eficiencia

El IDAE lanza un nuevo programa de ayudas a proyectos estratégicos de inversión en ahorro y eficiencia energética

0
La convocatoria 2008 de este programa, que se enmarca en el Plan de Acción 2008-2012 de la Estrategia de Ahorro y Eficiencia Energética en España, tiene una dotación inicial de 60 millones de euros y el plazo de  entrega de solicitudes finaliza el 8 de octubre. El programa está  diseñado  para el periodo  2008-2012 y  tiene previsto un presupuesto  de  recursos públicos, acumulados en las sucesivas convocatorias y procedentes del Plan de Acción ,de  400 millones de euros . Esta cantidad permitiría  movilizar unas inversiones en estas tecnologías cercanas a los 2.000 millones de euros. El IDAE estima que  la aplicación  completa del programa, teniendo en cuenta la tipología  de proyectos y los sectores, podría  conseguir  un ahorro en forma de energía primaria de 7,6  millones  de toneladas equivalentes de  petróleo (tep).

Se trata  de incentivar la inversión en proyectos como los ligados a industrias intensivas en energía, grandes cadenas de distribución, cadenas hoteleras o flotas de transporte, con  incentivos insuficientes en la actualidad, proporcionándoles  un apoyo con visión  de continuidad (plurianual), abierto (beneficiarios directos e indirectos) y diverso (abarca a los sectores industrial, terciario y de servicios).

Tres tipos de proyectos
El Programa  define  tres tipos de proyecto: estratégico, singular innovador y sectorial conjunto. Los estratégicos son aquellos  cuyo objetivo  sea  reducir de forma significativa los consumos específicos energéticos de sus procesos, acercándose al óptimo técnico energético. Se contemplan  inversiones  en un ámbito temporal amplio (hasta 31 de diciembre de 2012) y en diferentes ubicaciones (al menos tres comunidades autónomas).

Los proyectos singulares innovadores incluyen un destacado elemento de innovación en el uso de la energía, con capacidad para ser  replicados en otras empresas del sector, aplicando la mejor tecnología disponible, la incidencia energética y medioambiental en el entorno y la adaptación al concepto de ecoinnovación.

Por último, un proyecto sectorial conjunto es aquel en el que una aplicación tecnológica  similar puede aplicarse en varias empresas de un mismo sector, consiguiendo un efecto de replicabilidad directo. Dichos proyectos deberán realizarse  a través de Empresas de Servicios Energéticos (ESE), nexo de unión entre IDAE y las empresas del sector que son, en definitiva las  últimas beneficiarias de las ayudas.

Los proyectos deberán superar determinados ratios de ahorro energético por inversión, y estar enmarcados en los siguientes límites mínimos y máximos de inversión elegible: entre 1 y 40 millones de euros para los proyectos estratégicos; entre 0,5 y 20 para los singulares innovadores; y entre 1 y 20 millones para los proyectos sectoriales conjuntos.

Beneficiarios
Los beneficiarios pueden ser las empresas del sector Industrial, excepto los sectores del refino y la generación de energía eléctrica. Igualmente pueden ser beneficiarias las empresas del sector terciario: comercio, distribución, hostelería, sanidad, transporte, etc., con instalaciones o centros de actividad, preferentemente, en un mínimo de tres Comunidades Autónomas en las cuales se vayan a desarrollar las inversiones.

Así mismo, pueden beneficiarse de las ayudas  las Empresas de Servicios Energéticos (ESE), entendiendo como tal la definición más amplia que incluya todo el sector de la energía u organizaciones que aporten este tipo de servicios directos o indirectos. Estas empresas deberán actuar para terceros, en los sectores antes indicados y llevar a cabo inversiones incluidas en la tipología de proyectos del programa de ayudas. En cualquier caso, los proyectos aprobados en este tipo de beneficiarios en modo indirecto, deberán reflejar que los ahorros energéticos subvencionados repercuten en los usuarios finales.

Por último,  el programa recoge como potenciales beneficiarios a las empresas de financiación de compra de bienes de equipo o vehículos que abarquen de manera preferente el criterio de territorialidad señalado anteriormente e igualmente en estos casos, se aplicará la condición final señalada en las ESE.

Tecnologías y proyectos, por sectores

Se ha de tener en cuenta  que  el  cálculo de los límites de ayudas máximas se realizará, para cada proyecto, siguiendo la metodología de las Directrices Comunitarias sobre ayudas estatales en favor del medio ambiente. El resto de limitaciones o condiciones que afectan a estas tipologías de proyectos de inversión serán similares a las citadas en los Convenios de colaboración que  tienen suscritos  el IDAE y  las Comunidades Autónomas para el ejercicio 2008, en el marco del Plan de Acción de la Estrategia de  Ahorro y Eficiencia Energética  en España (E4).

En cuanto a  las inversiones    que se quieren  impulsar cabe destacar, en el sector industrial  la sustitución de equipos e instalaciones de la Mejor Tecnología Disponible (MTD): Inversiones en equipos de proceso, instalaciones y sistemas que transforman o consumen energía, proyectos de ingeniería, obra civil, montaje y puesta en marcha. Las ayudas máximas que se concedan  serán las que resulten de aplicar los criterios establecidos por la Unión Europea en sus directrices de medio ambiente.

En  el  sector del transporte, el objetivo  se centra en las inversiones  para la renovación de flotas y promoción de combustibles alternativos. En lo que se refiere a la  renovación de vehículos, el  valor de la ayuda  puede  alcanzar hasta el 15% del valor de mercado, con  una serie de  límites máximos impuestos  según se trate de  vehículos industriales o turismos  y de la tecnología  que utilicen: electricidad, hidrógeno , híbridos, gas, etc. Igualmente se incluye como tipología la creación y expansión de estaciones de suministro de combustibles alternativos.

Para el sector de la edificación  las ayudas  se dirigen a  las inversiones en la rehabilitación de la envolvente térmica de edificios existentes, destinadas a reducir la demanda energética de calefacción y refrigeración. Las ayudas oscilan entre el 22% de la inversión, en el caso  de cumplir  con  el requisito HE-1  del Código Técnico de la Edificación,  hasta ayudas  de 10.000 a 300.000 euros según  viviendas unifamiliares, edificios de viviendas o edificios para otro uso  diferente al residencial.

Por su parte, las inversiones en la renovación de instalaciones térmicas de los edificios, la renovación de la iluminación interior  o la rehabilitación  de inmuebles, tendrán  ayudas que oscilan  entre el 22% y el 35% del coste del proyecto.

En cuanto al sector  de transformación de  la energía, el  programa trata de impulsar  las  inversiones en instalaciones de cogeneración, con una potencia superior a  150kWe,  en sectores no industriales;  e instalaciones de micro cogeneración, con potencia  inferior a los 150 kWe. Las ayudas, en el primer caso, pueden alcanzar el 10% de la inversión, aunque sin rebasar  nunca los 200.000 euros por proyecto. En el caso de los  proyectos de microcogeneración, la ayuda  podrá ser del 30%  para potencias  menores a los 50 kWe y de entre el 20% y el 30%  para potencias entre 50 y 150 KWe.

Más información:
[email protected]
www.idae.es
Añadir un comentario
¡Suscríbete!
Baterías con premio en la gran feria europea del almacenamiento de energía
El jurado de la feria ees (la gran feria europea de las baterías y los sistemas acumuladores de energía) ya ha seleccionado los productos y soluciones innovadoras que aspiran, como finalistas, al gran premio ees 2021. Independientemente de cuál o cuáles sean las candidaturas ganadoras, la sola inclusión en este exquisito grupo VIP constituye todo un éxito para las empresas. A continuación, los diez finalistas 2021 de los ees Award (ees es una de las cuatro ferias que integran el gran evento anual europeo del sector de la energía, The smarter E).