javier garcía breva

El color del CO2 (ER 61)

0


Javier García Breva
Director general de SOLYNOVA ENERGIA
[email protected]

La lucha contra el cambio climático exige con urgencia otro modelo de crecimiento económico. Los científicos ya han advertido que el aumento de 1 ó 2 grados en la temperatura del planeta puede acabar con nuestra civilización y la Agencia Internacional de la Energía también ha anunciado que los excedentes de petróleo van a ir reduciéndose indefinidamente. La economía global no puede seguir dependiendo en un 90% de los combustibles fósiles. Lo que no destruya el clima lo harán las guerras.

El cantautor británico Billy Bragg decía que “el enemigo de una sociedad mejor no es el capitalismo, es el cinismo”. Esta frase define muy bien cómo nuestra sociedad afronta este reto y cómo la hipocresía, sustentada en el más profundo desconocimiento, empaña todas las decisiones. ¿Pero cómo se manifiesta el cinismo? Por ejemplo, cuando se superpone el debate del impacto visual o de la protección del paisaje al de la contaminación ambiental o del cambio climático. Cada vez es más frecuente ver cómo las administraciones o asociaciones de todo tipo levantan barreras a las instalaciones renovables con el argumento de la protección del paisaje. Esto está pasando con la energía eólica, minihidraúlica, la solar o los biocarburantes.

El valor de la energía se desconoce hasta que llega el apagón y la queja clamorosa. Sin embargo, hasta que eso sucede habrán sido innumerables los manifiestos contra un parque eólico, una térmica o un cable de alta tensión. Es la cultura del no frente a la evidencia razonable de que para tener luz es necesario disponer de un sistema energético seguro, diversificado y limpio.

Lo que debería preocupar en estos momentos es el fracaso de la política económica para reducir la dependencia energética, garantizar la seguridad de abastecimiento y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. Es un problema global que en los dos últimos años se ha definido en todo el mundo a través de la renacionalización de las reservas de hidrocarburos, el incremento de la demanda y los efectos del cambio climático. Ante este marco destaca la incoherencia de las políticas adoptadas, sin esfuerzo fiscal ni presupuestario para conseguir mayores exigencias de eficiencia energética y manteniendo discursos sostenibles con polìticas insostenibles y falsos debates sobre lo caras que son las energías renovables. El último informe del Panel Itergubernamental de Cambio Climático de la ONU ya ha afirmado que una política económica sostenible es posible y su coste asumible, pues lograr que la temperatura no suba más de dos grados sólo recortaría el crecimiento mundial un 0,12% anual.

Pero cambiar el patrón de una economía y una cultura basada en el consumo de hidrocarburos no va a ser fácil. La Organización Mundial de la Salud ha dicho que cuidar el entorno evitaría 13 millones de muertes al año en el mundo y aunque el CO2 mata y destruye el planeta, es incoloro, inodoro e insípido, es decir, ni da ni quita votos. Si el CO2 fuera de colores el cinismo ya no sería un arma de supervivencia política ni las energías fósiles cubrirían el 90% de la demanda energética y las tecnologías energéticas bajas en carbono serían estratégicas.

Desde luego, hoy es más fácil organizar viajes turísticos a Groenlandia para ver el deshielo del Artico que cambiar las políticas económicas vigentes, pero la necesidad de supeditar el modelo económico al cambio climático es ya una exigencia inmediata. Decía Billy Bragg que “el antídoto contra el cinismo es el amor”. Volvamos, pues, nuestra mirada a la ética.

 

Añadir un comentario
Baterías con premio en la gran feria europea del almacenamiento de energía
El jurado de la feria ees (la gran feria europea de las baterías y los sistemas acumuladores de energía) ya ha seleccionado los productos y soluciones innovadoras que aspiran, como finalistas, al gran premio ees 2021. Independientemente de cuál o cuáles sean las candidaturas ganadoras, la sola inclusión en este exquisito grupo VIP constituye todo un éxito para las empresas. A continuación, los diez finalistas 2021 de los ees Award (ees es una de las cuatro ferias que integran el gran evento anual europeo del sector de la energía, The smarter E).