panorama

Las eléctricas españolas aprovechan la crisis para reventar los precios

0
Ni uno solo de los mercados eléctricos europeos ha registrado una subida mayor de precios que la que ha experimentado el español desde que estallara la crisis. El dato es de Eurostat, la oficina estadística de la Comisión Europea, que revela que, en algunos de los segmentos del mercado eléctrico español, la subida es sencillamente brutal. Por ejemplo, en el doméstico, donde, entre 2008 y 2016, el precio de la electricidad subió un 60%. En ese período (y en ese segmento, el doméstico), la subida en la UE28 y en la EuroZona ha sido del 30 y del 33%, respectivamente, es decir, la mitad. [Foto].
Las eléctricas españolas aprovechan la crisis para reventar los precios

La gran reforma energética que ha llevado a cabo el Partido Popular a lo largo del último quinquenio -contrarreforma, según algunos- no ha evitado que las compañías eléctricas sigan haciendo su agosto a costa de los consumidores, sobre todo, de los más pequeños: domésticos y pymes (pequeñas y medianas empresas). Según datos de Eurostat, el consumidor doméstico español ha sufrido, entre 2008 (el año de la bancarrota de Lehman Brothers) y el segundo semestre de 2016, un incremento del precio de la electricidad del 60%, lo que significa que aquí se ha encarecido la energía eléctrica el doble que en la UE28.

La pequeña y mediana empresa española del sector industrial es la otra gran perjudicada del ya casi decenio 2008-2017. A las pymes de ese sector (las que consumen menos de veinte megavatios hora al año) les cuesta hoy la electricidad un 81% más cara que en 2008. Allende Pirineos, las pymes del sector industrial también pagan hoy la electricidad a un precio mayor que entonces. ¿La diferencia? Pues que, mientras que ese incremento supera como se dijo los 80 puntos en España, en la UE28 y en la EuroZona, esa subida ha sido mucho-mucho menor: del 25% y del 30%, respectivamente. La gran escalada en la subida del precio de la electricidad para las pymes industriales españolas se produce entre los años 2011 y 2014. A partir de ese momento, se invierte la tendencia, si bien tibiamente, pues los precios no solo no regresan a niveles pre-crisis, sino que ni siquiera se acercan al nivel que tenían en noviembre de 2011, cuando el Partido Popular llegó al Gobierno (véase a continuación).

Precio de la energía eléctrica pymes del sector industrial UE28

La presión sobre los actores más débiles del sector -el consumidor doméstico y la pequeña y mediana empresa industrial- se ha incrementado en España de manera extraordinaria, pues, desde que estallara la crisis. En el segmento de las pymes industriales, el kilovatio hora nacional no tiene rival. El precio que están pagando por él esas pymes (precio sin impuestos) es el más elevado de toda Europa (véase abajo). Y si incluimos los impuestos, es el segundo más elevado, solo por detrás de Italia, y por supuesto por encima de Alemania, que no solo sigue apoyando con ayudas el despliegue de las energías renovables (sigue disparada en instalación de potencia tanto eólica como fotovoltaica), sino que, además, ha decidido desenchufar todas sus nucleares de aquí a 2022.

comparación precios electricidad pymes del sector industrial UE28

Así las cosas, según Eurostat, las pymes del sector industrial nacional (consumo de menos de 20 MWh al año) pagan un 33,3% más que sus homólogas de la UE28 (un 22% más que lo que pagan las pymes de los países de la EuroZona), lo cual perjudica gravemente la competitividad de la industria española (de la industria pyme). El caso es que, tras todo un lustro de reformas, la electricidad española está alcanzando máximos históricos. Y, así, si en el año 2010 (véase) era la más barata del Viejo Continente (todos los datos son de Eurostat), hoy se encuentra, apenas seis años después, entre las más caras.

Evolución del precio de la electricidad en la UE entre 2008 y 2016

Hay solo una excepción: los grandes consumidores españoles. A ellos, el precio de la electricidad no solo no les sale más caro que a sus pares europeos, sino que, muy antes al contrario, pagan el kilovatio hora hasta un 17,2% más barato que sus competidores continentales.

Consumidor industrial
•Tipo IA: consumen anualmente menos de 20MWh: pagan la electricidad un 22% más cara que la media de los países de la EuroZona.
• Tipo IB: consumen entre 20 MWh y 500 MWh: pagan la electricidad un 3% más barata que la media de los países de la EuroZona.
• Tipo IC: entre 500 MWh y 2.000 MWh: pagan la electricidad un 11,1% más barata que la media de los países de la EuroZona.
• Tipo ID: 2.000 MWh-20.000 MWh: pagan la electricidad un 16,0% más barata que la media de los países de la EuroZona.
• Tipo IE: 20.000 MWh-70.000 MWh: pagan la electricidad un 17,2% más barata que la media de los países de la EuroZona.
• Tipo IF: 70.000 MWh-150.000 MWh: pagan la electricidad un 8,3% más barata que la media de los países de la EuroZona.

En nuestro país, el 99,88% de las empresas son pequeñas (menos de 50 empleados, menos de 10 millones de euros de volumen de negocio) o medianas (menos de 250 trabajadores; menos de 50 millones de euros); dos de cada tres trabajadores españoles trabajan en una pyme (todos los datos han sido extraídos del Instituto para la Pequeña y Mediana Empresa).

UE-28
Bajo esta agrupación se presentan los precios medios para el conjunto de los países que forman parte de la Unión Europea en 2017: Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, Croacia, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Hungría, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Polonia, Portugal, Reino Unido, República Checa, Rumanía, Suecia y Chipre.

EuroZona
Bajo esta agrupación se presentan los precios medios para el conjunto de los países que forman la EuroZona en 2016: Alemania, Austria, Bélgica, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Portugal y Chipre.

Añadir un comentario