eólica

Su cliente Equinor es uno de los principales actores del escenario eólico marino global

Navantia gana posiciones en el potente sector noruego del Oil & Gas con la mirada puesta en las energías renovables marinas

0
Los clientes han sido las noruegas Equinor y Aibel. El fabricante proveedor, Navantia Puerto Real. El producto: el módulo de la subestación eléctrica (HVDC, high voltage direct current) de la plataforma Johan Sverdrup Fase 2, un gran yacimiento petrolífero situado en el Mar del Norte, a unos 140 kilómetros al oeste de Stavanger. El Astillero de Puerto Real y su industria colaboradora han producido en 14 meses, tal y como estaba previsto -presume Navantia-, y pese a las especiales circunstancias de los tiempos presentes, el enorme módulo. [En la imagen, las delegaciones de Equinor y Aibel, en Cádiz, durante el acto de entrega del módulo].
Navantia gana posiciones en el potente sector noruego del Oil & Gas con la mirada puesta en las energías renovables marinas

Navantia Puerto Real acaba de celebrar el acto oficial de entrega a sus clientes -Aibel y Equinor- del módulo de la subestación eléctrica HVDC de la plataforma Johan Sverdrup Fase 2. Durante el acto ha intervenido el director del Astillero Bahía de Cádiz de Navantia, Javier Herrador, que ha destacado que la compañía ha sabido ejecutar la obra "en calidad y plazo", pese a las circunstancias, y manifestado su confianza en que la relación entre ambas partes siga un camino de éxito: “se ha creado un equipo entre Equinor, Aibel y Navantia que ha trabajado siempre de la mano. Todo ello nos hace soñar en futuros proyectos comunes, en el nuevo marco de energías renovables que la Unión Europea está promoviendo, ya sea como subcontratista o, por qué no, como socios en nuevos proyectos”.

También se ha dirigido a los presentes durante el acto oficial de entrega el jefe de proyecto de Aibel, Knutt Frolich. Lo ha hecho a través de videoconferencia y para manifestar -informa Navantia- "la buena impresión que en su empresa ha causado el esfuerzo de Navantia y sus trabajadores para lograr terminar el proyecto en el plazo marcado". Frolich ha concluido con un contundente “deberían estar orgullosos de este logro”, en referencia al módulo de la subestación eléctrica “del proyecto más importante en la historia de Aibel”.

Por su parte, el jefe de construcción de Equinor, Terje Ulltang, ha destacado la buena relación que se ha establecido entre las tres compañías durante todo el proyecto y ha anunciado que será el próximo mes de abril cuando se ensamblen las tres grandes partes que formarán la plataforma Johan Sverdrup 2.

La fabricación del enorme módulo presentado esta semana por Navantia ha ocupado 14 meses de trabajo. El módulo, que partió ayer de Cádiz rumbo a Noruega, a bordo del buque Biglift Barentsz, empleará en la travesía "alrededor de una semana".

El proyecto ha supuesto para Navantia Puerto Real alrededor de 835.000 horas de trabajo, ocupando una media de 375 personas durante los 14 meses de trabajo. Según Navantia, que presume de haber cumplido rigurosamente los plazos comprometidos pese a las especiales circunstancias derivadas del Covid, señala en un comunicado que "la culminación exitosa de este gran contrato de Diversificación de Navantia en la Bahía de Cádiz supone un gran paso en este sector y sitúa al astillero de Puerto Real como referente internacional en el negocio offshore".

Johan Sverdrup es un gran yacimiento petrolífero situado en el Mar del Norte a unos 140 kilómetros al oeste de Stavanger. Es además uno de los más grandes de la plataforma continental Noruega y se espera que cuando se encuentre a su máxima capacidad produzca el 25% de la producción total de la plataforma continental Noruega. La vida útil del campo será de 50 años y su producción de entre 550.000-650.000 barriles por día.

Equinor Energy (antes Statoil) adjudicó en abril de 2018 a AIBEL la construcción de la plataforma P2 para el campo Johan Sverdrup, y Aibel, después de un año de negociaciones, ratificó en febrero de 2019 con la firma de este contrato la adjudicación a Navantia de la construcción de uno de los 3 módulos en los que han dividido el “Topside” de la plataforma.

El otro perfil, el renovable, de Equinor
Según su perfil de empresa, Equinor actualmente ya provee a más de un millón de hogares europeos de electricidad mediante parques eólicos marinos (cuenta con cuatro, en aguas alemanas y británicas). Esta compañía pública noruega está impulsando además la constitución de clusters eólicos marinos en Reino Unido, en la costa este de los Estados Unidos y en los países bálticos. La empresa conectó a la red continental su primer parque eólico marino flotante en 2017. Lo hizo en la costa de Escocia, y ahora mismo trabaja en proyectos flotantes en Asia, Noruega y Reino Unido.

En junio del año pasado, el Gobierno de Canarias anunció que Equinor invertirá 860 millones de euros “en los próximos años” en el que está llamado a convertirse, en aguas canarias, en el primer parque eólico marino de España. El parque marino de Equinor, flotante, tendría -según el Ejecutivo canario- doscientos megavatios de potencia (200 MW).

Artículos relacionados
• Equinor refuerza su presencia en el desarrollo de parques eólicos marinos de Polonia

• El Gobierno de Noruega impulsa en Canarias el primer parque eólico que operará en aguas territoriales españolas

• La potencia eólica marina crecerá en Europa hasta un 52% en los próximos dos años

Añadir un comentario