panorama

La Comisión Europea ignora a las tecnologías de calor renovable

0
Esto es lo que piensan las asociaciones de calefacción y refrigeración europeas de biomasa, geotermia y solar térmica tras la publicación por parte de la Comisión Europea (CE) de la "Hoja de Ruta para avanzar hacia una economía baja en carbono en 2050” y el “Plan de Eficiencia Energética para 211”.  Sobre todo teniendo en cuenta que este sector representa casi la mitad del consumo energético final de la Unión Europea (UE).
La Comisión Europea ignora a las tecnologías de calor renovable

En un comunicado conjunto, la Asociación Europea de Biomasa (Aebiom), el Consejo Europeo de Energía Geotérmica (EGEC), la Asociación Europea de la Industria de la Biomasa (Eubia) y la Federación Europea de la Industria Solar Térmica (Estif) se lamentan de que los dos documentos sobre política energética europea para los próximos años, dados a conocer el martes por la CE, subestimen a las tecnologías de calor renovable. Especialmente,  porque, como declara el secretario general de Estif, Xavier Noyon, “la calefacción y la refrigeración en edificios, en instalaciones de calor de distrito y en las de calor de proceso pueden ser cien por cien renovables y bajas en emisiones si se combina la eficiencia energética y el calor obtenido a partir de fuentes de energías limpias”.   

Estas asociaciones, que forman parte del Consejo de Energías Renovables, no entienden que un sector que representa casi la mitad del consumo energético final de la UE  -en 2010, el 47% de toda la energía consumida en Europa fue en forma de calor- reciba tan poca atención entre los responsables políticos y  que no se haya tenido en cuenta a la hora de redactar los informes.

“Estos documentos tendrán una fuerte influencia sobre la política energética  europea a medio plazo y en ellos sólo existen referencias de menor importancia sobre el calor en general  y el obtenido a partir de renovables en particular, por no mencionar la omisión del sector de la energía geotérmica ",  señala Philippe Dumas, gerente de EGEC.  “La producción de calor a partir de biomasa alcanza una eficiencia de conversión de energía mucho más alta que  la obtenida por otros tipos de energía. Por ello, nos gustaría que los políticos fueran conscientes de que el calor renovable puede contribuir de manera decisiva  a la eficiencia energética y la descarbonización”.

Más trabajo
Por su parte, Jean-Marc Jossart, secretario general de AEBIOM, asegura que “sustituir el uso de combustibles fósiles por energías renovables no sólo resultaría más eficiente y más barato sino que también permitiría crear puestos de trabajo". El “Plan de Eficiencia Energética para 2011” reconoce que la mayoría de la energía consumida en la UE -el 83% en edificios- se utiliza  para la calefacción, la refrigeración y el agua caliente sanitaria; mientras que la hoja de ruta establece la eficiencia energética en los edificios como la mejor medida para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. Pero ni uno ni otro mencionan, sin embargo, que las tecnologías de calor renovable constituyen soluciones energéticas eficaces y totalmente libres de carbono.

Más preocupante resulta, para estas organizaciones, el plan adoptado por la Unión Europea para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero de aquí al año 2050 y la declaración favorable al potencial de la electricidad para cubrir la demanda de calor en la UE.  Un enfoque hecho a expensas de las fuentes de calor renovables, y además ignorando la escasa eficiencia energética y el mayor coste de la electricidad para su uso en calefacción.

Más información
www.egec.org
www.aebion.org
www.eubia.org

www.estif.org

Añadir un comentario