biogás

Tras el fracaso del gas comprimido, Karachi (Paquistán) apuesta por el biometano en 200 autobuses

0
Según la fuente que se consulte, Karachi tiene entre trece y veinticuatro millones de habitantes, lo que la convierte en una de las ciudades más pobladas del mundo. En lo que sí coinciden todas las fuentes es en que es una de las urbes más contaminadas. Una información de la agencia Reuters corrobora el alarmante descenso del uso del transporte público y el fracaso de políticas de compras de autobuses chinos de gas natural comprimido, que se intenta paliar con la puesta en circulación de 200 autobuses híbridos con biometano.
Tras el fracaso del gas comprimido, Karachi (Paquistán) apuesta por el biometano en 200 autobuses
Felicitación del año del Fondo Verde para el Clima, impulsor del proyecto en Karachi

El Fondo Verde para el Clima (FVC) ha tenido que "intervenir" en Karachi. Creado por el Convenio sobre Cambio Climático de las Naciones Unidas para ayudar a países en el desarrollo e implantación de prácticas de lucha, adaptación y mitigación de los efectos de este fenómeno, gestionará una inversión de 583 millones de dólares para, entre otras medidas, conseguir una flota de 200 autobuses urbanos híbridos con biometano que ayude a reducir la contaminación en la ciudad más poblada de Paquistán.

El plan concebido para Karachi recibe el nombre de Green Bus Rapid Transit (BRT), pero realmente va más allá de la mejora de la red de autobuses, con 25 nuevas estaciones. Se va a implantr un corredor de treinta kilómetros que beneficiará a 1,5 millones de residentes, en los que se ampliarán y mejorarán zonas para peatones y se trazarán carriles para bicicletas y sistemas para compartirlas.

En la información de Reuters se concreta que los 200 autobuses alimentados con biometano comenzarán a operar en 2020, darán servicio diariamente a 320,000 pasajeros y reducirán las emisiones de CO2 en más de 2,6 millones de toneladas equivalente durante treinta años.

Estiércol de 400.00 búfalos
El biometano procederá del biogás generado con el estiércol de 400.000 búfalos de agua productores de leche de Karachi, lo que permitirá también evitar emisiones de metano, solucionar un problema de un residuo muy contaminante y ahorrar los cientos de miles de litros de agua al año que se utilizan para lavar las zonas afectadas por los vertidos de estiércol.

Con los autobuses de biometano se intentará también paliar la errónea política de transporte público llevada a cabo en Karachi, que, según la agencia Reuters, ha motivado que la gente opte por los taxi y los famosos carros tirados por personas (a pie o a pedales). Uno de sus fracasos fue la importación desde China de autobuses de gas natural comprimido, que el Gobierno de la ciudad tuvo que retirar por su rápido deterioro.

Posibles réplicas en Lahore, Multán, Peshawar y Faisalabad
Entre los expertos consultados por Reuters, Ali Tauqeer Sheikh, director general de Leadership for Environment and Development Pakistán, asegura que, si el BRT tiene éxito  “sentaría las bases para sistemas de transporte urbano climáticamente inteligentes y serviría de modelo para otras ciudades, como Lahore, Multán, Peshawar y Faisalabad”.

El propio Fondo Verde para el Clima califica este proyecto como de gran envergadura, con un elevado riesgo en su planificación y ejecución y con una financiación pública al cien por cien. De los 583,5 millones de dólares presupuestados, 442 los pone el Banco Asiático de Desarrollo, 92,5 el Gobierno de la provincia de Sindh en la que se encuentra Karachi y 49 el FVC.

Añadir un comentario