biocarburantes

El biodiésel “más español” se fabrica con aceites usados

0
El biodiésel que se produce en España con materias primas de origen español utiliza esencialmente aceites vegetales usados. Así se recoge en el último informe anual de uso de biocarburantes publicado por la Comisión Nacional de Energía (CNE), aunque su 5,6 % de participación global queda lejos del 51 % de la soja. Para sustentar este suministro no dejan de aparecer iniciativas que incentivan la recogida de aceite doméstico usado, como ha hecho recientemente Eroski. En la última edición de Genera, Geregras recordó que actualmente se usa menos de la mitad del aceite que se podría aprovechar en España.
El biodiésel “más español” se fabrica con aceites usados

El biodiésel consumido en España en 2011 procedió mayoritariamente de la soja, con un porcentaje del 51,4 %, seguido de la palma (40 %), el aceite de fritura (5,6 %) y, en menor proporción, de colza (1,58 %), grasa animal (0,98 %) y aceite de canola (0,26 %). Son datos extraídos del último informe sobre uso de biocarburantes en España referente a 2011 y publicado por la CNE. De su lectura se concluye que los 63.000 m3 de aceites de fritura suman la principal fuente de recursos generados en España para producir biodiésel, a los que se podrían añadir los 11.831 m3 de grasas animales.

Sin embargo, llama la atención que en 2011, para producir biodiésel en nuestro país, se importaron más de 35.000 m3 de aceites de fritura  (25.000 procedieron de Estados Unidos) y 6.000 m3 de grasas animales (4.300 desde Francia). Durante las jornadas organizadas por la Asociación Técnica para la Gestión de Residuos, Aseo Urbano y Medio Ambiente (Ategrus) en la pasada edición de Genera se puso de manifiesto el déficit entre generación y recogida de aceites usados en España.

Se recogen 120 millones de litros, pero se podrían aprovechar 275 millones
La Asociación Nacional de Gestores de Residuos de Aceites y Grasas Comestibles Usados (Geregras) expuso que se gestionan actualmente 120 millones de litros al año de aceites y grasas de este tipo, pero que realmente se podría llegar a los 275 millones de litros. Francisco Jordano, director comercial de Geregras, también expuso el momento actual de adaptación a las nuevas normativas que vive el sector, con el objetivo de garantizar la trazabilidad del producto, que incluye la aplicación de criterios de sostenibilidad al biodiésel producido con estas materias primas. En concreto, contará con el esquema ISCC (International Sustainability and Carbon Certification), uno de los aprobados por la Comisión Europea.

Ayer mismo Eroski presentó una iniciativa que va en la línea de mejorar la recogida y suministro de aceites domésticos usados con destino a las plantas de biodiésel. En concreto, inauguró la nueva red de puntos de recogida que, como experiencia piloto, permitirá durante los próximos seis meses la entrega de aceite en el hipermercado y los 22 supermercados que tiene en la Comarca de Pamplona.

Para dicha recogida se aprovecha la infraestructura que Eroski utiliza con destino al Banco de Alimentos de Navarra, por lo que no supondrá un coste añadido para la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona. Aseguran que una vez transcurridos los seis meses de la experiencia piloto, y tras identificar posibles mejoras y ajustes en el sistema, la red se extenderá a todos los supermercados que actualmente participan en el mencionado banco de alimentos. Por otro lado, para incentivar la participación ciudadana, en los supermercados facilitarán etiquetas adhesivas para que cada recipiente se identifique con los datos personales del usuario que lo deposita, que participará así en el sorteo mensual de diez vales de compra de 50 euros y uno de 100 euros.



Añadir un comentario