termosolar

Europa apoya con 300 millones de euros el primer proyecto Desertec

0
El Banco Europeo de Inversiones ha comprometido 300 millones de euros para apoyar el desarrollo del complejo solar de Ouarzazate en Marruecos, el primer gran proyecto de energía solar en el norte de África. La instalación, que será construida por la española Acciona para la saudí Acwa Power, adjudicataria del proyecto, contará con una potencia máxima de 160MW en su primera fase.
Europa apoya con 300 millones de euros el primer proyecto Desertec

El acuerdo de financiación se firmó el pasado lunes 19 de noviembre en Marrakech y  representa más del 50 por ciento del costo total del proyecto. Además del BEI, el proyecto, que se localiza a las puertas del desierto del Sahara y a los pies de la cordillera del Atlas, cuenta con el respaldo de la Agencia de Desarrollo de Francia (AFD), el KfW Entwicklungsbank (KfW) alemán y la agencia marroquí MASEN. El paquete de préstamos se ha visto facilitado con una contribución de 30 millones de euros de subvención de la Unión Europea en diciembre de 2011. 

"Como principal institución financiera europea en este proyecto, el BEI se enorgullece de contribuir tanto a su financiación como en aportar nuestra experiencia técnica adquirida en Europa para todas las fuentes de energía renovable", dijo el Vicepresidente del BEI, Philippe de Fontaine Vive. "La primera fase de Ouarzazate es un hito para el éxito del Plan Solar Mediterráneo en la región. Proporciona una señal fuerte y verde para el futuro en términos de tecnología, desarrollo económico y energía, y  oportunidades de trabajo".

La financiación europea va dirigida a la primera fase del complejo solar de Ouarzazate, consistente en la construcción de una planta termosolar de tecnología cilindro-parabólica de entre 125 y 160 MW de potencia y una capacidad de almacenamiento de energía mínima de 3 horas. El proyecto es el primero en el marco del Plan Solar de Marruecos y el más grande hasta la fecha en el marco del Plan Solar Mediterráneo, cuyo objetivo es desarrollar 20 GW renovables para el año 2020.

Una vez desarrollado en su totalidad, el complejo solar de Ouarzazate será uno de los más grandes del mundo. Tendrá una potencia instalada de 500 MW, capaz de suministrar la energía equivalente a la requerida en una ciudad de 1.500.000 habitantes. Ya en su primera fase evitará la emisión de 110.000 toneladas de dióxido de carbono al año, al tiempo que contriburá a la seguridad energética en Marruecos, a la creación de empleo y al desarrollo de un sistema integrado de la industria solar local. 

De acuerdo con Acciona, la construcción y puesta en marcha de la central se llevará a cabo en 28 meses

Añadir un comentario