panorama

Récord de millones invertidos en el mundo para hacer frente al cambio climático

0
El Grupo Banco Mundial ha anunciado que en el año fiscal 2018, el 32.1% de la financiación estuvo dirigida a proyectos climáticos, con lo cual ha superado la meta establecida en 2016 de lograr una financiación del 28% de su volumen de préstamos para 2020. Este logro ha generado el impulso de 18 gigavatios de energía renovable adicional en redes eléctricas.
Récord de millones invertidos en el mundo para hacer frente al cambio climático

El ejercicio fiscal de 2018 (del 1 de julio de 2017 al 30 de junio de 2018) ha dejado un récord de 20.500 millones de dólares (USD) en financiamiento para medidas vinculadas con el clima y es "el resultado de un esfuerzo de toda la institución por incorporar consideraciones climáticas en todos los proyectos de desarrollo", según señala el organismo internacional en su portal.

La meta del 28 % era un objetivo clave del Plan de Acción sobre el Cambio Climático del Grupo Banco Mundial, adoptado en abril de 2016, y se estableció para ayudar a los países a cumplir sus metas nacionales en virtud del Acuerdo de París sobre cambio climático.

El aumento de dinero disponible para iniciativas vinculadas con el clima ha permitido la generación o integración de 18 gigavatios de energía renovable adicional en las redes eléctricas, y que se hayan movilización más de 10.000 millones USD en financiamiento comercial para operaciones de energía limpia. 



Otros logros han sido la preparación de 22 planes de inversión para una agricultura climáticamente inteligente en 20 países; la inversión de 784 millones USD en el mejoramiento de sistemas de transporte resilientes al cambio climático; el acceso de 38 millones de personas de 18 países a información confiable sobre el clima y sistemas de alerta temprana para hacer frente a desastres naturales cada vez más frecuentes e intensos, como inundaciones y huracanes.

“No solo hemos superado las metas climáticas establecidas, hemos transformado la forma en que trabajamos con los países y somos testigos de grandes transiciones hacia la energía renovable, los sistemas de transporte limpios y resilientes, la agricultura climáticamente inteligente y las ciudades sostenibles”, ha declarado Kristalina Georgieva, directora general del Banco Mundial. “Esto ofrece a las personas más vulnerables una posibilidad de luchar contra el cambio climático, enfrentando los impactos de hoy y adaptándose a ellos, y trabajando para contener los daños futuros que pudiera sufrir nuestro planeta”.

Casi el 50% para medidas de adaptación
Las principales instituciones de financiamiento del Banco Mundial, el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF) y la Asociación Internacional de Fomento (AIF), prácticamente han duplicado la cantidad de proyectos que generan con beneficios climáticos: el porcentaje de este tipo de actividades pasó del 37 % en el ejercicio de 2016 al 70 % en el ejercicio de 2018.

El financiamiento del Banco Mundial para ayudar a los países en desarrollo a adaptarse al cambio climático y generar resiliencia también creció: en el ejercicio de 2018 se destinaron USD 7.700 millones USD a inversiones en adaptación, en comparación con los 3.900 millones del ejercicio anterior. Ahora, cerca de la mitad (el 49 %) de todo el financiamiento del Banco Mundial para el clima se destina a la adaptación, lo que demuestra un compromiso centrado tanto en ayudar a los países a adaptarse al cambio climático como en mitigar las emisiones futuras.

En el ejercicio de 2018, los compromisos relacionados con el clima de la Corporación Financiera Internacional (IFC), el principal miembro del Grupo Banco Mundial orientado al sector privado de los mercados emergentes, ascendieron al 36 % de los fondos movilizados y por cuenta de IFC. Esto se traduce en más de 3.900 millones USD en inversiones climáticamente inteligentes por cuenta de IFC y 4.400 millones adicionales en movilización básica, o casi 8.300 millones en total.

Creando mercados

“La parte más importante del crecimiento económico se está produciendo en los mercados emergentes, y en IFC sabemos que debemos garantizar que este crecimiento sea inclusivo y sostenible”. “Esta es una oportunidad de inversión de billones de dólares”, ha declarado Philippe Le Houérou, director general de IFC. “Debemos desempeñar una función clave para lograr que estas oportunidades alcancen su máximo potencial. Mediante nuestra estrategia creamos mercados, buscamos ampliar plataformas que han tenido éxito, como más energía solar y la iniciativa de construcciones ecológicas EDGE, y formular nuevas soluciones que acelerarán las actividades en sectores prioritarios relacionados con el clima”.

El clima es una de las tres esferas de acción de la estrategia a mediano plazo del Organismo Multilateral de Garantía de Inversiones (MIGA), la institución del Grupo Banco Mundial que ofrece seguros contra riesgos políticos y mejoramiento del crédito. Casi el 60 % de los proyectos garantizados por MIGA durante el ejercicio de 2018 respaldaron medidas de mitigación y adaptación con respecto al cambio climático en todo el mundo. De ellos, más de tres cuartos se relacionaron con energías renovables.

“Para nosotros, la movilización del capital privado en respaldo de medidas vinculadas con el clima es una prioridad básica”, afirma Keiko Honda, vicepresidenta ejecutiva y directora general de MIGA. “Con actividades que van desde proyectos de energía eólica y solar en África hasta construcciones ecológicas en entornos de fragilidad y conflicto, estamos comprometidos a minimizar el impacto del cambio climático en las personas más vulnerables”.

El Grupo Banco Mundial tiene previsto anunciar nuevas metas, más ambiciosas, en la próxima conferencia sobre el clima de las Naciones Unidas que se celebrará en Polonia en diciembre de 2018 y que se extenderán más allá de 2020.


Añadir un comentario