biomasa

Los biocombustibles de la Universidad de Jaén protagonizan Bióptima

0
Ya en la edición pasada, centrada en el II Congreso Iberoamericano sobre Biorrefinerías, la Universidad de Jaén aportó interesantes avances en el campo de los bioproductos procedentes del aprovechamiento de los residuos del olivar. En esta edición, centrada en la Feria de la Biomasa y Servicios Energéticos, presentó dos líneas de investigación de producción de biocombustibles, que abundan en el camino emprendido con las biorrefinerías, y el trabajo con el Centro Tecnológico Avanzado de Energías Renovables (CTAER) para mejorar la limpieza del hueso de la aceituna destinado a producir energía.
Los biocombustibles de la Universidad de Jaén protagonizan Bióptima

José María Valdivia, gerente de Ferias Jaén, ha valorado de forma muy positiva la última edición de la Feria de la Biomasa y Servicios Energéticos, Bióptima, celebrada del 2 al 4 de abril en Jaén. "Desde la organización del evento la satisfacción es total, ya que no sólo se han cumplido las expectativas creadas antes de la feria sino que incluso se han superado", remacha Valdivia. Las 4.000 personas que pasaron por Bióptima (el 80% eran profesionales) y que han servido para otorgar ese grado de satisfacción tras la cita comprobaron los avances continuos que realiza la Universidad de Jaén (UJA) en el campo de la bioenergía, presentes en jornadas, exposiciones y presentaciones.

El catedrático del Área de Ingeniería Química de la UJA, Sebastián Sánchez, presentó el jueves dos líneas de investigación que desarrolla su grupo de Bioprocesos en relación a la producción de biocombustibles y productos químicos de alto valor añadido a partir de residuos y subproductos de la industria oleícola o de aguas residuales urbanas e industriales, estas últimas procedentes de los efluentes líquidos de almazaras.

Bioetanol de podas y huesos, pero también gas de síntesis
En la información de la UJA sobre el primer proyecto explican que han desarrollado un estudio integral que permite establecer las tecnologías adecuadas para las distintas etapas implicadas en el aprovechamiento de la poda de olivar y los fragmentos de hueso de aceituna, con vistas a la producción de bioetanol, otros alcoholes y gas de síntesis. “Nuestra intención es que este subproducto del olivar llegue a producir de manera rentable bioetanol”, ha asegurado Sebastián Sánchez.

En la segunda línea de investigación se utilizan microalgas para la eliminación de dióxido de carbono (CO2) procedente de efluentes gaseosos industriales, “puesto que tienen la capacidad de acumular hidrocarburos y lípidos que podrían ser destinados a la producción de biocombustibles”, señalan. Por otro lado, dentro del mismo proyecto se proponen desarrollar un sistema de tratamiento terciario de aguas residuales alternativo utilizando organismos fotosintéticos, en el que simultáneamente a la depuración del agua se elimine CO2 y se produzcan hidrocarburos y lípidos a partir de la biomasa formada.

Cómo sacarle el máximo rendimiento al hueso de aceituna
En otra sesión de Bióptima la UJA y el CTAER presentaron las colaboraciones que desarrollan ambas entidades en la búsqueda de la innovación para un mayor aprovechamiento de la biomasa del olivar. En concreto, el área de biomasa del CTAER, formada por doctores de UJA, ha obtenido los primeros resultados prácticos relativos al aprovechamiento energético de la biomasa procedente de la industria del olivar. Se trata concretamente de una herramienta NIR (banda de infrarrojos cercanos) y de un método para la limpieza del hueso de la aceituna.

Respecto a la herramienta NIR, la UJA informa de que “se trata de una metodología experimental que permite determinar las características fundamentales de una forma de biomasa en tan solo unos segundos, cuando el procedimiento estandarizado por Aenoer lleva varios días”. “Permite a los productores y a los consumidores de hueso de aceituna conocer rápidamente las características de lo que compran o venden”, añaden desde la UJA.

Respecto a la limpieza del hueso de la aceituna, se han determinado los parámetros relacionados con la misma que garantizan un biocombustible de más calidad. El método consiste en separar las tres fracciones que lo componen: hueso limpio, pellejo y finos. En la UJA lo consideran “un parámetro clave para productores, fabricantes y consumidores que serán incorporados en la nueva normativa de certificación de la calidad del hueso de aceituna”. Valeriano Ruiz, director general del CTAER, afirmó además que cuentan en el centro con “un banco de ensayos instrumentado para el análisis del comportamiento energético de las calderas de biomasa a disposición de los fabricantes y usuarios”.

Añadir un comentario