Recomendaciones de política energética para España en 2050

0
Recomendaciones de política energética para España en 2050

Monitor Deloitte ha actualizado el estudio sobre “Un modelo energético sostenible para España en 2050. Recomendaciones de política energética para la transición”. En él se analizan las consecuencias para la economía española y para los sectores energéticos derivadas del cumplimiento de los objetivos de reducción de los gases de efecto invernadero a 2050, que la Unión Europea ya formuló en 2011 y que fueron ratificados en el COP21.

La lucha contra el cambio climático y la reducción de emisiones es un reto global, y según la opinión más extendida en la comunidad científica, en ausencia de una acción global y urgente, el cambio climático tendrá impactos severos e irreversibles a nivel global. Uno de los grandes retos de nuestra sociedad en lucha contra el cambio climático será desacoplar las emisiones GEI y el crecimiento económico, ya que uno de los factores más importantes de esta correlación es el uso de combustibles fósiles para la obtención de energía.

Se estima que el límite de emisiones acumuladas en la atmósfera para evitar un calentamiento global superior a 2º C sobre el nivel preindustrial, valor a partir del cual existe un elevado riesgo de cambios climáticos irreversibles, es de un 1 billón de toneladas de CO2. Las estimaciones más optimistas indican que el mundo ha emitido aproximadamente la mitad de este límite (en 2011 se habían emitido 0,52 billones de tCO2) y que éste será superado en 2040 si el mundo sigue emitiendo al ritmo actual.

El Acuerdo de París (COP21) incluye el compromiso de las partes firmantes para contener el incremento de la temperatura de la Tierra “muy por debajo de los 2º C” con respecto al nivel preindustrial, y esforzarse para limitarlo en 1,5º C, así como alcanzar la neutralidad de emisiones entre 2050 y 2100.

La UE ya ha establecido unos ambiciosos objetivos para que en 2050 su economía no dependa, o lo haga en menor medida, del consumo energético proveniente de fuentes emisoras de GEI. El objetivo es reducir para entonces entre un 80 y un 95% con respecto a las emisiones del año 1990. Para ello, la UE ha desarrollado un conjunto de políticas de referencia e hitos intermedios:
• Paquete de Energía y Cambio Climático 2013-2020 (objetivos 20-20-20).
• Marco 2030, adoptado en 2014 para dar continuidad al anterior Paquete de Energía y Cambio Climático, e incluir un objetivo vinculante de reducción de emisiones en un 40%, con respecto a los niveles de 1990. Un aumento de energías renovables, “por lo menos el 27%”, y un objetivo de eficiencia energética del 27%.
• Hoja de Ruta 2050, presentada en 2011, que estableció que, en 2050 la UE deberá reducir sus emisiones entre un 80 y un 95%.

La transposición de los objetivos 2020 para España se traduce en no incrementar las emisiones más de un 30% con referencia a 1990.

España se encuentra en la senda de cumplir los objetivos de 2020, si bien el objetivo de penetración de renovables sobre energía final requerirá un esfuerzo adicional para asegurar su cumplimiento (por ahora subastas). El avance en el cumplimiento de los objetivos se ha realizado básicamente gracias al desarrollo de la generación renovable eléctrica y por la crisis económica que ha contraído el consumo de energía, no por el cambio estructural en el consumo de energía final.

Las actuaciones o “palancas” a considerar para la transformación del modelo energético son:
• Cambiar a vectores energéticos con menores emisiones
• Instalar generación eléctrica libre de emisiones, como las renovables.
• Fomentar la eficiencia energética

Todas las actuaciones son indispensables para cumplir los objetivos, pero el mayor potencial de descarbonización se consigue con la electrificación de la demanda mediante energías renovables. El nuevo mix de generación eléctrica debería tener hasta el 90-100% de origen renovable (el 38% de la generación ha sido renovable en 2015). Alcanzar este nivel de penetración significará instalar entre 145-201 GW de generación eléctrica hasta 2050, así como la capacidad de respaldo/almacenamiento suficiente para garantizar la seguridad de suministro.

Añadir un comentario