solar térmica

Tras la pista de los mejores colectores solares térmicos

0
Los colectores solares térmicos aprovechan la luz del sol para producir calor allí donde se necesita. En este reportaje se hace un repaso de las aplicaciones de esta energía y hemos tratado de ver si pueden hacerse comparativas entre los equipos que la aprovechan. El uso más extendido de la energía solar térmica de baja temperatura es la producción de agua caliente sanitaria (ACS). Para ello se suelen emplear los llamados colectores planos, que consiguen incrementar la temperatura del agua hasta unos 80°C. Están basados en el efecto invernadero: una especie de caja plana cubierta de cristal capta el calor de la energía solar e impide que salga al exterior. Ese calor se transmite a un fluido –agua o aire, sobre todo– que lo transporta a un depósito acumulador. Son equipos apropiados también para templar el agua de una piscina.

Pero últimamente están penetrando con fuerza los colectores de vacío, capaces de conseguir temperaturas por encima de los 100°C, lo que los hace interesantes para otros usos como la calefacción. En todo caso, las distintas necesidades pueden cubrirse siempre aumentando la superficie de captación, por lo que esta energía es aprovechable en una vivienda o en un hotel con cientos de habitaciones.

El ACS no sirve únicamente para ducharse o lavar los platos a mano. También la lavadora o el lavavajillas funcionan con agua caliente. De hecho, estos electrodomésticos son responsables de una parte importante del gasto doméstico en electricidad, que emplean principalmente para calentar el agua. Lavadora y lavavajillas también pueden conectarse al acumulador de agua caliente, con el ahorro económico que eso supone en una casa, y cada vez son más las empresas y los instaladores que fabrican y montan equipos integrales de este tipo.

Una de las aplicaciones con más futuro es la refrigeración; al fin y al cabo, el recurso del sol es más abundante cuando más falta hace enfriar el ambiente. En los últimos tiempos están apareciendo en el mercado nuevos equipos, aunque la refrigeración solar no es nueva ya que en los países árabes se utiliza desde hace tiempo. A finales de este mes de junio se celebra en Friburgo (Alemania) la feria Intersolar 2002, un importante evento para el sector. Uno de los foros más interesantes será sin duda el dedicado a la refrigeración de edificios con energía solar, donde se presentará el estado actual de la tecnología. Sólo en Alemania existen hoy más de 20 instalaciones de este tipo, funcionando con diferentes tecnologías. Pero en todas ellas se emplea el sol y el agua para enfriar el aire, en lugar del consumo eléctrico intensivo y los gases peligrosos para la capa de ozono que utilizan los actuales equipos de aire acondicionado. ¿Se puede pedir más?

¿Hay colectores mejores y peores?
Como suele suceder cada vez que alguien piensa comprar un aparato, sea cual sea y haga lo que haga, el cliente se pregunta por la calidad y el precio. Nos hemos preguntado si eso vale también para los colectores solares térmicos y la respuesta nos la ha dado Jesús Narbona, responsable de ensayos de equipos técnicos del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA). "Pienso que en un futuro no muy lejano tendrá sentido hablar de comparativas entre colectores de distintas marcas –dice Narbona. Pero habrá que esperar a las nuevas normas que exijan catalogaciones para aplicaciones concretas, ACS o calefacción, por ejemplo.

De momento, es difícil establecer una relación calidad/precio entre ellas. Las diferencias de precio de los equipos están más ligadas a la calidad de los materiales, la terminación de los colectores y, como consecuencia de ello, dicen los fabricantes que también al rendimiento". Pero los propios fabricantes insisten en la dificultad de valorar adecuadamente todos los parámetros. Eduardo Conejero, director comercial de Saclima asegura que "un colector puede ser de alto rendimiento pero de mala calidad (chapa galvanizada, soldadura blanda, etc), lo que afecta a su vida útil, por tanto, los resultados de una comparativa tienen mucho que ver con la duración del ensayo". El INTA viene desarrollando desde hace 25 años actividades de ensayo y caracterización de colectores solares térmicos y asesorando a la industria en la construcción de bancos de ensayos.

El tamaño importa
Pablo Urbina, director de Atesa, considera que su captador solar térmico Atesa Export Tridimensional "es el más avanzado tecnológicamente hablando, tanto a nivel de rendimiento día como por su durabilidad; damos una garantía de 15 años. Somos, de hecho, la única empresa fabricante de captadores térmicos planos española que exporta al norte de Europa". Y critica un cierto espíritu "cazasubvenciones" cuando dice que "desgraciadamente, en el mercado se están comprando colectores de baja calidad solo en busca de poder cobrar una subvención lo más sustanciosa posible; hay muchos fabricantes que ponen en el mercado captadores con una gran área de apertura para poder cobrar una mayor subvención pero con unos rendimientos que dejan mucho que desear. Otro factor muy importante es la calidad del captador. De nada sirve tener un captador de alto rendimiento si su vida útil se reduce a pocos años". El de Atesa tiene toda la caja de acero inoxidable 304L y una garantía de 15 años. "Algunos fabricantes están vendiendo captadores de muy mala calidad, y eso, a la larga, es pan para hoy y hambre para mañana", asegura Pablo Urbina.

Hace apenas un mes se hizo público un estudio elaborado por el Departamento de Informática e Ingeniería Industrial de la Universidad de Lleida, en el que se diseña una instalación de energía solar térmica para producir agua caliente de proceso en una tenería, donde se curten pieles. El estudio dice textualmente que "el captador que se comporta más eficientemente a lo largo de todo el año es el de Atesa" (los otros tres eran de fabricantes que no aparecen en este reportaje).

Rendimiento versus precio
Saclima es una empresa que comercializa los colectores australianos de Solahart, que pasa por ser el mayor fabricante de sistemas compactos por termosifón en circuito cerrado y captadores solares planos para circulación forzada. Eduardo Conejero, su director comercial, piensa que "el rendimiento está muy ligado al precio –dice–, pero para la mayoría de los fabricantes un colector de rendimiento medio es preferible por la relación prestación/precio, dado que la energía solar es difusa (con máximos de 1 kW/m2 en días con sol brillante) y el factor rendimiento en los márgenes con que nos movemos no es determinante". Solahart fabrica colectores planos, de vacío y de propileno para climatización de piscinas, además de centrales de regulación para control diferencial de instalaciones térmicas. "La empresa tiene varios laboratorios de pruebas en el mundo que recogen distintos rendimientos de un mismo modelo". Una afirmación que parece poner de manifiesto la dificultad de medir la eficiencia de los distintos equipos.

Viessmann, uno de los más importantes fabricantes a escala mundial del sector de la calefacción, ha desarrollado la gama de colectores solares Vitosol, que se distinguen, asegura el fabricante, "por su alta seguridad de funcionamiento y una prolongada vida útil, ya que están construidos por completo con materiales resistentes a la corrosión, como el acero inoxidable, el aluminio, el cobre y el vidrio solar especial". Sus características los han hecho merecedores de la etiqueta ecológica alemana, el famoso "Ángel Azul" otorgado a aquellos productos con muy bajo impacto ambiental en todo su ciclo de vida, desde su fabricación hasta su reciclado. "Por otro lado, el exigente Certificado de Calidad otorgado por el instituto SPF de Rapperwil en Suiza confirma la constancia de las prestaciones energéticas de nuestros colectores solares durante un periodo superior a los veinte años –afirma Javier Jiménez, responsable de Comunicación y Marketing de Viessmann–. Los sistemas de energía solar de este fabricante van desde el colector hasta el regulador, pasando por el interacumulador ACS y la estación de bombeo.

Un colector para cada necesidad
Viessmann está ofreciendo ahora la gama Vitosol, compuesta por el colector solar plano Vitosol 100, que alcanza un alto rendimiento gracias al absorbedor con una capa de titanio, las tuberías integradas y un aislamiento térmico eficaz. De reducido peso, se puede adquirir con 1,7 m2 o con 2,5 m2 de superficie de colector, en ambos casos para el montaje vertical u horizontal. El Vitosol 200 es un colector de tubos de vacío. Debido a que el fluido solar pasa directamente por los tubos del colector, puede colocarse sobre un techo plano o montarse verticalmente en una fachada sin necesitar soportes. Cada uno de los tubos puede girarse de forma radial orientándose así de forma ideal hacia el sol. El vidrio de borosilicato grueso y la unión de vidrio y metal a prueba de vacío a largo plazo dan garantías de un alto grado de seguridad en el funcionamiento y de una larga vida útil. Por último, el Vitosol 300 es un colector de gran potencia que funciona según el principio de "tubo de calor" (heatpipe en inglés). No sólo se adecúa para el calentamiento de agua sanitaria y de piscinas, sino que también para respaldar el calentamiento de habitaciones.

Disol es un grupo empresarial dedicado de lleno al desarrollo y aplicación de tecnologías solares, térmicas y fotovoltaicas, en el ámbito doméstico e industrial. Fabrica captadores solares con la tecnología de Made, una potencia en el sector solar térmico y eólico. Además, Disol dispone de laboratorio propio de ensayos de equipos solares dónde se realizan simulaciones y ensayos de los productos y componentes más novedosos, como el sistema de telemonitorización, que permite obtener en tiempo real datos precisos sobre la producción energética y el funcionamiento de grandes instalaciones. Con los registros que se obtienen a distancia, se evalúan las prestaciones de los sistemas para ofrecer a los clientes una información detallada y veraz sobre el estado y el rendimiento de su inversión.

Energía fiable y duradera
Según Fernando de la Cuesta, consejero delegado de Disol, "los captadores M-21 disponen del certificado ISO-9001 de calidad total de la Germanischer Lloyd Certification y son los únicos que añaden un proceso de oxidación selectiva, que aumenta su rendimiento, alargando su vida útil por encima de los 20 años". Para los responsables de esta empresa sevillana "la principal diferencia entre los captadores existentes en el mercado es el tratamiento que se realiza sobre el absorbedor. Los captadores que no tienen tratamiento selectivo, tienen un coste más bajo; utilizan pintura negra sobre la superficie de absorción, que transfiere menos energía y su vida útil es mucho más corta. Sus prestaciones descienden mucho con el paso del tiempo.

En cambio, los captadores Disol tienen un tratamiento selectivo en Ebonol. Su coste es mayor pero aportan más energía". Disol asegura que el rendimiento de su equipo solar doméstico M-21 tiene una de las más altas valoraciones energéticas, medido por el Instituto Andaluz de Energías Renovables.
Al margen de las valoraciones que hace cada empresa, Jesús Narbona, del INTA, es tajante en su defensa de la energía solar térmica; "después de 15 años operando instalaciones para calentamiento de agua a baja temperatura he comprobado que son muy fiables en su funcionamiento y sobre todo de larga duración, superior a 15 años", asegura.

Lo que cuestan

Es muy difícil tratar de comparar precios entre distintos fabricantes. En gran medida porque habría que tener presente el tamaño de colector que comercializa cada marca, la posibilidad de adquirir acumuladores y sistemas de control junto con los propios colectores y el detalle importantísimo de que la mayor parte de las instalaciones están hechas por empresas que suelen ser clientes habituales de las marcas con las que trabajan y que, por tanto, compran a mejores precios. Para producción de ACS en una vivienda tipo lo normal es instalar unos 4 m2 de captadores solares.

Atesa: el precio de venta al público recomendado es de 638,73 euros. La empresa asegura que, "considerando que nuestro captador de 1.852 m2 en plano equivale a 2,538 m2 de captación tridimensional, cada metro cuadrado saldría a 251,66 euros".

Solahart: los colectores planos normales de los modelos L y M, cuestan 397 y 451 euros respectivamente. Además hay otro de alto rendimiento, el Oyster Mo, que cuesta 541 euros. Toodos ellos son paneles con una superficie de 1,85 m2.

Viessmann: su paquete solar completo destinado a calentamiento de agua sanitaria para hogares con 3-4 personas requiere de dos colectores planos Vitosol 100 con 5 m2 de superficie y un acumulador bivalente Vitocell-B 100 con 300 litros de capacidad. Por filosofía de empresa Viessmann no ofrece listado de precios.

Disol: un equipo diseñado para el abastecimiento de ACS de una familia de hasta 6 personas estaría compuesto por dos captadores Disol M-21 con 4,20 m2 de área útil de captación, más un acumulador de 300 litros, a lo que habría que unir un grupo calefactor de apoyo, y un juego de accesorios de conexión calorifugados y válvulas de seguridad y corte; todo ello cuesta unos 1.600 euros.

Más información:

–Viessmann
Sierra Nevada, 13. Área Empresarial Andalucía
28320 Pinto
Madrid
Tel: 91 649 74 00. Fax: 91 649 73 99
[email protected]
www.viessmann.com

– Disol
Parque Industrial P.I.S.A. C/ Exposición, 12
41927 Mairena del Aljarafe
Sevilla
Tel: 95 418 90 39. Fax: 95 418 23 29
[email protected]
www.energiadisol.com

– Saclima. Solahart
Polígono Industrial Els Mollons. Torners, 21.
46970 Alaquas
Valencia
Tel: 96 151 61 62. Fax: 96 151 22 88
[email protected]
www.saclima.com


– Atesa
Pol. Ind. La Seu, c.B-n. 17/9. Apdo. 182
25700 La Seu d’Urgell
Lleida
Tel: 973 35 41 01. Fax: 973 36 06 92
[email protected]
www.atesa-solar.com

– INTA
Centro de Experimentación El Arenosillo
Carretera Huelva–Matalascañas. P.K. 31,3
21130 Mazagón
Huelva
[email protected]
www.inta.es
Añadir un comentario
¡Suscríbete!
Baterías con premio en la gran feria europea del almacenamiento de energía
El jurado de la feria ees (la gran feria europea de las baterías y los sistemas acumuladores de energía) ya ha seleccionado los productos y soluciones innovadoras que aspiran, como finalistas, al gran premio ees 2021. Independientemente de cuál o cuáles sean las candidaturas ganadoras, la sola inclusión en este exquisito grupo VIP constituye todo un éxito para las empresas. A continuación, los diez finalistas 2021 de los ees Award (ees es una de las cuatro ferias que integran el gran evento anual europeo del sector de la energía, The smarter E).