panorama

China lideró en 2016 la inversión mundial en renovables

0
Un nuevo informe del Institute for Energy Economics and Financial Analysis (IEEFA) pone de relieve que el país asiático no solo lidera la inversión doméstica en energías renovables sino la mundial.  En 2016, incrementó un 60% sus inversiones en energías limpias en el extranjero, hasta alcanzar la cifra de 32.000 millones de dólares.
China lideró en 2016 la inversión mundial en renovables
"China no solo aumenta sus inversiones domésticas en energías bajas en carbono a un ritmo impresionante sino que además acelera su expansión internacional", señala Tim Buckley, autor principal del informe, publicado el pasado 6 de enero y que lleva por título “China’s Global Renewable Energy Expansion: How the World’s Second-Biggest Economy Is Positioned to Lead the World in Clean-Power Investment”.



El gobierno chino ha anunciado, además, que aumentará su apuesta por las energías renovables diez veces más en todo el mundo antes de finales de 2020. Este incremento forma parte del plan quinquenal chino (2016-2020), que prevé 341.000 millones de euros de inversiones en renovables, según cifras oficiales de Pekín.



Todo ello hace que los investigadores del IEEFA se muestren convencidos de que China ampliará su dominio mundial de las energías renovables, sobre todo a medida que entren en juego las nuevas políticas energéticas prometidas por Donal Trump en ESUU. Tim Buckley cree, incluso, que Estados Unidos muy probablemente se volverá menos competitivo económicamente si la administración del nuevo presidente termina haciendo realidad su intención de frenar “una transición energética que está ganando impulso en todo el mundo”.

De Brasil a Vietnam

El informe de IEEFA incluye el estudio de 30 empresas chinas de renovables que se están expandiendo tanto a nivel nacional como internacional y destaca el “ambicioso enfoque "panasiático" del país en todo el sector y su creciente presencia en África, Europa, Oriente Medio, América del Norte y América del Sur”. 



El Instituto estima las inversiones globales anuales de China en energía limpia en más de 100.000 millones de dólares, más del doble de lo que invierten los Estados Unidos. En 2016, la mayor inversión china en el extranjero fue la compra en Brasil, por unos 13.000 millones de dólares, del 24% de CPFL Energía, una compañía de distribución eléctrica. 



El gigante asiático también invirtió en Australia, Chile, Pakistán, Indonesia, Alemania, Egipto y Vietnam, en proyectos que van desde la producción de litio (compra de acciones de SQM, el principal productor chileno), que se utiliza en las baterías de los coches eléctricos, hasta la fabricación de pilas solares (Vietnam) y de módulos fotovoltaicos (Alemania), pasando por los proyectos hidroeléctricos.

"El ritmo y el crecimiento de las inversiones chinas ilustran de manera tangible la posición dominante que ahora ocupa el país en toda la filial industrial de las energías limpias", afirma Tim Buckley. “"China ha entendido que las renovables representan una gran oportunidad de negocio", añade el experto.

Mercado doméstico

Dentro de su mercado nacional y según datos de Bloomberg New Energy Finance, China invirtió en 2015 cerca de 100.000 millones de dólares en renovable, dos veces y medio más que Estados Unidos. Sin embargo, la producción energética china sigue muy ligada todavía al carbón, principalmente.



El Institute for Energy Economics and Financial Analysis destaca que, en cualquier caso, el desarrollo nacional logrado en China en renovables le ha dado “una experiencia inestimable por delante de otras naciones, que le ha permitido desarrollar tecnología de vanguardia, formar una gran fuerza de trabajo y crear mecanismos financieros para apoyar su expansión”.  Todo ello hace que China estén participando en el desarrollo de las renovables en cada vez más países del mundo.



El IEEFA subraya, además, que el auge mundial de las energías renovables durará décadas, impulsado tanto por las inversiones chinas como por la de otras economías emergentes, y también por las industrializadas. 



“El crecimiento de las iniciativas de energía solar, eólica y de eficiencia energética está reduciendo constantemente los costos de producción y haciendo que la energía renovable sea más barata que las fuentes tradicionales. La presión pública para combatir la contaminación y construir una acción colectiva sobre el cambio climático global está creciendo. Estas son enormes fuerzas combinadas del mercado que, mientras hablamos, están configurando y reimaginando la nueva forma de producir electricidad”, concluye Tom Sanzillo, director de Finanzas del centro.



Algunos datos

• China instalará el 36% de toda la capacidad mundial de generación con energía hidroeléctrica en el periodo 2015-2021. También instalará el 40% de toda la energía eólica mundial y el 36% del total de energía solar en este mismo período.
• Cinco de las seis mayores empresas de fabricación de módulos solares del mundo en 2016 están en China.
• En eólica, la china Goldwind superó a Vestas en 2015 y se convirtió en el mayor fabricante de aerogeneradores a nivel mundial.
• China posee cinco de las diez principales empresas mundiales que fabrican turbinas eólicas.
• La china Tianqi Lithium es ya el mayor fabricante mundial de iones de litio. El liderazgo y control del gigante asiático en este sector ha llevado a que las empresas chinas controlen actualmente el 90% de a minería y el 72% del procesamiento de los elementos raros.

• State Grid Corp of China (SGCC) es la mayor empresa eléctrica del mundo, con más de 1,9 millones de empleados y unas ventas anuales de 330.000 millones de dólares.

Añadir un comentario