para generar energía eléctrica suficiente para abastecer a siete viviendas. En todo caso -destaca Emica-, su principal objetivo es validar y medir los tiempos tanto en las tareas de montaje como en las operaciones de mantenimiento.

Asimismo, Emica quiere analizar la evolución de la calidad del agua y constatar si se producen variaciones significativas en cuanto a temperatura, oxígeno disuelto, pH, clorofila y otros factores. Adicionalmente, disponer de un equipo ya instalado representa una excelente herramienta de demostración de cara a futuros clientes, y de hecho han sido varias las empresas que lo han visitado y se han interesado por esta nueva modalidad de generación energética.

Más de un siglo de trayectoria
Fundada en 1899, Emica Bombas es una compañía histórica, una de las más antiguas de Bizkaia y del País Vasco, y uno de los muy escasos ejemplos en los que, a lo largo de más de un siglo, ha mantenido ininterrumpidamente su denominación y actividad principal. Es fabricante de bombas centrífugas para los sectores de Agua, Energía, Químico-Petroquímico e Industria en general. Alrededor del 30% de su producción se exporta a países de cuatro continentes. Declara una plantilla de alrededor de 50 personas y una facturación que en 2021 estima rondará los seis millones de euros. La empresa tiene su sede central en el Polígono El Campillo de Abanto-Zierbena (Bizkaia), donde desarrolla su principal actividad productiva, incluyendo labores de diseño y talleres de mantenimiento y asistencia, además de pruebas de equipos en su banco de pruebas y ensayos. Dispone de un segundo centro de fabricación en la localidad asturiana de Gijón.

Las plantas fotovoltaicas flotantes pueden ubicarse -recuerdan desde Emica- en lagos naturales o artificiales, embalses, cuencas para agua potable, canales o estanques para riego agrícola.

Artículos relacionados
 Lorca estrena su gran flotador fotovoltaico

• El secreto está en la balsa

 Lanzarote construye una instalación de autoconsumo solar de 1,9 megavatios

 El sector agrícola concentra el 25% de las plantas fotovoltaicas para autoconsumo

 Acciona inaugura la primera planta fotovoltaica flotante conectada a red de España con la intención de replicar el proyecto

 La noruega Statkraft conecta en Albania su primera instalación solar flotante

Añadir un comentario
¡Suscríbete!
Baterías con premio en la gran feria europea del almacenamiento de energía
El jurado de la feria ees (la gran feria europea de las baterías y los sistemas acumuladores de energía) ya ha seleccionado los productos y soluciones innovadoras que aspiran, como finalistas, al gran premio ees 2021. Independientemente de cuál o cuáles sean las candidaturas ganadoras, la sola inclusión en este exquisito grupo VIP constituye todo un éxito para las empresas. A continuación, los diez finalistas 2021 de los ees Award (ees es una de las cuatro ferias que integran el gran evento anual europeo del sector de la energía, The smarter E).