termosolar

Concentración de apoyo al alcalde de Alburquerque en Madrid

25 días en huelga de hambre son ya muchos días

0
El pasado veinte de marzo, Ángel Vadillo, alcalde de Alburquerque (Badajoz), emprendió una marcha a pie desde su pueblo hasta el Ministerio de Industria, en Madrid, para protestar contra la moratoria a las renovables ordenada por el gobierno. Vadillo empleó 22 jornadas en recorrer los casi 400 kilómetros que separan su pueblo de la capital del reino, se atrincheró frente al ministerio durante casi dos meses, fue recibido por el ministro de Industria, José Manuel Soria, a principios de junio –Soria “prefiere mantener los privilegios de las multinacionales españolas de la energía”, dijo Vadillo tras el encuentro– y, por fin, empezó su huelga –"pacífica e indefinida"– hace ya 25 días.
25 días en huelga de hambre son ya muchos días

Alburquerque es un pueblo pacense que está a 25 kilómetros de la raya portuguesa y a 45 de Badajoz. Cuenta con 5.600 vecinos, según el padrón municipal de 2011, y con un alcalde, Ángel Vadillo (PSOE), que un buen día decidió emprender una marcha a Madrid para protestar contra la denominada moratoria a las renovables, esa que de facto ha establecido el Real Decreto-ley 1/2012 "por el que se procede a la suspensión de los procedimientos de preasignación de retribución y a la supresión de los incentivos económicos para nuevas instalaciones de producción de energía eléctrica a partir de cogeneración, fuentes de energía renovables y residuos".

Un ejemplo de desarrollo sostenible... truncado
Pero la marcha y la posterior huelga de hambre de Vadillo tienen una causa que va mucho más allá de la letra de la ley, porque es que Alburquerque es uno de esos pueblos –durante décadas yacimiento de emigrantes– que un buen día vislumbró en las renovables el sueño del desarrollo sostenible, para despertarse apenas al día siguiente en mitad de una pesadilla: la desencadenada por una moratoria que ha venido a truncar la historia de cinco centrales termosolares previstas en el municipio. Según Vadillo, la paralización de esos proyectos se concreta en la pérdida de 39 millones de euros en concepto de impuestos, dos millones anuales por el alquiler de los terrenos municipales en los que se instalarían las plantas, entre 800 y 1.000 puestos de trabajo durante las obras y 250 fijos durante la operación y mantenimiento, así como el mantenimiento del empleo en empresas auxiliares.

Tratar del mismo modo a los desiguales
El gobierno aprobó su real decreto so pretexto de que quería acabar con el "déficit de tarifa", que es la diferencia entre lo que cuesta generar y distribuir electricidad y lo que pagan los consumidores. El problema es que las causas de ese déficit son muchas y, sobre todo, muy diversas, y con el RD 1/2012 el gobierno, por una parte, ha obviado las principales (nuclear e hidráulica) y, por otra, ha tratado como iguales a todas las energías renovables, como si pesase en el déficit lo mismo la biomasa que la energía eólica, el biogás que la fotovoltaica o la termosolar. El caso es que, según datos de la patronal de las renovables, toda la termosolar no supone ni un 1% siquiera del déficit de tarifa y supondrá en 2013 tan sólo un 3%. Pero Soria, que precisamente esta semana ha presentado el cementerio nuclear de Villar de Cañas, que va a costar 980 millones de euros; Soria, el mismo que sí ha concedido una prórroga a Garoña (hasta 2019), precisamente al mismo tiempo que la muy nuclear Francia se compromete a rebajar su dependencia de la energía atómica desde el actual 80% hasta el 50% en el horizonte 2025; Soria, que el pasado dos de julio reiteraba "la disposición del Gobierno para negociar el Plan del Carbón 2013-2018"... ese mismo Soria no ha movido ficha tras el RD de marras (sobre el ministro de Industria, léase Soria, con denominación de origen).

Huelga de hambre pacífica e indefinida
Y Ángel Vadillo, que no cuenta con el coro de flashes y focos con el que sí cuenta la marcha minera, lleva ya 25 días en huelga... huelga de hambre. El alcalde de Alburquerque, menos mediático que la minería, cuenta no obstante con el apoyo de muchas gentes de su tierra. Así, [email protected] Extremeñ@s por el Empleo ha convocado para hoy una concentración pacífica ante el Ministerio de Industria en Madrid a las 13.30 horas "por el empleo y las energías renovables (termosolar, eólica, fotovoltaica, biomasa...) en Extremadura y en apoyo a la reivindicación que está llevando a cabo Ángel Vadillo, alcalde de Alburquerque". Así mismo, llama a otra concentración paralela en Mérida, en la Plaza de España, a partir de las 22.00 horas. Durante las concentraciones, [email protected] Extremeñ@s por el Empleo encenderán "una vela de apoyo a Ángel Vadillo, que ese día cumplirá 26 días en huelga de hambre pacífica e indefinida ante el Ministerio de Industria en Madrid".

Hay 158.000 extremeños desempleados, una tasa del 32% de paro
El objetivo de los convocantes es "pedir junto a Ángel Vadillo la derogación del Real Decreto 1/2012 o la adecuación del mismo a la circunstancia de Extremadura, para que los proyectos con autorización administrativa de renovables que tiene nuestra región, suspendidos por dicho decreto, puedan llevarse a cabo y construirse". El propósito de [email protected] Extremeñ@s por el Empleo es "evitar la pérdida de empleo, la no generación del mismo y la no subsistencia de la pequeña y mediana empresa [pyme] para nuestra región". Según este colectivo, "Extremadura está pasando por el peor momento de las últimas décadas; cada día más pymes extremeñas se ven obligadas a cerrar; la tasa de paro se ha disparado, llegando a situarse en el 32%, lo que supone que unos 158.000 extremeños se encuentran en situación de desempleo". En la imagen, Soria, junto a Miguel Arias Cañete, el ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, que anunció hace una semana en el Congreso el retorno de las ayudas a las renovables (léase ¿Cuánto vale la palabra de un ministro?).

Añadir un comentario
¡Suscríbete!
Baterías con premio en la gran feria europea del almacenamiento de energía
El jurado de la feria ees (la gran feria europea de las baterías y los sistemas acumuladores de energía) ya ha seleccionado los productos y soluciones innovadoras que aspiran, como finalistas, al gran premio ees 2021. Independientemente de cuál o cuáles sean las candidaturas ganadoras, la sola inclusión en este exquisito grupo VIP constituye todo un éxito para las empresas. A continuación, los diez finalistas 2021 de los ees Award (ees es una de las cuatro ferias que integran el gran evento anual europeo del sector de la energía, The smarter E).