panorama

Ya hay fecha para la nueva subasta: será el 18 de julio

0
La próxima subasta de energía renovable será el 18 de julio. Así consta en una resolución del Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital remitida a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). Como en la anterior ocasión, se subastarán 2.000 MW ampliables a 3.000 MW, si bien esta vez solo para potencia eólica y fotovoltaica. Las condiciones también son similares, aunque el Ministerio ha elevado algo más los valores del porcentaje de reducción permitidos.
Ya hay fecha para la nueva subasta: será el 18 de julio

En la nueva subasta del 18 de julio, Energía solo permitirá competir a las tecnologías eólica y solar fotovoltaica, lo que podría abrir la puerta a que en esta ocasión si entraran instalaciones solares, en especial grandes plantas, si bien la polémica que rodea al diseño que está dando el Gobierno a las pujas sigue muy vivo. De hecho, hoy mismo la Junta de Extremadura ha presentado alegaciones a esta nueva subasta al considerar que, de nuevo, se favorece la eólica en detrimento de la energía solar, como se pudo comprobar en la celebrada el pasado 17 de mayo.

Ceñir la subasta a la eólica y a la solar fotovoltaica también hace pensar que podrían convocarse próximamente otras pujas para las tecnologías renovables excluidas, como la bioenergía o la solar termoeléctrica, que en reiteradas ocasiones han expresado su rechazo al tratamiento que están recibiendo por parte del Gobierno. Además, está pendiente de convocar la subasta específica anunciada para Canarias, retrasada, según el Ministro Nadal, "por razones técnicas".

En cuanto a la del próximo 18 de julio, los criterios son semejantes a la celebrada en mayo: subastar inicialmente 2.000 MW y ampliarlos hasta los 3.000 MW si concurren las condiciones (confidenciales) para que el coste de los nuevos kilovatios subastados tengan un coste nulo o casi nulo. 

El Ministerio ha  incrementado los valores de reducción permitidos, si bien no podrán llegar al cien por cien, como ocurrió en la primera subasta, celebrada en enero de 2016.

La resolución remitida a la CNMC establece un valor máximo de reducción del 81,91 % para la eólica y del 65,80 % para la solar FV. En la anterior, los porcentajes eran del 66,01% y del 59,84%, respectivamente. En cuanto a criterios de desempate se siguen las mismas directrices, que otorgan mayor producción a la eólica frente a la solar fotovoltaica, según consta en el borrador y en la memoria económica del real decreto elaborados por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital.

Eso sí, los promotores que quedaron precalificados para participar en la puja anterior quedan automáticamente precalificados para esta. En cuanto a nuevos candidatos, la precalificación se extiende hasta el 13 de julio.



Esta es la tercera subasta de energía verde en el último año y medio. En la primera, de enero de 2016, se adjudicaron 700 MW (500 MW eólicos y 200 MW de biomasa). En la de mayo de 2017 la práctica totalidad de los kilovatios en juego fueron a parar a la eólica.



Añadir un comentario